Pasar al contenido principal
Jueves, 01 Junio 2017

¿Es válido hablar de desarme total sin que las Farc dejen las caletas?

Por Óscar Felipe Agudelo B.

Aunque Carlos Antonio Lozada, miembro del secretariado de las Farc, afirmó que el 20 de junio todos los integrantes de esa guerrilla habrán dejado las armas, esto no es del todo cierto pues ese día todavía faltarán por dejar las que tienen encaletadas en 949 depósitos.

El pasado 29 de mayo fue el último día en que el presidente Juan Manuel Santos tuvo las facultades extraordinarias aprobadas por el Congreso de la República para desarrollar por medio de decretos las distintas iniciativas que permitan dar cumplimiento al Acuerdo Final de paz firmado con las Farc.

Ese fin de semana, con lunes festivo incluido, el presidente Santos puso su rúbrica sobre 23 decretos con fuerza de ley, todos firmados entre el 26 y el 29 de mayo, según la página de Presidencia de la República.

Además de la maratónica firmatón del Presidente, ese mismo lunes festivo, el mandatario colombiano anunció por medio de una alocución presidencial: “decidimos que la entrega de las armas no se terminará mañana (30 de mayo) como estaba previsto, sino dentro de 20 días”, explicó. Frente a la extensión del plazo se pronunció Carlos Antonio Lozada, cuyo nombre de pila es Julián Gallo Cubillos.

 

 

La afirmación de este miembro del secretariado de las Farc es engañosa porque el 20 de junio esa guerrilla no habrá dejado la totalidad de las armas de sus integrantes sino apenas las armas individuales que cada guerrillero tiene en los diferentes campamentos y zonas veredales en los que la guerrilla está concentrada, así lo estableció el Mecanismo de Monitoreo y Verificación de la ONU, Mm&v, en un comunicado del 29 de mayo.

“A partir del 1 de junio y hasta el 20 de junio, la totalidad de los integrantes de las Farc - EP, incluyendo las milicias, habrán hecho dejación de armas y tránsito a la legalidad, salvo aquellos que deban realizar tareas de identificación de caletas, extracción de armamento y seguridad de los campamentos existentes en las Zvtn”, apunta el documento.

En definitiva, no se puede afirmar categóricamente que el 20 de junio próximo los excombatientes de las Farc habrán dejado la totalidad de sus armas porque en esa fecha aún faltarán por ser dejadas las que están encaletadas.

Un tema sin duda espinoso y que es criticado con fuerza por los opositores al Acuerdo Final toda vez que, como lo calculó el propio Lozada, se trata de unos 949 depósitos aproximadamente. Al menos así lo contamos en Colombiacheck a comienzos de mayo, “Farc: de acusador a acusado en el tema de armas y caletas”.

Por cuanto las caletas farianas también hacen parte de las armas que tendrá que dejar esa guerrilla, Colombiacheck califica la aseveración de Lozada como engañosa.

¿Lozada se contradice?

Según el comunicado del Mm&v, las caletas de las Farc solo serán dejadas hasta el 1 de septiembre. Lo curioso de todo el asunto es que el propio Lozada en una entrevista concedida a la revista Semana el 6 de mayo pasado, manifestó que la dejación de las armas encaletadas por parte de las Farc se podría hacer en tres meses, “si se dispone de la logística adecuada”, explicó.

Es decir, las declaraciones del propio Lozada a Semana desmintieron su trino del 29 de mayo. En aquella oportunidad él reconoció la complejidad y el retraso en cuanto al otro tipo de armas que tienen que ser dejadas por las Farc, las que están en las 949 caletas, y por ello solicitó tres meses más para lograrlo.

Colombiacheck buscó a Lozada para conocer su punto de vista sobre el tema y para saber de dónde saco los datos que sustentan su afirmación, pero hasta el momento no ha obtenido una respuesta.

Según manifestó Lozada en la entrevista con Semana, la dejación de las armas encaletadas por parte de las Farc ha sido un proceso complejo en buena parte porque los lugares en los que está el material bélico son de difícil acceso y ubicación. Además, para esta labor es necesario el acompañamiento de algunos integrantes de las Farc que están en las zonas y campamentos veredales. El meollo del asunto, según el comandante guerrillero, es que a varios de ellos se les ha tardado su salida de estos lugares porque el proceso de cedulación se ha retrasado.

Sobre la dejación de armas es fundamental aclarar que el Acuerdo Final, en su página 222 (protocolo para la dejación de las armas), diferenció entre los tipos de material bélico que dejarán las Farc: las armas individuales y el armamento inestable.

