Pasar al contenido principal

Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso

Falso

Martes, 22 Febrero 2022

Aborto no es un mecanismo anticonceptivo, como dice el presidente Duque

Por Sharon Mejía Campo

Un aborto ocurre para interrumpir un embarazo, no para prevenir la concepción, por eso, la afirmación del mandatario, a propósito del fallo de la Corte Constitucional, es falsa.

En un reciente hilo de Twitter, el presidente Iván Duque refiere su rechazo ante el fallo de la Corte Costitucional de despenalizar el aborto antes de la semana 24 de gestación. En su mensaje asegura: “Esta situación no se puede convertir en que el aborto en Colombia se vuelva un mecanismo anticonceptivo. Debemos abordar esta discusión en el estamento que verdaderamente compete que es el Congreso de la República”.

 

El presidente había realizado afirmaciones similares en una entrevista en la emisora La F.M. Allí dijo: “Este fallo no solamente altera este principio sino que me parece delicado que, en el alcance que se está poniendo en la mesa, estemos facilitando que el aborto se convierta en una práctica casi que anticonceptiva, recurrente y regular” y  “(...) se convierta en una práctica cotidiana y en un país machista que se puede recurrir a este mecanismo, que se vuelva para muchos en métodos anticonceptivos para no usar el condón”.

Las afirmaciones del presidente  se dan luego de que la Corte Constitucional, con votación 5-4, fallara a favor de una demanda que presentó el movimiento Causa Justa, compuesto para varias organizaciones de mujeres, en la que se pedía eliminar el delito de aborto del Código Penal.

En redes sociales también se han publicado mensajes en los que se habla del aborto como un método anticonceptivo por personas como el candidato al senado por el Centro Democrático Santiago Valencia (1,2). "El aborto será el "método anticonceptivo" por excelencia para las que dicen que se debe defender la libertad a decidir de la mujer, pero no decide planificar y cuidarse con su pareja sexual al momento de tener relaciones", "que indignación que aprueben el aborto, ya es legal matar a un☠️🤰 ser humano indefenso, dicen que es un logro más, no me siento alegre que sea un método anticonceptivo soy defensor de la vida🌱 por mis principios morales y mis creencias cristianas no estoy de acuerdo con este fallo 😡😡" y "Confío en que todas aquellas madres que quieran acabar con la vida de sus hijos, se concienticen antes de matarlos, y se pregunten una y otra vez, si vale la pena convertir el aborto, en un método anticonceptivo".

Sin embargo, contrario a lo que expresa el presidente, un método anticonceptivo es el usado para prevenir un embarazo no deseado e infecciones de transmisión sexual,​ mientras que la realización de un aborto se da luego de la concepción para interrumpir voluntariamente el embarazo, por lo que no puede considerarse un método anticoncepción.

La Organización Mundial de la Salud (OMS), describe a los métodos anticonceptivos como los diferentes mecanismos de acción y eficacia que logran evitar embarazos no deseados. Estos se ven en diferentes presentaciones como píldoras orales, implantes, inyectables, parches, anillos vaginales, dispositivos intrauterinos, preservativos, entre otros. 

Por otro lado, la entidad define al aborto provocado (o interrupción voluntaria del embarazo) como un procedimiento médico sencillo y habitual que puede brindarse en distintos establecimientos con la participación de diferentes personas, entre ellas varias categorías de personal de salud. Además, en las primeras etapas del embarazo, la propia gestante puede practicarse un aborto con medicamentos.

Asimismo, al buscar en la Real Academia de la Lengua, RAE, la palabra anticonceptivo este es su significado:  “Dicho de un medio, de una práctica o de un agente: Que evita la preñez”. En cuanto al aborto

“1. m. Acción y efecto de abortar.

2. m. Interrupción del embarazo por causas naturales o provocadas.

3. m. Ser o cosa abortados.

4. m. Engendro, monstruo”.

Y el significado de abortar: “Dicho de una mujer o de un animal hembra: Interrumpir de forma natural o provocada, el desarrollo del feto durante el embarazo. U. t. c. tr. Abortó el hijo que esperaba”.

De acuerdo con el Ministerio de Salud y Protección Social, “en Colombia, la norma vigente sobre anticoncepción para hombres y mujeres (Resolución 769 de 2008 y 1973 de 2008) indica la obligatoriedad de los servicios de salud de ofrecer información en anticoncepción, suministrar el método anticonceptivo que más se ajuste a las necesidades y brindar el seguimiento de su uso, para que las personas o parejas puedan ejercer el derecho a decidir libre y responsablemente si quieren o no tener hijos, así como su número y el espaciamiento entre ellos”.

