Pasar al contenido principal

Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso

Falso

Jueves, 22 Octubre 2020

Destrucción de 63 laboratorios para procesar base de coca no tiene relación con la minga

Por Ana María Saavedra

En un portal y en redes sociales publicaron que el operativo de la Policía se había dado por la ausencia de los indígenas que participan en la minga en Bogotá. Esta conclusión es falsa. 

Una nueva desinformación sobre la minga indígena  circula desde el pasado lunes 19 de octubre. Esta vez, tanto en redes sociales como en un portal hacen una interpretación falsa de una noticia divulgada por las autoridades acerca de la destrucción de 63 laboratorios rústicos para procesar base de coca.

La desinformación, que se viralizó tanto en Facebook como en Twitter hace parecer como si las cocinas de base de coca les fueron incautadas a los indígenas. Es así como en un portal llamado Potilika titulan: ‘AUSENCIA DE INDÍGENAS DEL CAUCA Y CAQUETÁ POR MINGA, PERMITIÓ A ANTINARCÓTICOS DESTRUIR 63 LABORATORIOS DE COCA

La nota también asegura: “Mientras la Minga se desplazó hacia la capital de la República las fuerzas de seguridad del Estado han aprovechado para ingresar a los territorios Cauca de dominio indígena para destruir más de 63 laboratorios de procesamiento de coca protegidos por los indígenas y pertenecientes a los grupos armados ilegales que se encuentran en la zona del Cauca y Caquetá”.

Sin embargo, en Colombiacheck verificamos esta información y encontramos que es falso que los operativos de la Policía Antinarcóticos tengan relación con la minga indígena. Además, la zona en la que fueron realizados no es de “dominio indígena”, como aseguran.

Según el boletín de la Policía, el operativo se realizó “en el marco de la Estrategia Integral Contra el Narcotráfico” y se  “logró dar un contundente golpe a las finanzas de las estructuras criminales, con la destrucción de 63 laboratorios rústicos para la extracción de base de cocaína”. Las operaciones se presentaron en zona rural de los municipios de Piamonte (Cauca), San José del Fragua, Puerto Rico, Valparaíso y Milán (Caquetá)”.  

En la oficina de prensa de la Policía Antinarcóticos nos indicaron que 34 de las ‘cocinas’ fueron halladas en el municipio de Piamonte (Cauca) y 29 en San José del Fragua, Valparaíso, Puerto Rico y Milán (Caquetá).  También nos explicaron que los laboratorios para procesar pasta de coca pertenecían a la estructura Carolina Ramírez, de las disidencias de la Farc.

En ninguna parte del reporte de prensa de la Policía Antinarcóticos hablan de alguna relación de los laboratorios con las comunidades indígenas. Esta es  una de las evidencias que muestra la falsedad de la información publicada en el portal politika y en redes. 

Daniel Rico, investigador en temas de economías criminales y experto en narcotráfico,  nos dio otros elementos que demuestran la falsedad de la conclusión de estas publicaciones. “63 laboratorios rústicos no es una diferencia grave para el narcotráfico. Es una operación normal. Al ver el comparativo del número de laboratorios destruidos por mes se evidencia que no es una cifra fuera de lo común”.

Al revisar los datos del Ministerio de Defensa encontramos que en septiembre pasado en Colombia se destruyeron 409 laboratorios para procesar coca (entre cocinas y cristalizaderos). El año pasado la cifra fue de 5,461, según el Monitoreo de Cultivos Ilícitos de la ONU. Así que, como dice Rico, esta no es una cifra representativa en la lucha contra el narcotráfico.

Rico también nos recalcó que no hay una causalidad entre los operativos y la minga. “No tiene que ver que haya habido una minga con unos operativos normales de la Policía Antinarcóticos”, dijo.

Entre tanto, la minga que salió del norte del Cauca, primero rumbo a Cali y luego a Bogotá, estuvo conformada en su mayoría por delegados del Consejo Regional Indígena del Cauca, CRIC, y de la Asociación de Cabildos Indígenas del Norte de Cauca, ACIN. A la minga se sumaron organizaciones campesinas y de la asociación indígena de Caldas, entre otras. 

Este es otro de los elementos que evidencia la falsedad de la relación entre la minga y el operativo de la Policía, pues las operaciones ocurrieron en el departamento de Caquetá y el único municipio caucano es más cercano a Putumayo y Caquetá que al norte del departamento.

Mapa 

Mapa

En el municipio de Piamonte están los resguardos del pueblo Inga de San Miguel y la Leona. “Del pueblo Inga fueron cinco guardias en representación y de los compañeros de Caquetá no tuvimos representantes”, nos explicó Joe Sauca, coordinador de Defensa de la Vida y Derechos Humanos del CRIC.

