Pasar al contenido principal
Jueves, 30 Mayo 2019

No, el periódico El Espectador no ha publicado que Garavito saldrá libre

Por Ana María Saavedra

El pantallazo de un trino que asegura que el asesino en serie saldría libre es realmente un montaje.

En un pantallazo de un supuesto trino de la cuenta del periódico El Espectador se lee el mensaje: “#ATENCIÓN Corte Suprema de Justicia ordena la libertad de Luis Alfredo Garavito el próximo viernes, según lo pactado por Santos y Timochenko en La Habana”. Dentro del supuesto trino también se ve una foto de Luis Alfredo Garavito, un famoso pedófilo que fue condenado y encarcelado por el asesinato de más de 100 niños.

Sin embargo, El Espectador no ha trinado esta supuesta noticia, ni ha escrito un mensaje similar en su cuenta de Twitter.

Primero lo confirmamos en la cuenta de Twitter oficial de El Espectador, en la que no aparece ninguna información sobre la supuesta salida de Garavito. Al hacer búsqueda avanzada de Twitter encontramos que este fue el trino más reciente de El Espectador sobre Luis Alfredo Garavito.

 

Por otra parte, aunque en el montaje se dice que el mensaje fue publicado el 29 de mayo de 2019, al buscar en las menciones hechas a la cuenta @elespectador no encontramos ninguna mención a la supuesta liberación de Garavito, ni una posible respuesta al supuesto trino en los últimos días.

Asimismo, contactamos al director de El Espectador, Fidel Cano, quien nos aseguró que se trataba de una ‘fake’.

Al hacer búsqueda de Twitter y de Google en el último mes con las palabras “Luis Alfredo Garavito” no aparece ninguna noticia de que la Corte Suprema haya ordenado su libertad.

Finalmente, la Corte Suprema, a través de su oficina de prensa, nos aclaró que la información sobre la supuesta orden de liberar a Garavito es falsa. “No tenemos nada de él”, nos indicaron. 

Así que, simplemente, se trata de un montaje difundido por la cuenta @Chikatilo_, como se puede ver en algunas de las respuestas al trino que parecen compartir la broma. Por ejemplo, un usuario escribió “65 personas nos cagamos de la risa con el chiste, ahora hay que contar cuántos se lo creen y ya están diciendo: ‘zi veeeeee, papi?, zelodije, eze farc santos le regalo el pais a lasjar y al asesino depravado’” (sic), mientras que otro respondió: “Se le abona que quedó bien hecho el montaje jajajaja”.  

Lunes, 30 Julio 2018

Declaraciones antiguas de Álvaro Uribe generan cadena falsa en contra del exmagistrado Rubén Darío Pinilla

Por Carlos González

En los últimos días se ha estado moviendo por redes sociales una imagen relacionada, al parecer, con la investigación en curso contra del expresidente Álvaro Uribe, acusado de soborno y fraude procesal en un caso de manipulación de testigos.

En esta imagen se afirma no solo que el exmagistrado Rubén Darío Pinilla Cogollo “ordenó iniciar la investigación contra Alvaro Uribe Vélez en época electoral”, sino además que fue guerrillero del M-19 y participó en la toma del Palacio de Justicia.

Publicación falsa sobre magistrado Pinilla

Colombiacheck encontró que estas dos afirmaciones son falsas.

Por una parte, no es claro a qué investigación se refiere la imagen. Rubén Darío Pinilla no pudo haber comenzado la investigación actual contra Uribe, pues fue magistrado del Tribunal Superior de Medellín (y no de la Corte Suprema, la entidad que tiene a cargo la investigación contra Uribe que se ha movido en estos días) hasta 2017. Ese año renunció a su cargo a través de una carta en la cual aclaró que no estaba de acuerdo con algunas decisiones que venían tomando varios jueces.

Sin embargo, Pinilla sí inició una investigación en contra de Uribe en 2013 (año en la que no hubo elecciones ni presidenciales, ni legislativas, ni locales en Colombia) por supuestos vínculos con el paramilitarismo y su relación con las masacres de El Aro y La Granja.

(Lea aquí la providencia de Pinilla contra Uribe)

A causa de esa investigación, Uribe mismo ya había afirmado, por lo menos desde 2015, que Pinilla había sido integrante de la guerrilla del M-19, pero sin dar pruebas de su afirmación.

Desde principios de este año, Uribe ha aumentado los ataques contra Pinilla. En febrero, por ejemplo, dijo: “Pido a la Fiscalía y a la Procuraduría adelantar la investigación al exmagistrado Rubén Dario Pinilla Cogollo, exmilitante del M19, que de acuerdo con testigo, que comuniqué a la Fiscalía y a la Procuraduría, puede estar involucrado en el holocausto del Palacio de Justicia”. Sin embargo, nunca reveló el nombre del testigo, ni las pruebas de esas declaraciones.

Pinilla nunca ha dicho haber sido parte del M-19, a pesar de que es de conocimiento público la militancia de buena parte de los desmovilizados de esa guerrilla (que entregó las armas en 1990) que ahora ocupan cargos públicos. Por ejemplo, Everth Bustamante, exsenador del Centro Democrático, el partido del presidente Uribe, fue militante de esa guerrilla.

Además, las fechas de la carrera laboral de Pinilla no cuadran con una supuesta militancia en el M-19. Según un perfil de El Tiempo, el abogado nació en Montería en 1956 y muy joven se trasladó a Medellín. Según su hoja de vida, Pinilla estudió la carrera de derecho en la Universidad de Antioquia, de donde se graduó en 1980 y en donde, según el perfil de El Tiempo, coincidió con Álvaro Uribe en asambleas estudiantiles.

En 1970, cuando se formó el M-19, Pinilla apenas tenía 14 años. Nueve años después, justo antes de graduarse de derecho, el exmagistrado empezó a trabajar como segundo juez del juzgado civil de Turbo, Antioquia. Después pasó a ocupar el mismo cargo en Fredonia, Antioquia, y luego empezó a trabajar, entre 1981 y 1989, como fiscal de los juzgados 8 y 15 Superior de Medellín. Así que en 1985, cuando fue la toma del Palacio de Justicia, Pinilla era funcionario público.

Su esposa Gloria López, en declaraciones a El Tiempo, reseñó que Pinilla “entró a la universidad a los 16 años, fue juez a los 22 y magistrado a los 33”.

En 1989 (un año antes de la desmovilización del M-19), empezó a desempeñarse como magistrado de conocimiento de la Sala de Justicia y Paz del Tribunal Superior de Medellín. En 2011 pasó a ser magistrado de la Sala Penal del mismo Tribunal, del cual fue presidente entre 2005 y 2007.

Desde marzo, aunque Pinilla ya no hace parte de la rama judicial, el exmagistrado ha denunciado amenazas de muerte a causa de las acusaciones de Uribe.