Pasar al contenido principal

Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso

Falso

Jueves, 23 Septiembre 2021

Greta Thunberg nunca ha invitado ‘a los chinos a dejar de usar palillos’

Por José Felipe Sarmiento

No existe ningún registro de ese supuesto pronunciamiento de la activista sueca. La frase se le atribuye en publicaciones de redes sociales en las que se asegura que su propósito era “salvar árboles”.

Una foto de la ambientalista sueca Greta Thunberg aparece en una publicación de Facebook en la que se dice que ella “invitó a los chinos a dejar de usar palillos para salvar los árboles”. Según el mismo mensaje, “los chinos le han pedido a ella y a sus amigos que vuelvan a la escuela, donde aprenderán que los palillos en China están hechos de bambú, ¡y el bambú en China es una hierba! Los chinos también invitaron a Greta y a sus amigos a no limpiarse el trasero con papel higiénico ¡porque está hecho de árboles!”.

Pantallazo de la publicación en Facebook sobre Thunberg y los palillos

El mensaje fue reportado como una posible noticia falsa por los usuarios de la red social, de manera que entró a su programa de verificación de datos independiente (3PFC). Ya que Colombiacheck es uno de los medios que forman parte de esa alianza, tiene acceso a una herramienta donde aparecen los contenidos sospechosos señalados por la gente.

En este caso, la atribución de esas palabras a la activista efectivamente es falsa. No hay ningún registro que confirme ese supuesto pronunciamiento. Por el contrario, desinformaciones similares que circulan al menos desde enero de 2020 han sido desmentidas desde marzo del mismo año por verificadores en diferentes países e idiomas.

Entre quienes han llegado a esta conclusión están Maldita de España, Snopes de Estados Unidos, Reuters del Reino Unido, Faktisk de Noruega, Aktuellt Fokus, justamente de Suecia, y Factcheck de Kirguistán. Incluso el equipo de comunicaciones de Thunberg le respondió a la agencia francesa AFP que ella “nunca hizo tal declaración”.

La mayoría de las verificaciones coinciden en que, al buscar esta desinformación en inglés con los términos “Greta Thunberg” y “chopsticks” (“palillos chinos”) en Google, el resultado más antiguo es un trino de la usuaria @Geoloong del 14 de enero de 2020. Sin embargo, el mensaje apenas ha sido retrinado siete veces en 20 meses.

Pantallazo de trino de enero de 2020 con desinformación sobre Thunberg y palillos

Por otro lado, Snopes encontró la historia en el portal humorístico Joe-ks.com (según su sección de preguntas frecuentes, el nombre del sitio es una variación de la palabra ‘joke’, que significa ‘broma’ en inglés, con el nombre de su creador, Joe). Esta página no tiene fecha de publicación, pero Colombiacheck usó una búsqueda avanzada de Google para comprobar que el artículo existe al menos desde el 13 de enero de 2020, un día antes de la publicación en Twitter.

Pantallazo de la búsqueda por "Greta chopsticks" en Joe-ks.com

La sátira o humor es una de los tipos de desórdenes informativos identificados por la investigadora Claire Wardle, fundadora de la iniciativa de verificación First Draft. En estos casos, algunas audiencias confunden este tipo de contenidos con intenciones humorísticas como verdaderos, compartiéndolos sin intención de dañar o confundir.

Una consulta por las noticias reales que había sobre la joven por esos días da cuenta de la expectativa por su aparición ante el Foro Económico Mundial de Davos, Suiza, que empezaría el 21 de enero. También se hablaba sobre su reclamo al tenista Roger Federer por aceptar financiación de un banco ligado a la explotación de combustibles fósiles.

Esa misma semana, apareció una pregunta sobre la desinformación en la red social Quora: “¿Qué piensan de que Greta Thunberg pida a China prohibir los palillos?”. La respuesta más antigua es del 16 de enero de 2020. En ella, el usuario Ryan Hart afirmaba que no había encontrado ninguna fuente de esa supuesta afirmación y señalaba que en China ya existía presión desde hacía al menos una década para prohibir los palillos de un solo uso.

Según explicó, “aunque el bambú crece muy rápido, están llegando de forma acelerada al punto en el que no lo podrán cultivar con la velocidad suficiente para satisfacer la demanda”. En efecto, una nota de la BBC en 2006 ya informaba sobre la creación de un impuesto a esos productos en el país asiático y señalaba que “han sido un objetivo de los ambientalistas chinos durante mucho tiempo”.

