Pasar al contenido principal

Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso

Falso

Viernes, 01 Noviembre 2019

No es cierto que allanamientos en el Vaticano tengan relación con falsa cuenta de Santos en el IOR

Por Ana María Saavedra

Una nueva denuncia de Jorge Sonnante confunde la verdadera historia de unos allanamientos en el Vaticano con una falsa denuncia sobre varios presidentes latinoamericanos.

Una nueva nota de El Expediente insiste en la falsa historia de la cuenta del expresidente Juan Manuel Santos en el Vaticano, mezclando la información del allanamiento de la Secretaría de Estado por presuntos delitos financieros con las declaraciones del supuesto diácono argentino Jorge Sonnante.

La información titulada “Video: redadas en el banco Vaticano, el Diácono Sonnante reitera denuncias sobre cuenta de Santos en el Vaticano” (sic) basa otra vez su supuesta investigación en las declaraciones del diácono Jorge Sonnante, quien aparece en un video hablando de las recientes redadas en el Vaticano.

Sonnante mezcla la información de las redadas, que es real y ha sido difundida por el propio Vaticano y varios medios de comunicación del mundo, con sus acusaciones (ya desmentidas por Colombiacheck) acerca de sobre Jorge Bergoglio, conocido como el papa Francisco, a quien acusa de ser cómplice de lavado de activos de ciertos presidentes y expresidentes latinoamericanos.

El periódico La Repubblica de Italia informó que las redadas estaban relacionadas con una investigación sobre transacciones financieras sospechosas que involucran a cinco ejecutivos suspendidos de sus cargos. La investigación además se relaciona con la compra y venta de bienes raíces en Londres, entre otras transacciones supuestamente irregulares.

La orden de esa investigación, como lo cuenta el diario italiano, vino del propio papa Francisco.

Sin embargo, en el video Sonnante, luego de asegurar que había denunciado las cuentas de “Santos, de Cristina Fernández de Kirchner, Evo Morales, Bachelet, Lula, Correa, Maduro”, dice que las redadas hechas por la Fiscalía del Vaticano evidencian que su denuncia era cierta. También este operativo, según él, desmiente el comunicado que en su momento emitió el Vaticano desmintiendo sus acusaciones.

Esto, como ya lo explicamos, no es cierto.

Esta nueva desinformación difundida por Sonnante también fue verificada por otros medios de comunicación. En Bolivia, los Los Tiempos y Chequeabolivia evidenciaron las inconsistencias en la historia de Sonnante, mientras que el arzobispo  de Sucre, monseñor Jesús Juárez,  aseguró en medios de comunicación que Sonnante es un falso diácono y que sus declaraciones son falsas. Juárez Informó que el Vaticano envió una carta aclaratoria al Ministerio de Relaciones Exteriores de Bolivia.

En la página de internet de La Arquidiócesis de Sucre se publicó una información de una falsificación de un documento presentado por Sonnante y por el programa Ahora con Roxana como supuesta prueba de un comunicado del IOR en Bolivia de una cuenta a nombre del vicepresidente de Bolivia Álvaro García Linera. 

Asimismo, la cuenta de Twitter de Jorge Sonnante se encuentra suspendida por incumplimiento de las normas.

En Brasil, en la agencia Lupa, también desmintieron lo dicho por Sonnante en la entrevista en el programa Ahora con Roxana, en el que también aseguró que el expresidente Lula tenía 243 millones de euros en el Banco Vaticano.  

Las contradicciones en la historia de Sonnante

Las pruebas presentadas originalmente por Sonnante y compartidas por El Expediente a principios de año presentaban varias inconsistencias. Una de ellas es la misma historia del supuesto diácono Jorge Sonante. Como ya lo habíamos constatado, la credibilidad de Sonnante y de sus denuncias ha sido puesta a prueba en más de una ocasión.

Sonnante, que se dio a conocer en Argentina como líder del Grupo Movimiento de Indignados Argentina durante el gobierno de Cristina Fernández de Kirchner, asegura que fue consejero del papa Francisco e investigador y auditor del Instituto para las Obras de Religión, IOR (conocido también como el “banco del Vaticano”) durante 25 años. Una versión que ha cambiado en diferentes ocasiones.

Las contradicciones en sus versiones ya han sido reveladas por portales argentinos.  En el artículo que publicamos en enero pasado mencionamos que en el periódico argentino Tribuna, donde se había publicado una carta de Sonnante con las denuncias, se publicaron, por parte del Defensor del Lector, los informes “Refutando la ruta del dinero K hacia el Vaticano” y “Seguimos destapando la mentira de la ruta del dinero K al Vaticano” desmintiendo las informaciones dadas por Sonnante.

