Pasar al contenido principal

Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso

Falso

Viernes, 21 Febrero 2020

No hay pruebas de que el paro armado del ELN fue un montaje

Por José Felipe Sarmiento

Un tuitero usa videos fuera de contexto para demostrar que, supuestamente, el gobierno habría estado detrás de las jornadas violentas programadas por la guerrilla entre el 14 y el 17 de febrero.

Una cuenta de Twitter hizo un hilo con el que pretendía demostrar que “hay pruebas de que el paro armado puede ser un montaje del gobierno”. Publicó tres mensajes con dos videos y dos comunicados para sustentar esa afirmación, pero Colombiacheck encontró que se trata de información fuera de contexto que lleva a una conclusión falsa.

Trinos que acusan al Ejército de montar el paro armado del ELN en 2020

La primera supuesta prueba es un video en el que “unos soldados confiesan que tuvieron que hacerse pasar por guerrilleros del ELN para engañar y torturar a otros soldados en un entrenamiento”. Esta denuncia fue publicada por primera vez por el senador Gustavo Petro en junio de 2019, pero no tiene nada que ver con el paro armado ni con acciones del Ejército para engañar a la sociedad civil como lo insinúa el tuitero.

El segundo mensaje presenta otro video, con fragmentos de dos noticias en televisión, que hablan sobre un panfleto falso que circuló en febrero de 2019 y que supuestamente había decretado otro paro armado por parte del mismo grupo armado. Pero los reportes de los noticieros CNC Chocó y Oriente Noticias, este último de Canal TRO, están recortados y no incluyen la explicación completa.

La periodista Andrea Estrella Oliva del informativo chocoano hizo un trabajo particularmente completo para explicar por qué era mentira. “Alias ‘Uriel’, comandante del Frente Occidental del ELN, también negó esa información vía WhatsApp”, relató la reportera. El entonces asesor de paz de la Gobernación del Chocó, Modesto Serna, le explicó que el panfleto sí era de esa guerrilla pero de hacía un año, solo que se había viralizado de nuevo.

“Anuncia que una de las razones por las que supuestamente se va a realizar el paro armado es por la negativa a la iniciación del quinto ciclo de conversaciones entre el gobierno y el ELN. Todos los que le hacemos seguimiento a este tipo de apuestas nos damos cuenta, claramente, que eso se realizó en 2018”, detalló el funcionario con razón. De hecho, en febrero de 2019 ya se había levantado la mesa por cuenta del atentado contra la Escuela General Santander, como también lo dijo Colombiacheck al desmentir el mismo panfleto.

Entonces, esa falsa alarma tampoco se debió a que el Ejército hubiera difundido una amenaza apócrifa de paro armado.

Esto, de paso, también explica por qué el tercer y último trino del hilo también es desinformación. “Existen coincidencias entre el panfleto que anuncia el nuevo paro armado en 2020 y el panfleto falso de 2019 que hacen dudar de su veracidad”, dice. La respuesta es que ambos fueron escritos originalmente por la guerrilla, no por el Ejército como lo pretende demostrar. Solo que el falso de 2019 en realidad era de 2018.

Es más, el comunicado que anunciaba el paro armado de este año, idéntico en texto al que publica el tuitero como imagen, está publicado en el portal oficial del ELN. Allí también aparece el anuncio de su terminación, el pasado 17 de febrero. De modo que la misma guerrilla se atribuyó los hechos desde el principio.

Además, estos son una práctica común a lo largo de la historia de esa organización, como lo contamos en un explicador. Por lo general, estos paros se hacen a manera de conmemoración. En este caso, coincidió con el aniversario de la muerte de Camilo Torres Restrepo.

Por lo tanto, es falso afirmar que hay pruebas de que fue un montaje del gobierno.

Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso

Falso

Lunes, 21 Enero 2019

“El Mocho Franklin” y “El Mocho Kiko” no son la misma persona

Por Ana María Saavedra

“El Mocho” abatido en 2016 en el Chocó no es el mismo “El Mocho” involucrado en el atentado en Bogotá de la semana pasada.