A pesar de esto, el comentario más popular sobre la pregunta de Quora es de un usuario chino que la respondió con indignación el 4 de abril de 2020. “¿Por qué no les pidió primero a los países occidentales que dejen de usar tenedores y cuchillos?”, reclamó, con el argumento de que la producción del acero con el que se fabrican algunos de estos cubiertos consume más recursos y genera más gases de efecto invernadero que la madera.

Lo que pasó entre enero y abril fue que la desinformación se difundió mucho más en sitios de internet de Rusia. Los términos “palillos chinos” y “Greta Thunberg” en ruso todavía arrojan varios de esos resultados en Google (1, 2, 3, 4, 5, 6), incluyendo una publicación de marzo de 2020 en la red social Pikabu, similar a la estadounidense Reddit, que fue marcada como falsa por los moderadores de contenido de la plataforma. También hay uno de Kazajistán.

Fue así como la falsedad pasó de una broma y un trino con apenas 30 interacciones a la difusión mundial. Varias de estas páginas rusas enlazan como fuente al portal Social Media News (SM), pero llevan a artículos que ya no existen. Una de estas direcciones sí contiene un título que coincide con el que usaron algunos de los blogs: “Greta Thunberg sugirió que los chinos abandonen tradiciones centenarias”.

Pantallazo de página borrada de SM con URL que coincide en términos con la de Rambler

Pantallazo de nota de Rambler sobre Thunberg y palillos con URL que coincide en términos con la de SM

En cambio, otra de las páginas de SM supuestamente relacionadas resultó ser una receta para una ensalada, según lo que encontraron otros verificadores. Colombiacheck probó el enlace, pero ahora también está roto.

Finalmente, hay que decir que las imágenes que acompañan esta historia falsa, incluida la del mensaje reportado en Facebook 3PFC, provienen del discurso que dio Thunberg en la Cumbre de Naciones Unidas sobre la Acción Climática de 2019. El trino del 14 de enero de 2021 incluso utiliza una animación GIF con la famosa frase que pronunció ese día: “¡Cómo se atreven!”.

No sobra decirlo: en esa intervención de cuatro minutos y medio no hubo ni una sola palabra sobre los palillos chinos.

Una búsqueda avanzada en Twitter muestra que las críticas de Thunberg a China en realidad tienen que ver con sus elevadas emisiones de gases de efecto invernadero, las más altas del mundo. Eso sí le ha traído críticas desde ese país.

“Sí, China está clasificada como una nación en desarrollo por la Organización Mundial del Comercio, ellos fabrican muchos de nuestros productos, etcétera. Pero eso, por supuesto, no es excusa para arruinar nuestras condiciones de vida presentes y futuras. No podemos resolver la crisis climática a menos que China cambie drásticamente su curso”, trinó la joven el 8 de mayo de 2021.

El diario Global Times, medio propagandístico a favor del gobierno chino, respondió con un artículo en el que recogía opiniones en línea contra la joven. Según el reporte, “la criticaron por su ‘hipocresía’, afirmaron que era una ‘activista ambiental selectiva’ y ‘con doble estándar’. Muchos también dijeron que era una ‘mascota’ de los políticos occidentales”. A pesar de esto, ni siquiera allí se hace mención de las supuestas críticas a los palillos.

Thunberg nunca hizo la supuesta invitación a dejar de utilizar esos tradicionales utensilios, por lo que las publicaciones que le atribuyen ese pronunciamiento son falsas. Su enfrentamiento con las autoridades chinas es mucho más profundo.

Verdadero pero... Verdadero pero... Verdadero pero... Verdadero pero... Verdadero pero... Verdadero pero... Verdadero pero... Verdadero pero...

Verdadero pero...

Miércoles, 23 Septiembre 2020

Boyacá sí es pionero del esquema de pago por servicios ambientales, pero no por la reciente gestión de la Gobernación

Por entreojos.co

Chequeamos la afirmación de Ramiro Barragán y averiguamos que la primera estrategia de su tipo surgió en 2008 en el páramo de Iguaque.

El pasado 24 de agosto de 2020 la Gobernación de Boyacá informó a través de su página web que este departamento se convertía en pionero en materia de conservación de páramos al poner en marcha una estrategia de pago por servicios ambientales (PSA) en el páramo de Rabanal. 

