Pasar al contenido principal
Viernes, 16 Agosto 2019

El metro de Bogotá sí está trazado en el POT, aunque puede ser ajustado

Por José Felipe Sarmiento

Miguel Uribe, candidato a la Alcaldía, dijo que el plan vigente no ordena un recorrido para la primera línea del sistema férreo. Pero sí lo hace, solo que admite cambios con base en estudios.

El candidato a la Alcaldía de Bogotá por varios partidos Miguel Uribe Turbay afirmó, en un debate en la emisora W Radio, que “no existe” un trazado para la primera línea de metro en el Plan de Ordenamiento Territorial (POT) de Bogotá, porque el recorrido definido en el año 2000 fue derogado en 2003. Según dijo, “el Plan Maestro de Movilidad de 2006 establece que, con base en estudios, el alcalde determinará el trazado”.

Suargumento fue retomado por el portal El Nodo, que reprodujo el video de esa declaración del aspirante.

Captura de pantalla de la nota de El Nodo

Pero la afirmación es cuestionable, porque tergiversa lo que en realidad dicen ambas normas al respecto. La historia comienza con el POT original de 2000, expedido en la primera administración de Enrique Peñalosa (no en la de Antanas Mockus, como dijo Uribe). El artículo 176 define un trazado en ‘U’ de una línea de metro dividida en dos tramos: el primero, desde Kennedy por Puente Aranda hacia el Centro y, luego, a la calle 72 con Caracas por el oriente; el segundo, desde ahí hacia Engativá.

La administración Mockus sí le hizo cambios al plan en la revisión de 2003, a la que se refiere el exsecretario de Gobierno. Pero ninguna modificación tocó el recorrido del metro contemplado allí. De hecho, este aparece idéntico al primero en el artículo 188 del decreto de 2004 que compiló los dos anteriores, bajo la administración de Luis Eduardo Garzón.

Esta es la norma que está vigente, debido a la nulidad del POT que Gustavo Petro decretó en 2013. Así lo reconocen el glosario técnico del Catastro Distrital y la memoria justificativa del nuevo plan que pretende expedir Peñalosa en su saliente administración.

El Plan Maestro de Movilidad de 2006 tampoco dice la frase que Uribe le atribuye sobre la potestad de la Alcaldía para definir el recorrido del metro. El artículo 61, que es el que se refiere a este sistema de transporte, establece que “cuando las condiciones de movilidad de la ciudad lo exijan, la administración distrital adoptará el metro, y adelantará los estudios pertinentes de factibilidad como componente del Sistema de Transporte Público Integrado”.

En junio pasado, Peñalosa le agregó otros artículos que tampoco dicen eso. Hablan es de la habilitación de vías existentes para el sistema férreo, las condiciones de edificabilidad de la infraestructura necesaria (como alturas y tipos de construcción), los patios, la integración con otros medios masivos de transporte, entre otras disposiciones que no cambian el trazado de 2004.

No obstante, la Secretaría de Planeación Distrital sí ha hecho esa interpretación. En un concepto de 2017 para la Empresa Metro de Bogotá, afirma que el Plan Maestro de Movilidad es “prevalente” y que, por eso, al decir que la ciudad adoptará el metro con base en estudios, le da la facultad de determinar el trazado a la administración distrital.

El ingeniero civil Darío Hidalgo, doctorado en Planeamiento de Transporte Urbano, contradice esa lectura de las normas. “Los planes maestros de movilidad no pueden derogar el POT, porque es una norma superior”, explica. Sin embargo, también señala que todos los trazados de metro desde la administración de Samuel Moreno (2008-2011) han sido distintos al de esa norma porque “no es una camisa de fuerza” y se puede ajustar de según los estudios técnicos.

Por su parte, el arquitecto urbanista Carlos Roberto Pombo, director de la Sociedad de Mejoras Públicas y Ornato de Bogotá, considera que “los planes maestros sí pueden reglamentar lo que está en el POT”, que es distinto a cambiarlo o ‘tumbar’ su contenido.

