Pasar al contenido principal

Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso

Falso

Martes, 24 Marzo 2020

El limón y el bicarbonato no matan el coronavirus

Por Javier Guzmán - Newtral

La OMS recomienda el lavado de manos frecuente, evitar tocarse la cara, cubrirse con el codo al toser o estornudar y evitar el contacto con otras personas en caso de síntomas respiratorios.

Este artículo fue publicado originalmente por Newtral.es el 22 de marzo de 2020. Este contenido es reproducido aquí como parte de #CoronaVirusFacts, un esfuerzo global liderado por la International Fact-Checking Network, IFCN (de la cual Colombiacheck es miembro), para combatir la desinformación al respecto del brote de coronavirus en el mundo.

 

Hemos recibido a través de nuestro servicio de verificación de información de WhatsApp (+34 682 589 664) una “receta” de un té caliente que supuestamente elimina el coronavirus del cuerpo. “La receta es sencilla: 1. Limón, 2. Bicarbonato. Mezclar y tomar como té caliente todas las tardes, la acción del limón con bicarbonato más caliente mata de manera inmediata el virus, lo elimina completamente del cuerpo”. Este mensaje es un FAKE.

Esta idea pseudocientífica la desmontó Joan Carles March, codirector de la Escuela Andaluza de Salud Pública, en el portal Salud sin Bulos, una plataforma de verificación de información sanitaria que cuenta con el aval de las principales sociedades médicas de España: “La vitamina C se necesita para el crecimiento y reparación de tejidos y es un antioxidante. La investigación muestra que para la mayoría de las personas, los suplementos de vitamina C no reducen el riesgo de contraer el resfriado común, por tanto menos el coronavirus”. La OMS y el ministerio de Sanidad recomiendan el lavado de manos frecuente, evitar tocarse la cara, cubrirse con el codo al toser o estornudar y evitar el contacto con otras personas en caso de síntomas respiratorios.

El bulo continúa con la siguiente idea (mantenemos la ortografía original del mensaje): “Es por ello que el Pueblo de Israel está relajado con respecto a este fulano virus. Todos Los de Israel Toman en Las Noches Una Taza de Agua Caliente Con Limón y Un Poco de Bicarbonato, ya que esto está Comprobado que Mata El Virus. Lo Comparto a Toda Mi Familia y Amistades Con El Fin de que Ninguno de Nosotros Contraigamos el virus”. En Israel hay 883 casos de coronavirus.

El 6 de marzo, ocho días antes de que se instaurara el Estado de alarma en España, este país tomó medidas para aislar a su población de turistas de países afectados, como Francia, Alemania, Suiza, España y Austria. Los viajeros de estos países tenían que prestarse a un confinamiento voluntario de 14 días. Esta fue una de las distintas medidas que este país puso en marcha, todas ellas basadas en la evidencia científica. 

 

Este fake del limón como antídoto ante el coronavirus ha sido también explicado por Bolivia Verifica, un medio digital boliviano que se dedica a la verificación de noticias falsas. No es el primer bulo que recibimos en el que se aconseja tomar limón para eliminar el coronavirus. Un fake viral de una supuesta experta china llamada Laila Ahmadi también difundía estas recomendaciones pseudocientíficas.

Fuentes:

  • Salud sin Bulos
  • OMS
  • Ministerio de Sanidad
  • Bolivia Verifica

 

Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso

Falso

Viernes, 31 Mayo 2019

Cadena de Whatsapp desinforma sobre cumplimiento de las partes en acuerdo de paz

Por Sania Salazar

No es cierto que el Instituto Kroc, de la Universidad de Notre Dame, que le hace seguimiento a la implementación del Acuerdo Final en Colombia, le otorgue porcentajes de cumplimiento a cada una de las partes firmantes del mismo.

Circula una cadena de Whatsapp que asegura: “el informe de cumplimiento de acuerdos: El Gobierno incumplió el 90% de los acuerdos, las Farc cumplieron al 90%. Universidad de Notre Dame”.