Rabanal es un ecosistema estratégico que comparten los municipios de Villapinzón, Lenguazaque y Guachetá, en Cundinamarca; y Ventaquemada, Samacá y Ráquira, en Boyacá. 

Según el Instituto Alexander von Humboldt, de él depende el abastecimiento del embalse La Esmeralda y las cuencas que surten a la laguna de Fúquene, al río Suárez y al río Moniquirá; también al río Teatinos y a la quebrada Cortaderal que alimentan el acueducto de Tunja

El día de la presentación del programa ‘Salvapáramos Rabanal, incentivos a la conservación’, que cobija a 71 familias residentes en el páramo del mismo nombre, en jurisdicción de Ventaquemada, el gobernador Ramiro Barragán insistió en su intervención en que Boyacá era departamento piloto en la implementación de este tipo de acciones para proteger el agua. 

“Hoy la noticia para Colombia y el planeta es que como piloto estamos inaugurando el proyecto de pago por servicios ambientales, es decir el pago por salvaguardar nuestros páramos. Boyacá es piloto hoy en un proyecto que busca que los campesinos que trabajan la tierra en el páramo puedan tener la posibilidad de empezar a disminuir el área que afectan de páramos a través de una remuneración que se les da”, aseguró Barragán. 

Cuando le consultamos al gobernador a que se refería con que Boyacá fuera pionera en este tema en Colombia, nos dijo “ya ha habido este tipo de servicios, PSA, pero el departamento como tal, la gobernación es la pionera que hace eso, como gobierno departamental”.

entreojos.co chequeó la aseveración de Barragán y para ello consultó al Ministerio de Ambiente y a la Corporación para el Manejo Sostenible de los Bosques (Masbosques), responsable del programa Banco2 y reconocido nacionalmente por el impulso de la estrategia de PSA en varias regiones del país.

El primer PSA fue con aporte ciudadano

Desde la Oficina de Negocios Verdes y Sostenibles del Ministerio de Ambiente se informó que el primer programa de pago por servicios ambientales del que se tiene registro se remonta al año 2008 en Boyacá, en el complejo de páramos de Iguaque del que se benefician los municipios de Arcabuco, Villa de Leyva, Chíquiza y Gachantivá. 

Jorge Jiménez, responsable de esa dependencia, informó que esa primera estrategia de conservación de su tipo se financió con aportes voluntarios de los usuarios de los acueductos rurales y urbanos de Villa de Leyva, especialmente aquellos que dependen de las microcuencas de Chaina y la Colorada. 

A partir de su novedad, y de lo que representaba para el futuro de los ecosistemas, esta experiencia fue acompañada por el Ministerio de Ambiente y sirvió de base para diseñar políticas como las contenidas en el CONPES 3886 de 2017 y en el Decreto Ley 870 de 2017.

Jiménez dijo además que el esquema de pago por servicios ambientales en Colombia lleva más de 20 años en diseño e implementación de diferentes formas y matices, “pero en los últimos 10 años se ha desarrollado un marco de política pública para que su implementación sea ordenada, eficiente y equitativa”.

Respecto a la implementación de este modelo de compensación por conservación en ecosistemas de páramo, Jorge Jiménez se remitió al reporte entregado por las Corporaciones Autónomas Regionales (CAR) y otros actores públicos y privados, que en 2019 identificaron 36.194 nuevas hectáreas cobijadas con este tipo de reconocimiento a comunidades campesinas en zonas de alta montaña, y destacó particularmente los proyectos impulsados por Corpochivor y la Gobernación de Cundinamarca.

La experiencia de Banco2

Jaime Andrés García Urrea, director ejecutivo de Masbosques, de la que depende Banco2, aseguró que hace 30 años, aproximadamente, se viene hablando del tema. Dijo que con la puesta en marcha de Banco2 hace ocho años se logró dinamizar el trabajo con las comunidades y hacer eficiente el mecanismo de entrega de los recursos a los campesinos comprometidos.   

El trabajo comenzó en alianza con la Corporación Autónoma Regional de las Cuencas de los Ríos Negro y Nare (Cornare), en el departamento de Antioquia, y consistió en el diseño de un modelo encaminado a proteger áreas estratégicas a partir de reconocer a las personas que habitan esos territorios, comprender la razón de ser de sus actividades y los conflictos asociados a la expansión de la frontera agrícola, la tala ilegal de madera y la caza, relacionados en muchas ocasiones a prácticas de subsistencia. 