Según la ONG Profamilia, los métodos anticonceptivos avalados actualmente en Colombia son temporales, definitivos o de emergencia. Los primeros incluyen métodos hormonales, como los implantes subdérmicos que pueden durar entre 3 y 5 años; y los anticonceptivos orales o pastillas anticonceptivas también son un método seguro y efectivo para evitar temporalmente el embarazo. En ninguno de estos casos aparece la interrupción voluntaria de la gestación. 

Otros métodos anticonceptivos son los inyectables (mensuales y trimestrales) que contienen pequeñas cantidades de hormonas femeninas, como estrógeno y progesterona, que evitan la ovulación. También están los de barrera, como el condón.

Por otra parte, los métodos anticonceptivos definitivos comprenden la ligadura de trompas y la vasectomía. La primera es una cirugía mínimamente invasiva, ambulatoria y de fácil recuperación que dura alrededor de 10 minutos y consiste en cauterizar las trompas de falopio para impedir el paso del óvulo al útero evitando así el embarazo. La segunda es un método anticonceptivo para los hombres que no desean tener hijos y para aquellos que ya son padres y no desean tener más.

Los métodos anticonceptivos de emergencia son una opción para prevenir un embarazo luego de una relación sexual en la que no hubo protección anticonceptiva.

Métodos de larga duración, otra opción recomendada

En Colombiacheck contactamos al médico Luis Martín Rodríguez Ortegón, especialista en Obstetricia y Ginecología, máster en Salud Sexual Reproductiva y Anticoncepción, quien dijo:

“Tras la decisión de la Corte Constitucional, las autoridades deberían enfocarse en trabajar las autoridades de promover los métodos anticonceptivos de larga duración que tienen una mayor tasa de eficacia, pues al colocarlos en el cuerpo femenino hacen su trabajo y no dependen de  ‘errores humano’, como olvido de las pastillas o citas para inyecciones”.

Acerca de las declaraciones del presidente sobre el aborto como método anticonceptivo, el experto señala que “la definición de anticonceptivo hace referencia a todas las estrategias o métodos para evitar concebir. Así que cuando se interrumpe un embarazo ya no estamos hablando de  anticonceptivo, porque ya se dio la concepción, sino que se está interrumpiendo”.

El médico agrega que esas afirmaciones “hacen parte de las creencias de que muchas mujeres embarazadas lo utilicen como una manera para no tener a sus hijos, pero lo que se ha visto en al mayoría de sitios donde el aborto es liberal o se reglamenta de forma similar, es que lejos de fomentar la incidencia del aborto, se da la opción a las mujeres de elegir si quieren o no continuar con el embarazo”.

En Colombiacheck calificamos como falsa la afirmación que hace el presidente Iván Duque acerca de que el aborto puede ser usado como mecanismo anticonceptivo, pues un aborto ocurre para interrumpir un embarazo, no para prevenir la concepción.

 

Verdadero Verdadero Verdadero Verdadero Verdadero Verdadero Verdadero Verdadero

Verdadero

Viernes, 26 Octubre 2018

En Colombia no hay cifras concluyentes sobre el aborto

Por Sania Salazar

La Representante a la Cámara por Cambio Radical Ángela Sánchez tiene razón. No hay cifras consolidadas ni actualizadas sobre el aborto en Colombia. Organizaciones sociales lo atribuyen a deficiencias técnicas y a estigmas sobre el aborto.

Durante un debate sobre el aborto en el programa Zona Franca, la Representante a la Cámara por Cambio Radical Ángela Sánchez aseguró que en Colombia “no hay un monitoreo claro en cifras” sobre el aborto, “no hay bases para establecer una política pública clara en temas como la prevención y la educación sexual”.

“Las cifra que incorrectamente emplean las organizaciones pro-aborto es la del Instituto Guttmacher, que en 2011 calculó que en Colombia se realizaron 400.000 abortos”, le dijo Sánchez a Colombiacheck. También añadió que esos cálculos tienen “serios problemas metodológicos, tal como lo han planteado diversos estudios, entre ellos, uno realizado por la Universidad Externado”.

Durante el debate en Zona Franca, Mariana Ardila, abogada de Women’s Link, aclaró que las cifras del Instituto estadounidense Guttmacher son un estimado, como también lo aclara esa institución en su página web. Allí, el Instituto también indica que esa cifra corresponde a los abortos inducidos que se habrían practicado en Colombia en 2008.

Sánchez dijo, además, que el aborto en Colombia está mal diagnosticado y sobredimensionado debido a que no hay cifras reales, lo que crea grandes dificultades para diseñar y ejecutar políticas públicas para enfrentar el problema.