En cualquier caso, Hidalgo recuerda que desde 2008 se han adelantado estudios para ajustar el recorrido y definir las características de la primera línea. Estos explican las diferencias de lo que quedó en el plan hace 19 años frente a las propuestas de Moreno, Petro y Peñalosa. Esta última, que a grandes rasgos corresponde al tramo 1 original, es la que está plasmada en la declaratoria de importancia estratégica por parte del Consejo Nacional de Política Económica y Social (Conpes) de 2017 y es la que está en licitación.

RedCheq

Viernes, 18 Octubre 2019

No se puede determinar si Galán le quitó votos a Petro en 2011

Por Isabel Caballero Samper

Aunque en esas elecciones, Galán sí obtuvo la mayor parte de su votación de estratos bajos, donde Petro tuvo su mayor fuerza electoral, no existen datos ni estudios que demuestren que esos votos se hubieran ido con este si Galán no se hubiera presentado.

Hace unas semanas, el candidato a la alcaldía de Bogotá Carlos Fernando Galán dijo en una entrevista en Blu Radio que cuando fue candidato por el mismo cargo en 2011: “El grueso de mi votación fue una votación de estratos 1, 2 y 3. Y era gente que en su mayoría, según las encuestas que yo conocí en esa época, que si yo no hubiera estado en la contienda hubiera votado por Gustavo Petro. Entonces yo le quité más votos a Gustavo Petro que a cualquier otro.”

Esta era una respuesta a la acusación de Miguel Uribe Turbay de que en esas elecciones  “la división y por los egos políticos [Galán] condenó a Bogotá probablemente a uno de los peores alcaldes que ha tenido” refiriéndose a Gustavo Petro, el ganador  en esa ocasión.

Calificamos la afirmación de Galán de inchequeable porque aunque la mayor parte de su votación  sí la obtuvo en estratos bajos (igual que Petro) no encontramos datos que nos permitieran concluir que los votantes de Galán hubieran votado por Petro en otras circunstancias y que por tanto él le hubiera “quitado” votos en esa ocasión.

Para chequear esta afirmación consultamos en primer lugar con el equipo de prensa del candidato para preguntarle de dónde había sacado los datos. Nos dijeron que según los resultados de la Registraduría las localidades donde más votos obtuvo Galán fueron Kennedy y Engativá con más de 30.000 votos y donde predomina el estrato tres. Luego, San Cristóbal, Bosa, Suba y Ciudad Bolívar con 20.000 votos. En cambio en localidades de estratos más altos como Chapinero, Barrios Unidos y Teusaquillo sólo obtuvo cerca de 5.000 votos.

La información de las votaciones de 2011 por localidades ya no está en el portal de la Registraduría, pero para contrastar la información dada por Galán hablamos con Yann Basset, profesor y director del Grupo de Estudios de la Democracia de la Universidad del Rosario, quien recopiló y analizó los resultados de las elecciones locales de hace ocho años.  

Mapa de los votos de Galán en 2011 - Yann Basset

Basset nos envió este mapa realizado con datos de la Registraduría y que no ha sido publicado en donde se muestra cómo fue la votación de Galán en esas elecciones. El tono muestra el porcentaje de voto que recibió el candidato en cada  Unidad de Planeamiento Zonal (que son subdivisiones de las localidades). Entre más oscuro el tono mayor es el porcentaje. Y los puntos negros son los puestos de votación en su ubicación respectiva. El tamaño del punto muestra la cantidad de votos del candidato en valor absoluto.

Los colores más oscuros y los puntos más grandes, es decir donde Galán tuvo más votos, están en Usme, San Cristobal, Rafael Uribe, Ciudad Bolívar, Bosa, Kennedy, Fontibón, Engativá y Suba. 

Basset concluye que “en efecto [Galán] tenía más voto en los estratos populares”. Su análisis hila más fino que el del equipo de Galán que simplemente mira los estratos predominantes en cada localidad y el estrato del vecindario de cada puesto de votación. Sin embargo,  el académico advierte que “los cálculos son siempre sujetos a discusión porque atribuir a un puesto un estrato es siempre un poco arbitrario, pero hicimos ese gráfico atribuyendo a cada puesto el estrato que consideramos dominante en el vecindario”.