“Donde estaban esas riquezas naturales, estaban las comunidades más pobres, hay una relación directa entre falta de oportunidades, necesidades para sobrevivir y el deterioro ambiental”, explicó García Urrea. 

A partir de Banco2, la Corporación Masbosques en alianza con algunas CAR “se hicieron visibles esas realidades, contextualizaron el territorio con respecto al mejoramiento ambiental y a las necesidades de mantener, conservar y reconocer a esas comunidades que conviven con páramos, bosques y cuerpos de agua”. 

“La conservación se tiene que hacer reconociendo a esas comunidades y vinculándolas a los procesos de conservación”, enfatizó el director de Masbosques.  

El camino recorrido ha permitido implementar proyectos productivos de aprovechamiento de recursos como el agua, el aire y la biodiversidad, “no podemos hablar solo de agricultura y ganadería sostenibles, debemos valorar todos los bienes y servicios ambientales que provee la naturaleza”, apuntó Jaime Andrés García  

Sobre el esquema de pago por servicios ambientales en páramos, García refirió a varias de las acciones ejecutadas en el país, y dio como ejemplo los páramos de Sonsón y Urrao, en Antioquia; otros en Tolima y Cundinamarca. 

Mencionó el proyecto de PSA entre el Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF) y la Empresa de Acueducto de Bogotá como “una de las iniciativas de mayor durabilidad y resultados a través del esquema de Banco2”.

PSA desde la CAR

Rafael Robles, director de Gestión de Ordenamiento Ambiental y Territorial de la Corporación Autónoma Regional de Cundinamarca y los Valles de Ubaté y Chiquinquirá (CAR), sostuvo que esa entidad ejecuta un programa de pago por servicios ambientales desde 2015 en convenio con la Gobernación de Cundinamarca y Patrimonio Natural. 

A instancias de este trabajo conjunto se han concretado 128 acuerdos voluntarios individuales y cuatro acuerdos colectivos con los cuales ha sido posible conservar 4.795 hectáreas. 

El funcionario señaló además que a la fecha ha sido posible preservar un total de 7.671 hectáreas desde el inicio del programa, en 2015, y en él han participado además Corpoguavio y Corporinoquia.

Una estrategia similar se ejecuta con Banco2 y vincula a 92 familias, y al tiempo se han logrado dos acuerdos con comunidades indígenas para salvaguardar 1.834 hectáreas.

Qué se ha publicado sobre el tema

El portal Semana Sostenible publicó el 25 de abril de 2017 un artículo titulado “Pago por Servicios Ambientales: una alternativa para la conservación”. Allí se destaca que Cornare, a través de Banco2 y la Corporación Masbosques, empezaron a aplicar este esquema en 2013 con 64 familias del oriente antioqueño que vivían de la extracción ilegal de madera. 

Se menciona adicionalmente lo siguiente: “En Colombia el concepto de los PSA no es nuevo. Desde hace 20 años el Estado ha creado incentivos para promover la conservación como el Certificado de Incentivo Forestal a la Conservación (CIF), en el cual se reconoce el costo en el que incurre un propietario por conservar en su predio ecosistemas boscosos o invertir en nuevas plantaciones forestales”.

El 26 de agosto de 2016, el mismo portal daba cuenta de una iniciativa a cargo de la CAR en la que 23 campesinos recibían su primer pago por conservar los páramos. 

“Uno de los primeros beneficiarios es Alirio Jiménez, un campesino de Sesquilé que tiene 10 hectáreas dentro del complejo de páramos de Chingaza y quien se comprometió a no aumentar la extensión de sus cultivos de papa para proteger el bosque nativo que tiene en su finca. Como la suya, otras 22 familias de Cundinamarca recibieron ayer el primer pago por conservar estos ecosistemas en el departamento”, se menciona en la publicación. 

Verdadero pero…

Calificamos de “Verdadero, pero” la afirmación del gobernador de Boyacá, Ramiro Barragán Adame, pues si bien en 2008 se realizó el primer programa de pago por servicios ambientales del que el Ministerio de Ambiente tenga registro, y fue precisamente en Boyacá, no es cierto que la estrategia ‘Salvapáramos Rabanal, incentivos a la conservación’ presentada por el mandatario regional el pasado 24 de agosto en ese páramo sea la primera que se realiza en el país.