Pasar al contenido principal

Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso

Falso

Sábado, 12 Marzo 2022

Supuesta boleta de citación al candidato Diego Caicedo es falsa

Por Alexander Campos Sandoval

Circula en redes sociales una citación adulterada que sindica al candidato a la Cámara de Representantes de constreñimiento al sufragante. Este documento no es oficial y contiene información falsa.

Tanto en Twitter como en Facebook se ha compartido esta semana una supuesta boleta de citación judicial contra Diego Fernando Caicedo, aspirante a la Cámara por Cundinamarca del Partido de la U. En ella se lee que el próximo miércoles 16 de marzo el candidato debería comparecer en el Centro de Servicios Judiciales de Paloquemao, donde un juez de control de garantías le imputaría cargos y ordenaría contra él la medida de aseguramiento.

Diego Fernando Caicedo es hijo de José Caicedo, quien fue congresista por el mismo partido y la misma circunscripción hasta 2021, cuando renunció y posteriormente fue apresado en el curso de una investigación por los delitos de peculado por apropiación y contrato sin cumplimiento de requisitos legales. El 7 de marzo, Blu Radio y La Silla Vacía informaron que en la Gobernación de Cundinamarca se estaría promoviendo de manera irregular la candidatura del heredero de esta curul.

Sin embargo, la boleta de citación difundida en redes sociales es falsa. La forma más simple de constatarlo es a través del código CUI que identifica los procesos judiciales y permite consultar su estado en la base de datos del Sistema Penal Oral Acusatorio (SPOA) alojada en la página web de la Fiscalía General de la Nación. El número que ocupa el espacio de este código en la supuesta boleta no redirige a ningún proceso tras la consulta.

Marcos Soriano, abogado litigante, nos explicó que previo a este tipo de audiencias suele llevarse a cabo un interrogatorio de la Fiscalía, del cual no ha habido noticia. “Los tiempos no me dan tampoco. No da para que un trabajo de investigación se haya hecho en diez días”, afirmó el profesional, considerando la cercanía entre la fecha de las denuncias (7 de marzo) y la fecha de la supuesta audiencia (16 de marzo). 

Además, como dijo a AFP el abogado Francisco Bernate, este tipo de citaciones son expedidas por los juzgados, pero en la imagen que circula en redes se incluyen un supuesto código de barras de la Fiscalía e información del Centro de Servicios Judiciales. Un funcionario de este último le aseguró a AFP que el documento es falso, pues los códigos no corresponden a ningún proceso abierto y, por último, que la supuesta coordinadora de juzgado que lo firma no trabaja allí desde hace más de dos años.

Por estos motivos, calificamos como falsa la imagen con una supuesta boleta de citación contra el candidato Diego Fernando Caicedo.

Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable

Cuestionable

Miércoles, 16 Febrero 2022

Las cifras de cultivos de coca que citan Fico y Barguil mezclan datos verdaderos con falsos

Por Ana María Saavedra

Los precandidatos por la coalición Equipo por Colombia han hablado del número de cultivos ilícitos. En Colombiacheck corroboramos sus cifras y encontramos que son cuestionables.

La lucha contra el narcotráfico y el alto número de cultivos de coca es uno de los temas centrales de los debates presidenciales de 2022. En uno reciente organizado por el programa Hora 20 de Caracol Radio, la periodista Diana Calderón, directora del espacio, cuestionó a los candidatos de la Coalición Equipo por Colombia sobre esto.

Dos de los precandidatos: David Barguil, senador del Partido Conservador, y Federico Gutiérrez, exalcalde de Medellín que aspira por firmas, dieron cifras de las hectáreas de coca. El segundo ya había hablado de las hectáreas de cultivos ilícitos en otro debate de Caracol Radio en enero pasado. Así que en Colombiacheck decidimos verificar qué tanto acertaron los precandidatos en sus cifras.

Nos contactamos con los equipos de prensa de ambos candidatos para precisar cómo sustentaban sus afirmaciones y en el caso de Barguil para que aclarara a qué año hacía referencia en el caso de las 40.000 hectáreas, pero no contestaron.