Además, en esa versión de su trabajo en el Vaticano encontramos varios indicios que muestran que Sonnante ha mentido sobre su rol. Él trinó un documento que, según él, comprobaba que había trabajado “en la Curia Romana” entre 2013 y 2015. Pero ese documento también tenía errores que ponían en entredicho su autenticidad: el sello al final del comunicado dice “SECRETARIA DI STATO” y no el correcto “SEGRETERIA DI STATO” en italiano. 

Son todos estos elementos los que nos llevan a concluir que una vez más las versiones de Sonnante son falsas. 

Verdadero pero... Verdadero pero... Verdadero pero... Verdadero pero... Verdadero pero... Verdadero pero... Verdadero pero... Verdadero pero...

Verdadero pero...

Miércoles, 27 Febrero 2019

Video de empanadas con clorox es real

Por Luisa Fernanda Gómez Cruz

Tiene que ver con un procedimiento normal que hace la Secretaría de Salud en caso de encontrar alimentos cuyo consumo considera un riesgo.

El sábado pasado a través de WhatsApp nos llegó una cadena que decía “Peñalosa y la policía están persiguiendo a los vendedores ambulantes, y le están rociando Clorox a las empanadas que venden en las calles... Mientras tanto el gobierno nacional dizque brindabdo ayuda humanitaria a tros paises” (sic).

El texto iba a acompañado de un video que rápidamente se hizo viral en redes sociales. La exsenadora Claudia López, por ejemplo, fue una de las personas que lo compartió.

Colombiacheck consultó a la Alcaldía de Bogotá por la veracidad del video y nos remitió a la Secretaría de Salud y la Alcaldía Local de Suba; la primera por ser la entidad encargada de este tipo de operativos y la segunda porque en esa localidad fue donde ocurrieron los hechos.

Ambas entidades confirmaron los hechos y nos enviaron un comunicado de prensa.

Aclaración sobre procedimiento en operativo de recuperación de espacio público en Suba by Anonymous PlhYbUE on Scribd

El comunicado dice que el martes 19 de febrero de 2019 “la Alcaldía Local de Suba realizó un operativo de recuperación del espacio público entre las calles 182 y 174 con Autopista Norte, en el sentido occidental”.

También dice que durante el operativo “se encontró que un vehículo ambulante de venta de comida, contenía alimentos que no eran aptos para el consumo humano, según el concepto técnico que emitió la Secretaría de Salud que acompañó el procedimiento”, por lo cual procedieron a hacer la “desnaturalización del producto”; “nombre técnico que consiste en la desinfección del producto alimenticio que no se encuentra en condiciones salubres para el consumo humano”.

De acuerdo con el comunicado, este hecho se enmarca en la Ley 9 de 1979, “por la cual se dictan medidas sanitarias” y el Decreto 3518 de 2006 que en su artículo 50 se refiere a la “destrucción o desnaturalización de artículos o productos”.

Revisamos tanto la ley como el decreto mencionados y encontramos que la información contenida en ellos sí se corresponde con lo dicho por la Secretaría de Salud.

Por otro lado, consultamos a esta misma entidad sobre el concepto técnico emitido por la Secretaría de Salud que se menciona en el comunicado y las razones por las cuales se consideró que los alimentos “no eran aptos para el consumo humano”. Pero el jefe de prensa de la entidad nos dijo: “El único pronunciamiento que se dio sobre el tema es lo que se dijo a través del comunicado”, y que “el concepto técnico es que no eran aptas para el consumo humano”.

Finalmente, hablamos con Alexander Durán, exsecretario de salud de la Alcaldía de Cali (y precandidato a esta corporación) quien nos dijo que “este tipo de procedimientos es normal y hace parte de los protocolos de desactivación de alimentos perecederos”. Durán también dijo que el hipoclorito de sodio (principal componente del Clorox) se usa para que todo el tejido vegetal de los alimentos se vuelva un tejido estéril y no propicie enfermedades.

De acuerdo con Durán, cualquiera que tenga un negocio de comidas en Colombia debe tener un carné que tramita la Secretaría de Salud y que garantiza que se tiene un entrenamiento adecuado para manipular alimentos.

Y que por lo general, hechos el del video se realizan en el marco de operativos de recuperación del espacio público (algo que confirma el comunicado de la Alcaldía). Además que de antemano, las autoridades suponen que cuando los alimentos son expendidos en ventas callejeras y no hay cadena de frío ni las condiciones para procesar los alimentos (uso de tapabocas, gorro y guantes por parte de quien manipula la comida), estos pueden generar riesgo para quienes lo consuman.

Por lo cual, solicitan al vendedor el carné y en caso de no tenerlo proceden a la confiscación y ‘desnaturalización’ de los alimentos.