Pasar al contenido principal

Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso

Falso

Martes, 17 Septiembre 2019

Tras equivocación, a López le hicieron un montaje con una foto de una valla vieja

Por Pablo Medina Uribe

Esta semana comenzó a rotar por Twitter una imagen de una supuesta valla en la que se ve a Claudia López, candidata a la alcaldía de Bogotá, junto al texto “Con Claudia Transmilenio a $4.200".

Esta imagen es falsa, pues ni la valla existe, ni López ha propuesto ese precio para un pasaje de TransMilenio. Pero el montaje hace referencia a un error que la candidata sí cometió en una entrevista.

El pasado 15 de septiembre, los cuatro candidatos a la alcaldía de Bogotá aparecieron en el reestreno del programa “Yo, José Gabriel” del Canal RCN. Allí, el presentador José Gabriel Ortiz les hizo algunas preguntas sobre la ciudad a los aspirantes al Palacio Liévano.

Entre ellas, le preguntó a López: “¿cuánto vale el pasaje de Transmilenio y el pasaje del SITP?”.

A lo que la candidata respondió: “el pasaje de Transmilenio, 4.200”.

Esta respuesta causó burlas e indignación entre varios bogotanos, pues un pasaje de ese sistema de transporte en Bogotá cuesta 2.400 pesos (un pasaje en SITP, el sistema de buses que complementa a Transmilenio, cuesta 2.200 pesos).

(Luego, López dijo que se confundió con los números y dijo “$2400 en vez de $4200”).

Una de las respuestas fue la imagen de la valla, que se ha compartido casi 1.000 veces en Twitter.

Pero esta imagen es un montaje. Ya hemos chequeado varias veces la cuenta que lo compartió y, como ya hemos contado, esta se dedica a hacer sátira y a decir “verdades a punta de mentiras” a través de montajes para burlarse de personajes de la política nacional.

Al hacer una búsqueda inversa de imágenes en Google, encontramos que la foto original que se usó para el montaje fue una que ilustró varios artículos de otra polémica que ocurrió en marzo.

En ese entonces, algunos ciudadanos criticaron la valla, que realmente decía “Con Claudia Unámonos por Bogotá”, por supuestamente haber sido instalada antes de que la ley lo permitiera.

En ese entonces explicamos que había un vacío legal: aunque las fechas de publicidad política están bien definidas para consultas internas de los partidos que buscan definir candidatos, el Consejo Nacional Electoral no ha definido bien las reglas para el caso de las encuestas (que fue el mecanismo que decidió usar la Alianza Verde para escoger entre López y Antonio Navarro Wolff).

Por otra parte, López no menciona las tarifas de TransMilenio en su programa de gobierno, ni ha mencionado los precios del pasaje en sus redes sociales (excepto en el trino en el que se disculpa por el error del domingo).

Así que la imagen de la valla en la que López parece proponer aumentar el pasaje de Transmilenio es falsa. 

RedCheq

Verdadero pero... Verdadero pero... Verdadero pero... Verdadero pero... Verdadero pero... Verdadero pero... Verdadero pero... Verdadero pero...

Verdadero pero...

Jueves, 03 Octubre 2019

Uribe Turbay acierta en presupuesto de la U. Distrital, aunque omite fuentes

Por José Felipe Sarmiento

El candidato a la Alcaldía de Bogotá dio cifras reales, pero no todo lo pone la ciudad. Además, la administración había proyectado un bajón de recursos para la institución en 2019, que el Concejo evitó.

El aspirante a alcalde de la capital Miguel Uribe Turbay dijo, en una entrevista con Uniminuto Radio, que la Universidad Distrital Francisco José de Caldas “tenía 280.000 millones de presupuesto en 2015, [mientras que] hoy tiene 360.000 millones de pesos” (minuto 53:16 del video).

La campaña del candidato a la Alcaldía de Bogotá por múltiples partidos y el grupo significativo de ciudadanos Avancemos no contestó sobre las fuentes de esta afirmación.

Colombiacheck, por su parte, encontró que las cifras coinciden con los reportes definitivos de la entidad educativa en sus informes de ejecución de ingresos de cada diciembre y agosto de 2019, que es el más reciente. Esto quiere decir que los datos toman en cuenta no solo los montos fijados con anterioridad a cada vigencia en las resoluciones de presupuesto sino también las adiciones que se hacen a lo largo de cada año.

Hasta ahí, la afirmación es verdadera. Pero no todo es mérito de la administración de Enrique Peñalosa, que empezó en 2016 y en la que el Uribe fue secretario de Gobierno por tres años.

Lo primero que hay que aclarar es que no todos los recursos de la institución provienen del Distrito, aunque sí la mayoría. De los 283.815 millones de pesos que ingresaron a la universidad en 2015 (cifra que coincide con la que dio Uribe), 170.815 millones fueron transferidos a ella por la administración central de la ciudad, 60 por ciento. La Nación puso 32.820 millones y por estampilla llegaron 25.200 millones más, entre otras fuentes.

En lo que va de 2019, la Distrital ha recibido 361.014 millones de pesos (de nuevo, acierta el candidato). Un poco más de dos tercios de esa plata ha salido del bolsillo de la ciudad, 242.423 millones. El resto también ha tenido orígenes diversos: 24.390 millones del Gobierno Nacional, por ejemplo.

De hecho, el presupuesto de este año para la universidad fue bastante debatido. La Secretaría de Hacienda había proyectado solo 302.640 millones de pesos para la institución en esta vigencia. Esto hubiera representado una caída de 3,36 por ciento frente a los 313.171 millones que le habían aprobado para 2018 y un bajón de 6,55 por ciento con respecto a los 323.860 millones que finalmente recibió en ese año.

El golpe se debía a factores ajenos a la Alcaldía. Según la misma universidad, las causas principales fueron “los cambios normativos en la aplicación de la estampilla y los giros por recaudo del impuesto CREE que no se continuaron recibiendo, pues este cobro finalizó en 2017”. Entre tanto, era mínimo el impacto en la Distrital de los compromisos firmados por el presidente, Iván Duque, con directivas, docentes y estudiantes de instituciones públicas de educación superior tras el paro nacional universitario del año pasado.

A pesar de esto, la administración de Bogotá había planeado aumentar sus transferencias a la universidad en un monto insuficiente para compensar la situación. Fue un llamado de atención del rector, Ricardo García, lo que llevó a la aprobación en el Concejo de mayores recursos por parte de la ciudad para el ente educativo.

La calificación de ‘verdadera pero’ se debe, entonces, a que el presupuesto de la Universidad Distrital tiene diversas fuentes diferentes a la administración de la ciudad, aunque estos sean mayoría y el total sí haya aumentado desde 2015 en los montos que dice Uribe. Además, a que en el último año estuvo a punto de bajar por cuenta del proyecto de presupuesto que la Secretaría de Hacienda llevó al Concejo.

RedCheq