Pasar al contenido principal

Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable

Cuestionable

Domingo, 12 Abril 2020

WhatsApp no va a limitar el reenvío de todos los mensajes

Por Maldita Tecnología

WhatsApp sí va a limitar reenvío de mensajes, pero sólo si ya han sido reenviados más de cinco veces.

Este artículo fue publicado originalmente por Maldita Tecnología el 7 de abril de 2020. Este contenido es reproducido aquí como parte de #CoronaVirusFacts, un esfuerzo global liderado por la International Fact-Checking Network, IFCN (de la cual Colombiacheck es miembro), para combatir la desinformación al respecto del brote de coronavirus en el mundo.

WhatsApp ha anunciado en un comunicado nuevas medidas para limitar el reenvío de algunos mensajes y así "restringir la viralización" de algunos de ellos que podrían estar difundiendo desinformación, sobre todo en el contexto actual de emergencia de coronavirus. Concretamente, que algunos mensajes sólo se van a poder reenviar a un chat y no a varios a la vez.

Se ha creado cierta confusión con si esta nueva norma se aplica a todos los mensajes reenviados, es decir, los que te manda un contacto que a su vez ha recibido de otro contacto. Pero no es así, sólo aplica a algunos de ellos: los que se han enviado varias veces antes, al menos más de cinco.

¿Qué quiere decir esto? WhatsApp cataloga los mensajes reenviados en dos tipos: los que te ha enviado un contacto pero que previamente no se han reenviado muchas veces, que podemos ver con una flechita pequeña encima, y los que, antes de llegar a tu móvil, se han reenviado mínimo cinco veces más. A esos los acompaña una etiqueta de doble flecha que además "indica que no los creó un contacto cercano" y, por lo tanto, es improbable que proceda de tu lista de contactos (a los que al menos conocerás un poco más).

Esta última categoría es la que WhatsApp está limitando con su nueva norma. Hasta ahora, todos los mensajes reenviados se podían volver a reenviar a un máximo de cinco contactos. Esta fue una de las primeras medidas que tomó la red de mensajería para evitar que se viralizaran contenidos que podían ser falsos.

Ahora, en lo que está trabajando (ya que todavía no se ha implementado esta norma), es en que ese tipo de mensajes marcados con una doble flecha no puedan reenviarse ni siquiera a cinco contactos a la vez, sólo a un chat. La categoría de la doble flecha se instauró en 2019 para determinar cuándo un mensaje estaba llegando de un entorno diferente al tuyo y para tener constancia de que se había compartido muchas veces más antes.

"Notamos un aumento significativo en la cantidad de reenvíos que, según algunos usuarios, puede resultar apabullante y contribuir a la divulgación de información errónea", añade la red de mensajería en ese comunicado, en el que justifica esta medida para "ralentizar" la propagación de esos mensajes.

Especial mentiras y verdades sobre el coronavirus

Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso

Falso

Viernes, 10 Julio 2020

Audio que asegura que en Pitalito se hacen visitas domiciliarias para infectar con COVID-19 incluye información falsa

Por Laura Rodríguez Salamanca

La desinformación, dice, por ejemplo, que la visita la hacen funcionarios que supuestamente se identifican como miembros del ‘orden mundial de la salud’.

Hace unos días, un usuario nos pidió verificar un audio con el que se difunde que personal de la salud está visitando a pacientes casa por casa con el propósito de hacer una especie de ‘control’ de COVID-19 e infectar a los pacientes. 

El audio inicia así: “¡Qué hubo hijo! Te dejo este audio para que tengas cuidado. Papi, lo que pasa es que ayer me llamaron en la tarde, que para hacerle el control de hipertensión, yo creí que realmente era el control normal que venían a hacerle a ella. (...) Venían dos mujeres vestidas de azul, todas tapadas, con todos los protocolos (...) y me dijeron que venían a hacerle el control a la abuela. Como yo pensé que era el control normal, les hice seguir. Pero se sentaron y abrieron una caja con algodones y con cosas, y le metieron algodón en la garganta a la abuela, luego le metieron otro algodón en la nariz”.

Luego el hombre que grabó el audio cuenta que las mujeres que llegaron a su casa le aclararon que la visita realmente no era para hacer el control de hipertensión. “‘Lo que pasa es que nosotros venimos del orden mundial de la salud, estamos autorizadas para hacer un examen del COVID-19, entonces ya le hicimos el examen, se tomaron las muestras, ahora necesitamos que usted, por favor, nos firme aquí, donde certifica de que nosotros sí vinimos, a hacer el examen’”, dice el autor del audio, quien luego comenta que los hechos sucedieron en Pitalito, Huila. 

