Pasar al contenido principal

Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso

Falso

Lunes, 25 Octubre 2021

No, esta foto no es del cambuche de alias Otoniel

Por Laura Rodríguez Salamanca

La imagen fue publicada originalmente el 2 de octubre de 2021 por un soldado que le dijo a Noticias Uno que la foto fue tomada de sus redes sociales.

Desde que el pasado 23 de octubre de 2021 se anunció la captura del narcotraficante Dairo Antonio Úsuga, alias Otoniel, líder del Clan del Golfo, han empezado a circular en Facebook y en Twitter publicaciones (1 y 2) con una supuesta foto de su cambuche en la zona rural del municipio de Necoclí, Antioquia. 

Cambuche_Otoniel_Falso

Entre quienes compartieron la imagen están el periodista Alex Macías, el caricaturista Matador y el medio comunicación Agencia de Periodismo Investigativo, que la usó para ilustrar un artículo titulado ‘Debate sobre si fue entrega o captura de alias 'Otoniel'.

Pero esta foto no es reciente. Varios usuarios de Twitter notaron que la foto había sido publicada anteriormente en redes sociales e hicieron publicaciones (1 y 2)  en las que comentaron que la foto había sido publicada antes en la página de Facebook Militares de Colombia, Admiración Y Respeto Siempre. 

En efecto, al hacer una búsqueda inversa con la foto en Google se encuentra que aparece publicada en la página el 22 de octubre de 2021 a las 4:42 p.m, un día antes de la captura.  

La búsqueda inversa también arrojó varias publicaciones con pantallazos de la foto, subida el 2 de octubre por el usuario de Facebook Walter Andrés de León Cubillos. Buscamos la foto en su perfil, pero aparece que borró la publicación.

Campamento_Soldado

Sin embargo, Noticias Uno contactó a un soldado autor de las fotos, quien realmente se llama Sergio Andrés Chala. Él les dijo que el cambuche de la imagen no es de Dairo Antonio Úsuga, sino suyo. 

“Esa foto yo la subí porque es mi cambuche. Entonces no faltó el que se la robó y la publicó allá diciendo que era de ese señor”, explicó.

En algunas publicaciones se ha mencionado que el gobierno fue quien publicó la foto falsa del campamento de alias Otoniel. Sin embargo, no encontramos publicaciones con esas imágenes en ninguna cuenta gubernamental ni de las Fuerza Militares o de Policía.

De hecho, en la Policía Nacional le explicaron a Colombiacheck que Otoniel fue capturado en el monte, pero salió huyendo de esta casa, no de un cambuche. También nos compartieron fotos de la vivienda. 

Foto_Captura_Otoniel_CasaCasa_Captura_Otoniel

Casa_Captura_Otoniel

Casa_Captura_Otoniel

Blu Radio también publicó un video con una panorámica de la casa en donde se ocultaba Úsuga.

De acuerdo con un comunicado de la Fiscalía, alias Otoniel fue capturado “en el cerro del Yoki, un paraje rural ubicado en el corregimiento El Totumo, de Necoclí (Antioquia)”. 

Como se explica en un comunicado del Ministerio de Defensa, el general Luis Fernando Navarro, comandante de las Fuerzas Militares, dijo sobre la operación: "cuando nosotros le caemos, porque le caímos encima, el bandido lo que hace es que huye del área, se va solamente con 3 bandidos ya identificados, y 24 horas después, un grupo de comandos lo encuentra y lo captura".  

Según el comunicado de la Fiscalía, Úsuga, “registra 122 órdenes de captura y 7 medidas de aseguramiento, por delitos como homicidio, reclutamiento ilícito, concierto para delinquir, secuestro extorsivo, terrorismo, porte ilegal de armas y narcotráfico, entre otros”. 

Así mismo, “tiene vigentes 6 sentencias condenatorias, entre ellas dos de 40 y 50 años de prisión, por homicidio agravado, homicidio en persona protegida, desaparición forzada, desplazamiento forzada y reclutamiento ilícito de menores”

A esto hay que sumarle que también “pesan en su contra dos órdenes de captura con fines de extradición por parte de Estados Unidos: una de la Corte Distrital para el Distrito Sur de Florida, proferida el 10 de julio de 2015 por delitos federales de narcóticos, y la otra de la Corte Distrital para el Distrito Este de Nueva York, expedida el 23 de octubre de 2015, por el delito de participar en una empresa criminal continuada y delitos de narcóticos”. 

Así, calificamos como falsas las publicaciones en las que se presenta una foto de un campamento de un soldado del Ejército Nacional como si se tratara del cambuche del narcotraficante alias Otoniel.

Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable

Cuestionable

Martes, 30 Mayo 2017

“El plan pistola ya ha cobrado la vida de 17 uniformados”

Por Paula Vásquez

Según León Valencia esa es la cifra de policías asesinados en los últimos meses debido al plan pistola que ejecuta el Clan del Golfo. Las cifras oficiales y los medios de comunicación hablan de menos casos, por eso la consideramos exagerada.