Tras el atentado con un carro bomba en la Escuela de Cadetes de Policía General Santander de Bogotá, tanto el fiscal general, Néstor Humberto Martínez, como el ministro de defensa, Guillermo Botero, identificaron en una rueda de prensa al autor material del hecho como José Aldemar Rojas Rodríguez, un militante del ELN conocido con el alias de ‘Mocho’ o ‘Kiko’ (o “Quico”).

Pero una noticia de hace tres años, en la que se informa de un operativo en el que fue abatido un militante del ELN con el alias “El Mocho” confundió a algunos usuarios de las redes sociales, que aseguraron que se trataba de la misma persona e incluso esparcieron teorías de conspiración:

mocho

“Según este informe. Alias el mocho, el que condujo según informes el vehículo al interior de la escuela de policía , ya había sido dado de baja. Pero esta Fiscalía asesina y resucita al que sea necesario para acomodar los hechos, que despelote”, escribió uno de los usuarios en Facebook.

Sin embargo, se trata de dos personas diferentes con el mismo alias.

Una de estas personas es José Aldemar Rojas Rodríguez. Como ya lo contamos en El Explicador: Lo que se sabe hasta el momento del atentado en la Escuela General Santander, según Martínez, Rojas Rodríguez fue identificado como el dueño del vehículo que estalló en la Escuela de Cadetes y su identidad fue confirmada a través de un análisis de necrodactilia realizada a su mano izquierda, que fue encontrada tras la explosión. 

Por su parte, el ministro Botero informó que se “ha podido establecer que entre 2008 y 2010 como explosivista [José Aldemar Rojas] perdió su mano derecha. Nació en Puerto Boyacá en 1962 y desde 1994 se desempeñó como miliciano del ELN”.

El ministro también dijo que Rojas había hecho parte del Frente de Guerra Oriental Domingo Laín (que opera principalmente en Arauca) del ELN por 20 años y que desde 2003 era cabecilla del Frente Adonay Ardila, parte del Frente de Guerra Oriental.

Kiko

La otra persona fue abatida en el Chocó en mayo de 2016, como reportaron varios medios en ese entonces. Esta persona compartía un alias, “El Mocho”, con Rojas, pues ambos habían perdido una extremidad. Pero, mientras que a Rojas le faltaba la mano derecha, al otro ‘Mocho’ (también conocido como ‘Franklin”) le faltaba todo el brazo, como se observa en la foto que se conoció hace tres años.

mocho4

En los artículos de 2016 ningún medio reportó el nombre de pila de ‘Franklin’, pero una fuente de inteligencia policial le reveló a Colombiacheck que su nombre era Dorian Darío Montiel.

‘Franklin’ ya había sido mencionado en artículos de prensa en 2012 como “cabecilla del Frente ‘Resistencia Cimarrón’” en el Chocó que, como reporta Verdad Abierta, es parte del Frente de Guerra Occidental del ELN. Como se ha revelado en un informe del Observatorio de Drogas del Ministerio de Justicia, este frente delinque en el Chocó, en la zona del Alto y Medio Baudó y en el Cantón del San Pablo.

Pero además hay otros claros indicios de que se trata de dos personas diferentes. 

Según la información entregada por el Ministro de Defensa y el Fiscal, Rojas hizo parte del Frente Domingo Laín del ELN por más de 20 años. La cédula de ciudadanía de José Aldemar Rojas, 14’318.507, fue revelada por las mismas autoridades. Al hacer una búsqueda de su pasado judicial en el portal de la Policía encontramos que aparece allí registrado sin antecedentes. 

pasadojudicial

También, al hacer una consulta en el RUNT (Registro Único Nacional de Tránsito) del Ministerio de Transporte por la cédula de Rojas, encontramos que Rojas fue inscrito en este registro el 5 de febrero de 2018 (casi dos años después de que fuera abatido “Franklin”).

runt