También cuenta que al leer el documento que le solicitaron se dio cuenta de que “ahí decía que según el artículo tal de la ley tal, yo autorizaba al orden mundial de la salud para que entraran en un procedimiento con mi paciente de principio a fin y que yo me negaba el derecho de reclamo, de protesta”. 

Además comenta que, según una de sus hermanas, “el peor error que se cometió fue haberle hecho meter esos algodones porque ellos cargan la bacteria ya en esos benditos algodones. O sea si no lo tiene, se lo ponen”. Finalmente, el hombre recomienda tener cuidado y difundir la información. 

Sin embargo, en Colombiacheck encontramos que el audio es falso. Aunque contiene información real sobre el control epidemiológico que se está haciendo en el municipio de Pitalito, agrega elementos propios de teorías conspirativas y un dato inexacto para desinformar. 

Es importante recordar que este audio cumple con varias de las características que explicamos tanto en un artículo y como en un video en los que compartimos pistas para identificar cadenas de difusión falsas de WhatsApp. 

El autor usa un tono y palabras amables o familiares: “¡Qué hubo hijo! Te dejo este audio para que tengas cuidado”. No se permite identificar al autor del audio, su nombre, a qué se dedica. Así mismo, busca crear pánico y apelar a las emociones. Tampoco cita a ninguna fuente: no dice el nombre del personal que fue a su casa, ni define la norma que supuestamente lo obligaba a acceder al procedimiento con el paciente sin derecho a reclamar. 

Aún así, para rastrear el origen de la desinformación, consultamos a la Alcaldía de Pitalito sobre la estrategia epidemiológica que están usando para rastrear los casos de COVID-19 en su municipio. En algunos lugares del país solo se hacen para casos sospechosos o de contacto estrecho con casos positivos. 
La secretaria de salud municipal, Yadira Rojas Carvajal, nos explicó que además de las pruebas que están haciendo a contactos estrechos, sí tienen una estrategia de vigilancia con visitas domiciliarias. “Existen estrategias de vigilancia para mejorar la captación de casos. Una de ellas es la Vigilancia serológica comunitaria [tamizaje poblacional] y en población de riesgo en las áreas urbanas y rurales como: personas mayores de 60 años, personas con enfermedades de riesgo como hipertensión [como el caso del audio], enfermedad cardiaca, enfermedad cardiovascular, diabetes, cáncer, entre otras”.

Pero, por supuesto, es falso que los funcionarios que están llegando a las casas pertenezcan al “orden mundial de la salud”. Este término se ha empleado durante la pandemia en múltiples teorías conspirativas que hemos chequeado en el especial “Mentiras y Verdades sobre el Coronavirus”.

Y para aclarar: quien se encarga de la estrategia domiciliaria, según nos explicaron en la oficina de prensa de la alcaldía, es el personal de los laboratorios que han contratado y de Asmet Salud, la única EPS que hasta el momento está ejecutando ese protocolo en el municipio. 

Confamiliar está en etapa de implementación y pronto empezará a hacer las pruebas para población en riesgo. “Las muestras se están realizando por personal de salud que está capacitado y que debe identificarse ante los usuarios con su carné”, explicó Rojas. 

Además, la secretaria aclaró que no es cierto que las pruebas estén infectadas. “Es Importante dejar claridad que los elementos utilizados para la toma del examen son estériles, libres de cualquier microorganismo y por lo tanto, solo tiene como propósito tomar muestra de calidad para conocer si la persona tiene COVID-19 o se descarta, teniendo en cuenta que hay personas con el virus que no desarrollan síntomas y solo mediante con el examen se detectan”, agregó la funcionaria. 

De hecho, en el audio se dice que el algodón [que serían los hisopos que se usan para las pruebas] están contaminados con “la bacteria” del coronavirus. Pero el nuevo coronavirus no es una bacteria, sino un virus

Además se sostiene que a quien no tenga la bacteria “se la ponen”. Pero de acuerdo con el último boletín epidemiológico del municipio (del 8 de julio), en Pitalito se han tomado 1.684 muestras, de las que han resultado negativas 1.481. Hasta el momento del cierre de este artículo solo se habían confirmado 23 casos de COVID-19 en el municipio. Está pendiente el resultado de las 180 pruebas restantes. 

Boletín epidemiológico

Entonces, calificamos como falsa la información que se difunde en el audio. Aunque se la teoría de conspiración se basa en una estrategia epidemiológica real de detección de casos en población en riesgo que se está haciendo en Pitalito, Huila, también sostiene que con las pruebas se pretende infectar a los pacientes con el nuevo coronavirus, lo cual es falso.