El pasado 21 de mayo en su columna en la revista Semana León Valencia, exmilitante del ELN y actual director de la Fundación Paz y Reconciliación (Pares), aseguró: “el plan pistola ya ha cobrado la vida de 17 uniformados”. Colombiacheck llamó a Pares para averiguar de qué fuente tomó la cifra su director y para aclarar a qué se refiere con el término “uniformados”. Carlos Montoya, investigador de Pares, explicó que la cifra proviene de investigaciones realizadas en la Fundación. Estudios que, según dijo, incluyen monitoreo de prensa e investigación de campo. Indicó además que la cifra de policías muertos tenía corte al 15 de mayo y que el término uniformados se refiere a policías y no a militares.

En Pares prometieron enviar a Colombiacheck el estudio en el que se basó Valencia, pero hasta la publicación de esta nota no lo han hecho.

Luego de contrastar las cifras oficiales y de hacer un monitoreo de los casos reportados en los medios de comunicación, Colombiacheck califica esta afirmación como inflada pues la evidencia conseguida no respalda lo dicho por Valencia.

Lo primero que hizo Colombiacheck fue preguntar en la oficina de prensa del Ejército cuántas víctimas se han registrado en la institución por cuenta del plan pistola. “No tenemos ni un solo militar, el plan pistola no incluye Ejército, es Policía”, respondieron. Así descartamos la posibilidad de un incremento en las cifras debido a la contabilización de militares entre las bajas por el ‘plan pistola’.

A continuación revisamos las cifras dadas por el general Jorge Nieto, director de la Policía Nacional el 19 de mayo, un día antes de las declaraciones de Valencia, en una entrevista con RCN Radio donde afirmó: “la Policía Nacional ha perdido nueve policías, 37 han resultado lesionados en esta arremetida del Clan del Golfo”.

Horas después de que el general Nieto reportó nueve policías asesinados, los medios informaron sobre el asesinato de un patrullero en Pueblorrico, Antioquia, con lo que el saldo de policías asesinados en desarrollo del plan pistola aumentó a diez.

Pese a ello, la diferencia entre lo mencionado por Valencia y lo reportado por el General Nieto es de siete policías asesinados, una disparidad que llama la atención, especialmente por provenir de un analista que se destaca por conseguir información de primera mano sobre el conflicto y la violencia urbana en Colombia.

Colombiacheck consultó otras fuentes, entre ellas el Ministerio de Defensa, pero ninguna menciona las 17 muertes de las que habló Valencia en su columna. Entre las fuentes tampoco hay consenso sobre el número exacto de policías asesinados.

 

 

Por ejemplo, el Centro de Recursos para el Análisis de Conflictos, Cerac, en un informe realizado el 15 de mayo pasado, afirma que, “en estas acciones han muerto ocho policías y un civil; además resultaron heridos dieciséis policías, ocho civiles, dos guardianes del Inpec (Instituto Nacional Penitenciario y Carcelario) y un soldado del Ejército”.

Plan pistola

El pasado 12 de mayo en el programa La Noche, el defensor del pueblo, Carlos Negret, dijo que según el sistema de alertas tempranas, identificaron la existencia de un llamado ‘plan pistola’, en el que el grupo delincuencial Clan del Golfo estaría pagando hasta dos millones por cada policía asesinado.

“El sistema de alertas tempranas de la Defensoría nos permite identificar que hay unos informes de riesgo para asesinar miembros de las Fuerzas Militares y en especial la Policía, desde la Defensoría decimos que estos atentados tienen que parar. A las Fuerzas Militares les pedimos que redoblen las medidas de protección”, solicitó Negret.

Según el general Nieto, la ofensiva contra los policías empezó como respuesta al asesinato de alias ‘Pablito’, cabecilla del Clan el Golfo, a quien ultimaron durante los primeros días de mayo. Hay que recordar que no es la primera vez que ese grupo acude a esta estrategia que, de acuerdo con la revista Semana, ya tuvo un primer capítulo en marzo de 2016, cuando sicarios del Clan del Golfo mataron a tres policías en Cartagena.

Según el artículo De Pablo Escobar, al Clan del Golfo, pubicado en el portal de esa revista, “esta ofensiva mafiosa del Clan del Golfo se basa en una cobarde estrategia inventada por Pablo Escobar en la época de la persecución contra el capo y el cartel de Medellín en los años noventa. Conocida como plan pistola, consiste en asesinar policías a sangre fría y por la espalda”.

Una de las mayores preocupaciones con el accionar de este grupo al margen de la ley es, como afirma Ariel Ávila, subdirector de Pares, que está intentando ocupar las zonas que dejaron las Farc, “el principal riesgo para la implementación del proceso de paz es esta banda criminal que está copando las zonas rurales que las Farc dejó. En los últimos meses, con las denuncias hechas en ese sentido, la ofensiva y la presión contra ellos arreció, por eso es que realizan este plan pistola”.

Hasta la fecha de esta publicación dos asesinatos de policías están en investigación. Se trata de la muerte del uniformado Mac Jordy Miranda Carrillo, ocurrida el 22 de mayo en Barranquilla y la muerte del soldado Rubén Darío Ramos, en el Meta, el pasado miércoles 25 de mayo que los medios de comunicación atribuyen iniciamente al Clan del Golfo.