Pasar al contenido principal
Miércoles, 25 Marzo 2020

Aspirar vapor de agua hirviendo durante cinco minutos no desactiva el coronavirus

Por Sara González - Newtral.es

El vídeo de un ginecólogo retirado se hace viral y difunde información falsa sobre el actual virus.

Este artículo fue publicado originalmente por Newtral.es el 22 de marzo de 2020. Este contenido es reproducido aquí como parte de #CoronaVirusFacts, un esfuerzo global liderado por la International Fact-Checking Network, IFCN (de la cual Colombiacheck es miembro), para combatir la desinformación al respecto del brote de coronavirus en el mundo.

 

Nos habéis preguntado a través de nuestro servicio de verificación de WhatsApp (+34 682 58 96 64) por un vídeo viral de un ginecólogo que da recomendaciones para desactivar el actual coronavirus. En la grabación, de más de seis minutos, el doctor asegura que aspirar vapor de agua hirviendo durante cinco minutos tres o cuatro veces al día «tiene la capacidad de desactivar el virus». Es falso. Te lo explicamos. 

¿Quién es Mario Pesaresi?

En el vídeo, el doctor se presenta como Mario Pesaresi e informa de que es jefe de división del hospital Carlos G. Durand de Buenos Aires. También asegura que es ginecólogode la clínica mediterránea de Almería, en España. Sin embargo, no precisa si ejerce actualmente o no. De hecho, según nos confirman los verificadores de Chequeado en Argentina, ya no trabaja en este hospital.

Desde Newtral.es, también hemos contactado con el grupo hospitalario HLA al cual pertenece el hospital mediterráneo de Almería. «El doctor fue ginecólogo en la clínica Mediterráneo, pero hace muchos años que se retiró y no mantiene ninguna relación con el Grupo HLA», nos han contestado desde el gabinete de comunicación.

Después de que se volviera viral el vídeo, Pesaresi hizo otro donde especifica que dejó de ejercer en Buenos Aires en 2002 y en 2017 en Almería.

La OMS no ha dicho que el actual virus se desactiva a los 56 grados

El razonamiento de Pesaresi se basa en que según él, la Organización Mundial de la Salud (OMS, por sus siglas) habría dicho que el coronavirus se inactiva a los 56 grados. «Esa temperatura es la que podemos manejar», asegura a continuación. Sin embargo, la OMS no ha dicho esto. En la página web oficial de la organización, no hay ninguna información que indique cuándo el actual virus se desactiva.

Por el momento, no existen conclusiones claras sobre si el calor o las altas temperaturas desactiva la actual cepa del virus. Como indica el Centro para el Control y Prevención de Enfermedades, aún no se sabe si el clima y la temperatura impactan en la propagación del virus.

La OMS sí lo dijo refiriéndose al coronavirus que causó el SARS en 2003. Pero ese coronavirus es una cepa distinta al virus que causa el actual covid-19. Según recuerdan losCentros para el Control y la Prevención de Enfermedades(CDC, por sus siglas en inglés), existen siete tipos distintos de coronavirus. 

Las inhalaciones de vapor de agua no eliminan el coronavirus

El doctor Fernando Fariñas Guerrero, director del Instituto de Inmunología Clínica y Enfermedades Infecciosas de Málaga ha explicado a Salud Sin Bulos que, como dice el ginecólogo, la temperatura elevada del vapor de agua desnaturaliza las proteínas del virus. Sin embargo, «también desnaturaliza las proteínas de los tejidos», por lo que más de 50 grados en el pulmón destruiría también el propio órgano. Además, esa temperatura no llega a las vías respiratorias. El doctor subraya que «con una inhalación profunda el aire nunca llega a los alvéolos», que conforman el tejido donde el virus finalmente se asienta.

No existe cura al Covid-19

Consultado por Newtral.es, el doctor Jaime Barrios, médico de familia y miembro del Consejo Científico del Ilustre Colegio de Médicos de Madrid, recuerda que el tratamiento del actual covid-19 es con fármacos y con intubación. «Por eso es tan importante tener UCIS y respiradores suficientes», recalca.