 

“En el Cauca somos 260.000 indígenas aproximadamente y en la minga nosotros éramos como 7.000, así que tampoco es cierto que los territorios se hayan quedado solos”, dijo.

Sauca agregó que esta es una más de las informaciones falsas con la que pretender desviar las peticiones reales de la minga al Gobierno y estigmatizarlos al señalarlos de narcos.  

Así se movió la desinformación

Luego de que el lunes 19 de octubre, el portal politika publicara que relacionaba los operativos policiales con la minga, en redes sociales empezó a moverse un pantallazo de la  noticia falsa. Además, se publicaron memes y trinos con una información similar. 

También circuló una cadena de WhatsApp con el mensaje: “Esta es la explicación de por qué la minga se devuelve al Cauca y sólo quedan unos pocos en Bogotá para el paro del 21. El gobierno se les metió a “sus territorios” para dialogar con los indígenas que no están con la minga y verificar donde han invertido los inmensos recursos que le hemos dado. También el ejército y la policía se les metió en los laboratorios de coca y cultivos de marihuana. Jugadas maestras en lo estratégico y táctico del gobierno....!Bravo presidente Duque y fuerzas militares!...quedó al descubierto la “narcominga”. Al final tenía un enlace a una nota de El Espectador acerca de la destrucción de los 63 laboratorios, en la que no se menciona ningún dato que relacione esta operación con las comunidades indígenas o la minga. 

Además de esto, en Colombiacheck encontramos, gracias a una plataforma a la que tenemos acceso por una alianza con Facebook, que la desinformación ha sido difundida en varias páginas y perfiles. Por ejemplo, la página Vox Colombia, que ya había compartido otra desinformación de la minga, publicó ese lunes un pantallazo de la nota de El Espectador con el mensaje: “LA MINGA SE FUE A PASEAR Y DESCUIDÓ EL CHUZO — POLICÍA ANTINARCÓTICOS LOGRÓ LA DESTRUCCIÓN DE 63 LABORATORIOS PARA LA PRODUCCIÓN DE BASE DE COCA EN CAUCA Y CAQUETÁ”.

También hallamos que el 20 de agosto se publicó la misma información difundida por politika en la página  MCN 24 horas informando. En la misma plataforma de Facebook encontramos que ese mismo día, en la tarde, el grupo Resistencia Civil difundió un pantallazo de la noticia falsa difundida por politika.

El mismo pantallazo de esa imagen fue publicado por Leonardo Cuervo, un expolicía que se convirtió en un youtuber.

Asimismo,  en esta red social compartieron un meme con el mensaje: “Mientras la minga le hacía un juicio acusatorio, el presidente les quemó 63 laboratorios”.

En cuanto a Twitter, encontramos que El Expediente trinó: “Dato: La minga indígena regresa a sus lugares de origen luego que el @COL_EJERCITO destruyera 63 laboratorios de Cocaina en el Cauca. Golpe de mano de @IvanDuque y @CarlosHolmesTru a esas estructuras del narcotráfico”.

Ese mensaje fue retuiteado por el director del portal, Gustavo Rugeles, quien agregó: Datos: Jaque Mate de Duque a la Minga cocalera. ¿Cómo fue el operativo de la dirección antinarcoticos de la Policia en el Cauca?

Estas fueron algunas de las publicaciones con la desinformación que detectamos en Twitter y Facebook. 

Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso

Falso

Jueves, 12 Diciembre 2019

No, indígenas del Cauca no están armados con tatucos

Por Ana María Saavedra

Unas fotos que muestran a indígenas con granadas de mortero hechizas están siendo usadas para señalarlos de narcos y guerrilleros. Pero las imágenes fueron tomadas en 2012 cuando la Guardia Indígena desmanteló unas caletas de las Farc en la vía a Toribío. 

Una serie de fotos de indígenas que cargan tatucos (granadas de mortero hechizas) están siendo difundidas en redes sociales con mensajes como “Los inocentes y tiernos narco-Indígenas del Cauca, que pecado, tan indefensos que están.....” o “Guardia indígena del MINGA: Movimiento Indígena Narco Guerrillero Armado”.

faceb

 

twi

Los señalamientos contra los indígenas del norte del Cauca se dan luego de que una delegación de la Guardia Indígena llegara a Bogotá para apoyar el Paro Nacional. Sin embargo, al realizar las verificaciones encontramos que las imágenes están siendo tergiversadas y que su contexto es otro.

Al contrario de lo que aseguran los mensajes en redes, los explosivos no son de los indígenas sino que se trata de un hallazgo por parte de la Guardia Indígena de una caleta con granadas de mortero. Estas fotos fueron tomadas por la Asociación de Cabildos Indígenas del Norte del Cauca, Acin, el por el reportero gráfico de La Nación Sergio Reyes en julio del 2012.