Gráfico votos de 2011 por candidato - Yann Basset

En este gráfico también elaborado por Basset, se muestra cómo se distribuyó la votación de la época en cada estrato socioeconómico y complementa el análisis del mapa, se evidencia que Galán obtuvo su mejores resultados en el estrato uno. 

También en los estratos dos y tres le fue bastante bien y obtuvo resultados más altos de los que consiguió en la general. En cambio en los estratos cuatro, cinco y seis (en donde Enrique Peñalosa arrasó) le fue bastante mal. Galán quedó de cuarto en la votación total.

Basset advierte que “Galán tuvo sus resultados sesgados hacia los estratos bajos simplemente porque los estratos altos estaban copados por Peñalosa y Parody.” 

En un análisis escrito por Juanita León de La Silla Vacía se decía que Galán “registra muy bien en los estratos dos y tres, donde el recuerdo de su papá Luis Carlos Galán le ayuda mucho”. Un análisis que también sugiere que en estos estratos no estaba compitiendo con Peñalosa.

Luego buscamos las encuestas que se hicieron en la época para chequear si es verdad que indicaban que las personas que iban a votar por Galán hubieran votado por Petro si el primero no se hubiera presentado, pero no encontramos ninguna de donde se pudiera colegir esto.

El Consejo Nacional Electoral exige que las firmas les envíen ciertos datos básicos de la encuesta (la ficha técnica completa, el formulario aplicado, los resultados de la encuesta). Pero en la página de esta entidad sólo están las encuestas publicadas desde el 2012 en adelante.  Entonces contactamos a Anwar Daccarett, asesor de relaciones internacionales y encuestas del CNE, para pedirle la información del 2011.

Ya con la información en mano revisamos las 27 encuestas de intención de voto para la alcaldía de Bogotá D.C. de 2011 que el CNE tiene registradas. En ninguna se preguntó qué harían los futuros votantes si Galán no se hubiera presentado a la contienda.

La única encuesta medianamente relevante que encontramos fue una que hizo la firma Yanhaas S.A. encomendada y financiada directamente por Enrique Peñalosa y que fue llevada a cabo del 19 al 20 de octubre de 2011.  Esta encuesta preguntaba por la intención de voto del encuestado y luego por otro candidato por el que votaría si no pudiera votar por su primera opción.  

Encusta Yanhaas intención de voto

 

Encuesta Yanhaas

En primer lugar es notorio que esta encuesta realizada sólo unos días antes de las elecciones daba por ganador a Enrique Peñalosa. 

Con los resultados entregados por la encuestadora al CNE no hay manera de saber ni de dónde y hacia dónde se mueven los votos de una respuesta a la otra, ni cómo se cruzan con los estratos de los votantes para demostrar lo dicho por Galán. Quien tenga acceso a los datos crudos de esa encuesta, que no pudimos encontrar que hubiera sido publicada por ningún medio de comunicación, sí podría hacer esos cruces y encontrar esa información.

Siguiendo con la verificación de la afirmación de Galán, hicimos una búsqueda extensiva de artículos de prensa de la época utilizando distintos comandos avanzados en Google para intentar encontrar alguna encuesta que hiciera preguntas del tipo "si el candidato por el que usted piensa votar se retirara, ¿por cuál otro votaría?" o "¿cuál es su segunda opción?" pero no encontramos ninguna.

Como Galán dijo que sus votantes, “era gente que en su mayoría, según las encuestas que yo conocí en esa época, que si yo no hubiera estado en la contienda hubiera votado por Gustavo Petro”,  le preguntamos a su equipo de prensa por esas encuestas. Solo nos respondieron sobre los resultados del candidato ante la Registraduría y no aclararon a qué encuestas se refería.

Estos elementos nos llevaron a concluir que es inchequeable la afirmación de Galán de que él le quitó votos a Petro en las elecciones de 2011.

RedCheq