Actualmente, no hay vacuna ni tratamiento que cure el covid-19, causado por el SARS-CoV-2, nombre del actual coronavirus. Tanto China como Estados Unidos han indicado que han iniciado ensayos de vacuna sobre seres humanos pero aún quedan meses hasta comprobar su eficacia y seguridad.

El vídeo, grabado el 19 de marzo y que circula por WhatsApp, también ha sido compartido más de 1.000 veces en Facebook. Además, acumula miles de reproducciones en YouTube. Desde Newtral.es, hemos tratado de contactar con el ginecólogo pero no hemos recibido respuesta hasta ahora.

Fuentes

Especial mentiras y verdades sobre el coronavirus 

Martes, 17 Marzo 2020

China aún no tiene lista vacuna contra coronavirus (Covid-19)

Por Pablo Medina Uribe

Hoy, 17 de marzo, China anunció que una posible vacuna pasará a pruebas en humanos. Pero aún falta para que pueda comenzar a producirse “a gran escala”, como titularon varios medios.

En la tarde de hoy, varios medios en español publicaron que China había anunciado haber “desarrollado ‘con éxito’ la vacuna contra el coronavirus” SARS-CoV-2 (causante de la enfermedad Covid-19) y que ya se preparaba “su producción a gran escala”. Esto es falso y la desinformación viene de la malinterpretación de un comunicado oficial.

Lo que sucedió realmente fue que en la mañana de Colombia (a las 00:30 del 18 de marzo en Beijing), la página de las Fuerzas Militares chinas publicó un comunicado en inglés con el título “COVID-19 vaccine developed by military medical academy approved for clinical trials”. Esto es, “la vacuna para el Covid-19 desarrollada por la academia médica militar fue aprobada para ensayos clínicos”.

El comunicado, que citaba una nota hecha por la cadena de televisión del gobierno chino, CCTV, cuenta que una vacuna desarrollada por el equipo científico de la Academia de Ciencias Militares Médicas de China fue aprobada para pasar a ensayos clínicos.

Como contamos en el explicador “¿Cómo se producen los medicamentos?”, un ensayo clínico es la tercera fase del desarrollo de un medicamento. Esta fase tiene tres etapas:

En la primera se evalúa la seguridad de lo que ya se puede denominar medicamento. Se selecciona un grupo de humanos sanos para suministrar el producto y corroborar que no va a producir efectos adversos. Para eso las personas deben estar hospitalizadas durante un tiempo determinado bajo supervisión médica constante. El objetivo es demostrar que el medicamento es seguro en humanos. 

Si se demuestra que es seguro, se pasa a la siguiente etapa, que tiene como objetivo evaluar la cantidad y la periodicidad de la dosis. Esta fase se realiza en pacientes que tienen la enfermedad para la cual se está desarrollando el medicamento.

El siguiente paso es evaluar la dosis seleccionada en un número mayor de pacientes y comprobar que funciona (o que es igual o mejor a los medicamentos que ya se usan para lo mismo, si aplica).

Después de esta fase, que es en la que se encuentra la vacuna china, según el comunicado, es que se puede comenzar a producirse y usarse a gran escala. 

El anuncio oficial dejó esto más claro al anotar que “la vacuna ha sido aprobada para que su seguridad, eficacia y calidad sean certificadas por un revisor externo”.

Pero varios medios leyeron mal otra parte de este anuncio. Según la página de las Fuerzas Miltares, Chen Wei, la bioingeniera y mayor general que está liderando el equipo que desarrolla esta posible vacuna, dijo que “se han completado los trabajos preliminares de preparación para la producción en masa”. Lo que es diferente a que se vaya a comenzar una producción masiva.

Es decir, si la vacuna llega a ser aprobada, ya se adelantó lo necesario para que en ese momento pueda ser producida “a gran escala”. Pero esa aprobación aún no se ha dado.

Y, según reportó Reuters, la Organización Mundial para la Salud no espera que haya una vacuna disponible sino hasta mediados del próximo año.

Pero varios medios no hicieron esta distinción y titularon que la vacuna había sido desarrollada “con éxito” y que ya se preparaba su producción, aunque algunos aclararon en el cuerpo de sus artículos que apenas se está pasando a la fase de estudios clínicos. En cualquier caso, es falso que ya China haya creado una vacuna contra el coronavirus.

Especial mentiras y verdades sobre el coronavirus