En esa fecha, los indígenas del norte del Cauca se declararon en Asamblea Permanente y pidieron la salida de los grupos armados de su territorio, debido a la violencia que sufrían. Las poblaciones estaban en medio del fuego cruzado de los combates entre las Farc y el Ejército.

Esta situación fue denunciada por diferentes medios de comunicación como Verdad AbiertaBBC, La Silla Vacia, Semana, El Espectador y El Heraldo, que publicaron reportajes acerca de  la tragedia que vivía el pueblo Nasa. 

En Colombiacheck nos contactamos con Guiovany Yule, dinamizador político del Consejo Regional Indígena del Cauca, Cric, (la ACIN es una de las asociaciones de cabildos que pertenece al Cric). Yule   nos dijo que las imágenes habían sido tomadas durante “actividades del ejercicio del control territorial en el que desmantelamos las caletas de las Farc en los territorios indígenas” en la vía entre Toribío y Santander de Quilichao durante una visita del entonces presidente Juan Manuel Santos.

 Aquí le contamos la verificación que hicimos de cada una de estas fotos. 

Foto 1

tat

 

Esta imágen ya había sido verificada en marzo y abril pasado por la Silla Vacia y AFP Factual cuando fue usada para desinformar durante la Minga Indígena, en la que los Nasa protestaron por el incumplimiento por parte del Gobierno de acuerdos anteriores.

Además, la imagen había sido compartida en enero del 2018 en Twitter por el expresidente y senador Álvaro Uribe.

uribe

Sin embargo, al realizar una búsqueda inversa en google encontramos que la foto había sido publicada en julio de 2012 en el sitio web de la ONG colombiana Corporación Nuevo Arco Iris. En la publicación titulada “Cauca: ¿Una nueva etapa de la guerra?” aparece esta imagen con el siguiente pie de foto: “Indígenas del Cauca en la vía que conduce a Toribío retiran morteros”. El crédito de la foto dice que es del Tejido de Comunicación de la Acin.

El equipo de verificación de la AFP, se contactó con  Eduin Capaz, coordinador del área de derechos humanos de la ACIN, quien les confirmó que la imagen fue tomada por esa organización en 2012 en una zona próxima a Toribío. Capaz les dijo que los proyectiles que allí aparecen fueron encontrados por los indígenas durante las "acciones de barrido" efectuadas por  la Guardia Indígena para expulsar a los guerrilleros de las Farc de su territorio.

Esa misma foto fue publicada por Caracol Radio para ilustrar la noticia Indígenas detienen a tres guerrilleros y les quitan las armas, del 18 de julio de 2012.

Foto 2

solo

Esta imagen en la que un miembro de la Guardia Indígena sostiene otra granada de mortero fue tomada en la misma fecha y contexto que la anterior. 

Al realizar la búsqueda inversa de la imagen en google encontramos que la imagen fue publicada en julio de ese año en el reportaje Toribío, entre la paz y la guerra del medio La nación, de Neiva. En la historia, publicada el 12 de julio de 2012, la periodista que visitó la zona relató que acompañó una delegación de los indígenas que se desplazaba hacia El Palo, corregimiento de Caloto, Cauca.  

“En el camino, la guardia indígena encontró cinco tatucos y bombas artesanales, escondidos entre la maleza. Eran granadas de mortero de 60 milímetros, fabricadas artesanalmente por la guerrilla y utilizadas para atacar a la fuerza pública. Los nativos retiraron las peligrosas cargas explosivas de la zona y las sacaron en camionetas, para desactivarlas”, publicó La Nación. 

Al contactar a la periodista Ginna Tatiana Piragauta, nos remitió a Sergio Reyes, reportero gráfico que la acompañó en el recorrido y autor de la imagen.

Reyes le dijo a Colombiacheck que se trató de una caleta de tatucos que se encontraron a orilla de una de las vías cerca a Toribío. “La Guardia Indígena los recogió y los puso a disposición de las respectivas personas que les correspondían”, dijo el fotográfico y agregó que las tres imágenes difundidas en redes corresponden a ese hecho.

Foto 3

foto 3

Al realizar la búsqueda inversa en google de esta foto, nos arroja que había sido publicada en noviembre de 2014 por la revista Semana para ilustrar la noticia del asesinato de dos indígenas Nasa por parte de las Farc. En el pie de foto dice “Guardias indígenas sostienen dos cohetes artesanales incautados a la guerrilla (...) ” y tiene el crédito del archivo de Semana.

Sin embargo, al analizar la imagen encontramos que uno de los indígenas de la camioneta con los tatucos aparece también en la primera foto que mencionamos. Además, Reyes nos aseguró que esa imagen había sido tomada en el mismo momento.

Con estas evidencias concluímos que las fotos no corresponden a indígenas armados con tatucos ni demuestran que sean narcos o guerrilleros, por esa razón calificamos los mensajes de redes sociales como falsos.