Pasar al contenido principal
Martes, 20 Agosto 2019

No, el color que aparece en el tubo de la crema de dientes no indica la toxicidad del producto

Por Luisa Fernanda Gómez Cruz

Medios de fact-checking publicaron que los colores en los envases sirven para identificar dónde se debe cortar o plegar el embalaje del producto.

En Facebook se hizo viral una imagen que dice “que el color que aparece en el tubo de la crema es de vital importancia”, pues dependiendo de este color es posible determinar los componentes y su nocividad para los consumidores. Según la publicación el color rojo indica “90% químicos y 10% natural”; azul “65% químico y 15% natural”, negro “50% químico y 50% natural” y verde “100% natural”. 

Esta información, sin embargo, lleva circulando en redes sociales desde hace varios años y en distintos países.

En 2016 el portal Pulzo publicó un artículo en el que cuenta que “en internet circulaba una publicación relacionada con la calidad del producto, sin embargo la leyenda ha sido desmentida”.

En agosto de 2017 la edición digital del diario La Verdad de España informó que “según un mensaje difundido en WhatsApp y que invade Facebook, el color de estos cuadraditos de las pastas de dientes está relacionado con la procedencia de los ingredientes de la misma”, pero, explica, “el objetivo de este mensaje es hacer llegar a la población una información que poco que tiene que ver con la realidad. Se trata de los cuadrados de colores que hay en los envases de las pastas de dientes”.

Y hace unos meses, el 11 de abril de este año, el portal Maldita, también de España, publicó su desmentido:

“Es un bulo que circula por internet desde hace años, pero en realidad, esas señales significan otra cosa completamente diferente: son lo que se llama marcas de ojo o guías de registro, y sirven para que el sistema automatizado de producción y relleno de esos tubos detecten donde deben cortarlos y sellarlos. No tienen relación con lo que hay dentro”.

Maldita agrega el enlace para ver la verificación que realizó en 2013 el portal de fact-checking Snopes, que señala que las marcas de colores “son un artefacto del proceso de fabricación conocido como ‘marcas de ojo’ o ‘marcas de color’, marcas impresas que pueden leerse con sensores de haz de luz y generalmente identifican dónde se debe cortar o plegar el embalaje del producto a medida que las unidades conectadas fluyen a través de la maquinaria en alta velocidad”.

Asimismo, Snopes explica que los colores de los registros de marcas de ojos no se limitan a los mencionados en la publicación (y pueden no ser necesariamente visibles en el producto terminado), sino que simplemente significan diferentes tipos de envases o diferentes tipos de sensores. “La mejor manera de determinar la composición de una marca determinada de pasta de dientes es leyendo la información de ingredientes impresa en la caja y / o tubo de la pasta de dientes”, concluye el portal de verificación.

Miércoles, 09 Mayo 2018

Los $8 billones de gasto en salud que propone reducir Claudia López

Por Carlos González

La fórmula vicepresidencial de Sergio Fajardo, Claudia López, planteó que el gasto de la salud pública colombiana se reduciría si se implementan campañas de prevención y se establecen impuestos saludables. Chequeamos la propuesta. Inflada.

Para 2018, el Gobierno Nacional destinó más de $24,6 billones para el sector de la salud, de los cuales más del 98% estará destinado a funcionamiento, una cifra que según la candidata a la vicepresidencia, Claudia López, puede seguir aumentando, siempre y cuando se reduzca el gasto del sistema en un tercio ($8 billones), lo cual puede lograrse si se trabaja decididamente el tema de la prevención.

Para los expertos esto es desmedido. Incluso, el propio ministro de Salud, Alejandro Gaviria, le dijo a Colombiacheck.com que la prevención mejora los indicadores de salud, un objetivo preponderante y se evitan algunos gastos, pero “al final la gente va a enfermarse”, recalcó el funcionario.