“Detrás de la palabra ABORTO, se esconden una serie de imaginarios relacionados con la ilegalidad, el miedo y, en el peor de los casos, el delito. La expresión IVE, Interrupción Voluntaria del Embarazo permite analizar una realidad desde el campo de la ética, la libertad y la autonomía de las mujeres y posibilita una decisión desde la mirada de los derechos sexuales y reproductivos que, ante todo, son derechos humanos”, resalta Profamilia en su página web.

Hay que recordar que en Colombia la Interrupción Voluntaria del Embarazo está despenalizada en tres casos: Cuando el embarazo pone en peligro la salud —física o mental— de la mujer, o su vida. Cuando el embarazo es resultado de una violación o de incesto. O Cuando hay malformaciones del feto que son incompatibles con la vida por fuera del útero.

Cifras desactualizadas, incompletas. . .

Colombiacheck encontró un artículo académico titulado “El mito de los 400 mil abortos en Colombia”, del docente e investigador de la Facultad de Economía de la Universidad Externado Mauricio Rubio, publicado en 2015. En él, el académico concluye que esa cifra sobre abortos clandestinos no tiene ninguna justificación.

En el artículo, el docente aborda dos métodos para calcular el número de abortos: primero, la Encuesta Nacional de Demografía y Salud, (ENDS), que incluye una pregunta sobre aborto en todas sus versiones desde 1990.

“Así, las IE (interrupciones de embarazo) -espontáneas e inducidas- derivadas de las ENDS son un poco más de 100 mil. Si se tienen en cuenta los datos de las encuestas de 2005 y 2010 -el 55% por pérdidas y solo el 30% por aborto- el número total de interrupciones voluntarias estaría entre 30 y 40 mil anuales; una cifra diez veces menor que los 400 mil tan pregonados”, concluye el profesor.

Segundo, el otro instrumento de medición al que recurrió Rubio fueron las encuestas de autorreporte, como la encuesta anónima del Externado, cuya pregunta principal era: "¿Se ha practicado o se ha mandado practicar alguna vez un aborto?". En el texto, el investigador explica que esa forma de redactar la pregunta “elimina la posible confusión entre aborto inducido y espontáneo”.

Según Rubio, las cifras que obtuvo el Externado hace más de dos décadas indicaron que “se obtendría un rango de 75.000 a 114.000 abortos anuales, con un valor medio de 90.000. Menos de la cuarta parte de la pertinaz cifra de 400.000 que ninguna evidencia corrobora”.

Colombiacheck preguntó por cifras de aborto en el Ministerio de Salud y Protección Social, pero nos pidieron mandar un correo del que no hemos recibido respuesta hasta la publicación de esta nota.

Una de las pocas instituciones que tiene cifras actualizadas sobre casos de aborto en las tres causas despenalizadas en Colombia es Profamilia. Según el Informe anual de actividades de Profamilia, durante 2017 practicaron 10.514 procedimientos de Interrupción Voluntaria del Embarazo (IVE), 63% más que en 2016, cuando realizaron 6.440.

La organización Mesa por la Vida y la Salud de las Mujeres tiene cifras sobre los casos que han atendido por barreras para acceder al aborto. Desde 2015 han asesorado a 1.122 mujeres que han tenido obstáculos para abortar.

La política pública

Para Juliana Martínez Londoño, Coordinadora de la Mesa por la Vida y la Salud de las Mujeres, hay una deficiencia en el sistema de información que tiene que ver tanto con cómo capturan los datos quienes prestan los servicios y los reportan a las autoridades, como con los estigmas que rodean al aborto. “Ese estigma conduce a que las interrupciones voluntarias del embarazo se hagan por fuera del sistema de salud, lo que hace pensar que hay un subestimado. Sería imposible saber con certeza la cantidad de abortos que ocurren por fuera del sistema de salud”, indicó.

Martínez Londoño aseguró que las cifras son importantes para conocer las dimensiones de un problema o de una situación social, pero además, y sobre todo, para conocer sus características.

“Saber las edades a las que las mujeres acceden a una interrupción voluntaria del embarazo y saber las condiciones en que lo hacen, saber en qué lugar están, por cuál de las causales acceden, conocer los pormenores de esa situación y enriquecer la comprensión del fenómeno del aborto legal tendría efectos de política pública que permitirían tomar tanto medidas correctivas como medidas para ampliar difusión, estado de implementación del derecho, reconocimiento, formación de los funcionarios”, explicó Martínez Londoño.