Entonces, cotejamos las cifras dadas con los datos oficiales y encontramos que ambos mezclaron en sus afirmaciones cifras reales con datos falsos o imprecisos. 


Barguil y las hectáreas de coca

El precandidato conservador David Barguil aseguró durante el debate de la coalición Equipo por Colombia de Caracol Radio que en Colombia “pasamos de 40.000 a 245.000 hectáreas de coca”.

Ya habíamos verificado afirmaciones similares sobre las cifras de los cultivos de coca al expresidente del Senado Ernesto Macías y al expresidente Andrés Pastrana en una entrevista en El Espectador. 

Como lo explicamos en dichos chequeos, en Colombia hay tres tipos de mediciones: el Simci (Sistema Integrado de Monitoreo de Cultivos Ilícitos) de las Naciones Unidas, en este se censan las hectáreas de coca una vez al año desde 1999; otro realizado por la Oficina de Política Nacional de Control de Drogas, ONDCP,  de Estados Unidos  y el Siima (Sistema Integrado de Información y Monitoreo Antinarcóticos), que opera la Policía Antinarcóticos, pero del que no se entregan datos públicos.

De estos sistemas, el oficial en el país es el realizado por la ONU, contratado por el gobierno y en el que se realiza un censo cada año desde 1999.

 En este gráfico,  realizado por Adam Isaacson, director para la veeduría defensa de Wola (Washington Office on Latin America), una organización civil a favor de los derechos humanos en Washington,  se observan las cifras de las mediciones del Simci y de Estados Unidos.

 

En cuanto a las cifras de 2020 del sistema SIMCI, pues el informe de 2021 aún no sale, la cifra es de 143.000 hectáreas, una disminución respecto a 2019. Esta continúa una tendencia que viene desde 2017, contraria a lo que reflejan las mediciones de Estados Unidos, como se observa en el gráfico.

La Embajada de Estados Unidos en Bogotá publicó un reporte de los cultivos de coca en Colombia, basado en la información de la  Oficina de Política Nacional de Control de Drogas de la Casa Blanca (ONDCP).

 

 

Así que, al buscar las cifras dadas por Barguil, encontramos que efectivamente para 2020 el número de hectáreas en el país, según esa medición de EE.UU., era de 245.000. Sin embargo, en ese conteo no hay ningún año con 40.000 hectáreas.

Colombia nunca ha tenido esa cifra de 40.000 hectáreas. Los años con menos cultivos, desde que existen las mediciones del SIMCI de la ONU, son 2012 y 2013, ambos con 48.000 hectáreas. Y en las mediciones de EE.UU., está 1994 con 45.000. Los años 2012 y 2013 tuvieron 78.000 y 85.000.

Barguil acierta en la cifra de 245.000, si toma la medición de Estados Unidos, pero las 40.000 hectáreas no aparecen en esos reportes. El dato más aproximado de esa cantidad de cultivos es de otro reporte, el del SIMCI, el cual tiene una metodología diferente.  Es engañoso tomar datos de ambos informes para compararlos. Por esas razones, calificamos su afirmación como cuestionable.

Fico y los cultivos

En el mismo debate, Gutiérrez dijo: “Estamos nadando en drogas en todo el país, 245.000 hectáreas (...)”.

Gutiérrez había asegurado en el debate de los medios del grupo Prisa del 21 de enero de 2022: “En 1998, teníamos 180.000 hectáreas; en 2012, 70.000 y hoy tenemos 245.000”.

Fico comete una imprecisión similar a la de Barguil, ya que acierta en las 245.000 hectáreas, si se basa en la medición de Estados Unidos.

Sin embargo, para 1998 esa misma medición da cuenta de 102.000 hectáreas, 78.000 menos que el dato del exalcalde de Medellín. En cuanto a 2012, la cifra de Estados Unidos es de 70.000, 8.000 menos. Estos datos están en el gráfico citado anteriormente.

Por esas razones, la afirmación de Gutiérrez es cuestionable pues mezcla datos verdaderos con otros aproximados y otros falsos.