Este último tipo de material bélico (las caletas) tiene plazo de ser dejado hasta el 1 de septiembre pero las armas individuales sí deben dejarlas a más tardar el 20 de junio, es decir, si todo lo pactado se cumple, el 20 de junio se podrá decir que los guerrilleros de las Farc ya dejaron sus armas individuales pero no se podrá afirmar, como lo hizo Lozada, que “la totalidad de integrantes de las Farc habrán dejado las armas”.

Para decir esto hay que esperar a la dejación de las caletas que está presupuestada para el 1 de septiembre, en ese momento sí se podrá afirmar que las Farc se desarmó totalmente.

Sábado, 06 Agosto 2016

Roy Barreras mete y saca la pata en Twitter

Por Óscar Felipe Agudelo B.

El fervor que siente Roy Barreras por la paz es tan grande que en ocasiones lo lleva a ver las cosas demasiado buenas. El senador del partido de la U tuvo que borrar ayer un mensaje impreciso en su Twitter.

Apenas se terminaba la intervención de las delegaciones de paz y los equipos garantes en La Habana, Cuba, cuando el senador por el partido de la U, Roy Barreras, publicó un trino que generó una gran confusión respecto al número de días en los que se cumplirá el proceso de dejación de armas por parte de la guerrilla de las Farc.

Fue tal la metida de pata que el senador se arrepintió y borró su trino. Colombiacheck guardó un pantallazo y verificó por qué dicho mensaje de twitter es completamente falso.

Según el congresista la dejación ocurriría más pronto de lo que inicialmente se pactó, es decir, de lo que se acordó el 23 de junio del presente año en el Comunicado Conjunto # 76.

En la intervención de las delegaciones se abordaron las reglas de funcionamiento para las zonas veredales y los mecanismos para dirimir las controversias, en síntesis, se manifestaron los protocolos y algunos detalles sobre el cese al fuego bilateral y definitivo, lo que en la jerga de las negociaciones se conoce como fin del conflicto.

Todo pareció quedar bastante claro, excepto para el senador Barreras quien de manera categórica anunció que “la dejación total (de las armas) ocurriría más rápidamente”. Ya no se dará en 180 días sino en 150 sostuvo en su cuenta de Twitter el congresista del partido de gobierno, el Partido de la U.

Colombiacheck contactó al profesor Alejo Vargas, docente de la Universidad Nacional y director de Pensamiento y Seguimiento al Diálogo de Paz, para preguntarle por la veracidad de la afirmación de Barreras.

El profesor Vargas sostuvo que “todo está en los acuerdos. El día D + 90 (el día D es en el que se dará la firma del Acuerdo General) las Farc dejará el 30% de sus armas, luego el día D + 120, el grupo armado dará el otro 30% y finalmente el día D + 150 el grupo armado saldrá del otro 40% restante. Lo anunciado hoy, cinco de agosto, no modifica nada de lo que ya está acordado”.

Entonces no quedan dudas, una cosa es que la dejación del 40% restante de las armas de las Farc se inicie el día D + 150 y otra cosa es que ese grupo armado mediante verificación de la ONU tenga hasta el día D + 180 para terminar con ese proceso de dejación. Dos cosas distintas.

Eso se planteó desde el principio y hoy simplemente se ratificó. “Y en todo caso, como ya anunciamos el 23 de junio, a los 180 días termina el cese al fuego, terminan las zonas, y las Farc tendrá que haber entregado la totalidad de sus armas a las Naciones Unidas”, sostuvo Humberto de la Calle en su intervención del 5 de agosto.

Por la misma línea, estuvo Dag Nylander, garante internacional por Noruega, quien durante su intervención manifestó: “La recolección y almacenamiento en contenedores del armamento individual que permanece en poder de los integrantes de las Farc, dentro de los campamentos y en las zonas se hace de manera secuencial y entre fases así: 1 Fase: D + 90, el 30%; 2 Fase: D +120, otro 30% y 3 Fase D + 150, el 40% restante”.

Colombiacheck intentó establecer comunicación por distintas vías con el congresista pero éste finalmente, pese a ver los mensajes, no respondió a nuestra solicitud.

Por la falta de respuesta de Barreras nos quedamos sin respuesta a esta pregunta: ¿De dónde sacó barreras que el desarme ocurriría más rápido de lo acordado?

Pero tal vez nos falta la pregunta más importante: ¿Por qué el senador del Partido de la U borró su tuit?, ¿será que con esa acción acepta su equivocación?

Lo que Barreras no borró de su cuenta de Twitter fue la caricatura de matador del mismo cinco de agosto, titulada: “Confunde y reinarás”.