En medio del debate en la Universidad Javeriana, López dijo que una de las principales apuestas de un eventual gobierno de Sergio Fajardo será la prevención de enfermedades con buenos hábitos de vida, incentivando el deporte y una buena alimentación.

Pero no será una tarea nada fácil, ya que según un informe publicado por la firma Deloitte, cada año las enfermedades cardiovasculares le cuestan al Estado cerca de $3,84 billones, padecimientos que, de acuerdo a la Organización Mundial de la Salud, pueden prevenirse aplicando una serie de políticas públicas, como la construcción de más bicicarriles, el control al tabaco, a las comidas con grasas saturadas o altas en azúcar, entre otros.

Precisamente, la campaña de Fajardo y López está decidida a aumentar los impuestos a las bebidas azucaradas, para reducir la obesidad y enfermedades como la diabetes, sin embargo, cabe mencionar que en 2016, cuando se discutía la reforma tributaria, esta medida fue rechazada por el Congreso.

El ministro Gaviria calculó en la pasada discusión de la reforma tributaria que, si se hubiera aprobado, el impuesto a las bebidas azucaradas y al tabaco le hubiera dejado al Estado un recaudo de 1,5 billones de pesos al año. De igual manera, en diferentes espacios ha mencionado que el tabaquismo le cuesta al sector cerca de $4,3 billones anualmente

Germán Fernández, presidente del Colegio Médico de Cundinamarca y Bogotá, aseguró que aunque el Estado sí debe buscar la prevención de enfermedades, no se debe reducir este gasto, debido a que lo que se hará es mejorar la calidad de las personas en el presente, pero en el futuro, por temas de edad, las personas igualmente van a sufrir de diferentes enfermedades.

Pero además de la prevención, la senadora de la Alianza Verde manifestó que es necesario incentivar una política de educación sexual efectiva para evitar que el embarazo adolescente persista, pues hoy, una de cada cinco madres es adolescente, según el Ministerio de Salud y esto se traduce en un gasto superior a $1 billón cada año para el Estado.

Así mismo, la lucha contra la corrupción también será muy importante en la salud, recalcó López, quien aseguró que se pueden recuperar $2 billones con un manejo más eficiente. Esta propuesta es apoyada por Dionne Cruz, secretaria General de la Asociación Colombiana de Salud Pública, quien dijo que el sistema debe depurar todos los escándalos que se han presentado y hacer más control para evitar estos “desangres” de recursos públicos.

Por otra parte, uno de los puntos “calientes” a los que todos los candidatos se han enfrentado es de las EPS, debido a que algunas son corruptas e ineficientes, por lo que ha surgido la propuesta de acabarlas, sin embargo, la senadora manifestó que no se puede hacer esto de una día para otro, pues se dejaría sin cobertura a más de 23 millones de personas, por lo que su propuesta está orientada a trasladar a los usuarios a instituciones con mejores resultados de calidad.

Esta será una tarea titánica para una eventual presidencia de Sergio Fajardo, pues, desde 2001, el gasto en salud como porcentaje del PIB ha venido aumentando año tras año, hasta 7,2%.

Al revisar la propuesta de López y su análisis de cómo bajar el gasto de la salud pública en Colombia, consultar expertos, entre ellos el ministro de Salud, Alejandro Gaviria, y los diferentes estudios e investigaciones que han realizado entidades como la Fiscalía General de la Nación, la Organización Mundial de la Salud, entre otras, consideramos que es Inflada.

Conozca la ruta del chequeo
  1. 1

    Frase: Con prevención y mejorando los hábitos de vida se puede reducir el gasto en salud en una tercera parte

    Autor de la frase: Claudia López

    Fuentes consultadas: Ministerio de Salud, Organización Mundial de la Salud, Deloitte, Alejandro Gaviria, Germán Fernández

    Contexto: Claudia López señaló que el gasto en salud de $24 billones puede reducirse una tercera parte si se trabaja más el tema de prevención de enfermedades y se mejoran los hábitos de alimentación.

    Calificación: Inflada