Cadena de Whatsapp

Después de revisar varias fuentes, Colombiacheck califica la afirmación como falsa, pues el Instituto Kroc de Estudios Internacionales de Paz de la Universidad de Notre Dame, EE.UU., que efectivamente hace seguimiento a la implementación del Acuerdo Final en Colombia, no otorga porcentajes al cumplimiento de las partes firmantes del Acuerdo. Lo que hace es evaluar el avance de los compromisos pactados.

Hay que recordar que en el Punto 6 del Acuerdo Final firmado en La Habana por el Gobierno y la exguerrilla de las Farc se pactó la creación de un mecanismo de verificación con un componente internacional para comprobar el estado y avances de la implementación del Acuerdo, que además debe “identificar retrasos o deficiencias, brindar oportunidades de mejoramiento continuo, así como contribuir a fortalecer su implementación”.

El Instituto Kroc hace parte de ese mecanismo, en el que le quedaron encargadas las tareas de diseñar la metodología para identificar los avances de los acuerdos “que permita medir el cumplimiento de los acuerdos, lo suficientemente preciso y que permita en tiempo real, la toma de decisiones y los ajustes, todo ello en el marco de una lógica de mejoramiento continuo de las capacidades de ejecución en la construcción de la paz”.

David Huey, representante del Instituto Kroc en Colombia, le explicó a Colombiacheck que la metodología consiste en asignarle categorías de cumplimiento a cada punto pactado en el Acuerdo, “cero” para lo que no ha arrancado, “uno” para lo que está en marcha y “tres” para lo completado. “Eso es generalmente objetivo, pero hay algo de subjetividad de los analistas en Estados Unidos de cuando una disposición ha pasado de una categoría a otra, pero hay toda una metodología rigurosa y justificada cuando una disposición se gradúa de una categoría a otra”.  

Huey indicó que se trata de un ejercicio técnico y académico que no evalúa las partes, porque no les parece constructivo y porque polarizaría el debate alrededor de la implementación, lo que evalúan es si los acuerdos se implementan o no.

“Lo que nos interesa es, de manera muy objetiva, tener una metodología en la cual todo el mundo pueda confiar, aunque nada es ciento por ciento perfecto, pero la rigurosidad académica es lo que genera la garantía de la objetividad del ejercicio, por ende nunca haríamos ese tipo de calificación al que se refiere la cadena de Whatsapp”, indicó Huey.

El representante del Instituto Kroc en Colombia concluyó que es demasiado simplista sacar conclusiones como las del mensaje de Whatsapp porque un acuerdo de paz tiene fases, responsabilidades mutuas porque un actor puede cumplir rápidamente muchas disposiciones porque le compete en esa fase del proceso y otro tiene la responsabilidad a largo plazo.

El Instituto saca un informe anual sobre el estado de la implementación en el que presenta porcentajes que muestran el nivel de avance de los compromisos. En el más reciente se puede ver cómo presentan los resultados. Según ese informe, al 30 de noviembre de 2018, de las 578 disposiciones a las que le hacen seguimiento, 391 (68%) están en algún nivel de implementación.

Instituto Kroc


Este gráfico presenta el estado de la implementación a noviembre de 2018. “El 23% de los compromisos se han implementado completamente, el 12% tiene un nivel de avance intermedio, y un 33% tiene un nivel de avance mínimo. En síntesis, el 68% de los compromisos del Acuerdo Final se encuentran en algún nivel de implementación—mínima, intermedia o completa”, indica el informe.

Instituto Kroc

En este gráfico muestran el estado de la implementación según cada punto del Acuerdo. Según Kroc, desde diciembre de 2016 los mayores avances en términos de implementación completa se continúan observando en el Punto 3 (Fin del Conflicto) y el Punto 6 (Implementación, Verificación y Refrendación). Los niveles más bajos de implementación completa se evidencian en el Punto 1 (Reforma Rural Integral) y el Punto 4 (Solución al problema de las drogas ilícitas). Así mismo, los niveles más altos de implementación no iniciada, es decir, compromisos que a la fecha no han iniciado su implementación, se encuentran en el Punto 2 (Participación Política) y el Punto 5 (Acuerdo sobre las víctimas del conflicto).

En el Instituto Kroc resaltaron que si bien son la instancia acordada por las partes como componente técnico de verificación de la implementación son totalmente independientes.

*Foto tomada del Facebook de la Oficina del Alto Comisionado para la paz.