Pasar al contenido principal
Jueves, 03 Octubre 2019

Uribe Turbay acierta en presupuesto de la U. Distrital, aunque omite fuentes

Por José Felipe Sarmiento

El candidato a la Alcaldía de Bogotá dio cifras reales, pero no todo lo pone la ciudad. Además, la administración había proyectado un bajón de recursos para la institución en 2019, que el Concejo evitó.

El aspirante a alcalde de la capital Miguel Uribe Turbay dijo, en una entrevista con Uniminuto Radio, que la Universidad Distrital Francisco José de Caldas “tenía 280.000 millones de presupuesto en 2015, [mientras que] hoy tiene 360.000 millones de pesos” (minuto 53:16 del video).

La campaña del candidato a la Alcaldía de Bogotá por múltiples partidos y el grupo significativo de ciudadanos Avancemos no contestó sobre las fuentes de esta afirmación.

Colombiacheck, por su parte, encontró que las cifras coinciden con los reportes definitivos de la entidad educativa en sus informes de ejecución de ingresos de cada diciembre y agosto de 2019, que es el más reciente. Esto quiere decir que los datos toman en cuenta no solo los montos fijados con anterioridad a cada vigencia en las resoluciones de presupuesto sino también las adiciones que se hacen a lo largo de cada año.

Hasta ahí, la afirmación es verdadera. Pero no todo es mérito de la administración de Enrique Peñalosa, que empezó en 2016 y en la que el Uribe fue secretario de Gobierno por tres años.

Lo primero que hay que aclarar es que no todos los recursos de la institución provienen del Distrito, aunque sí la mayoría. De los 283.815 millones de pesos que ingresaron a la universidad en 2015 (cifra que coincide con la que dio Uribe), 170.815 millones fueron transferidos a ella por la administración central de la ciudad, 60 por ciento. La Nación puso 32.820 millones y por estampilla llegaron 25.200 millones más, entre otras fuentes.

En lo que va de 2019, la Distrital ha recibido 361.014 millones de pesos (de nuevo, acierta el candidato). Un poco más de dos tercios de esa plata ha salido del bolsillo de la ciudad, 242.423 millones. El resto también ha tenido orígenes diversos: 24.390 millones del Gobierno Nacional, por ejemplo.

De hecho, el presupuesto de este año para la universidad fue bastante debatido. La Secretaría de Hacienda había proyectado solo 302.640 millones de pesos para la institución en esta vigencia. Esto hubiera representado una caída de 3,36 por ciento frente a los 313.171 millones que le habían aprobado para 2018 y un bajón de 6,55 por ciento con respecto a los 323.860 millones que finalmente recibió en ese año.

El golpe se debía a factores ajenos a la Alcaldía. Según la misma universidad, las causas principales fueron “los cambios normativos en la aplicación de la estampilla y los giros por recaudo del impuesto CREE que no se continuaron recibiendo, pues este cobro finalizó en 2017”. Entre tanto, era mínimo el impacto en la Distrital de los compromisos firmados por el presidente, Iván Duque, con directivas, docentes y estudiantes de instituciones públicas de educación superior tras el paro nacional universitario del año pasado.

A pesar de esto, la administración de Bogotá había planeado aumentar sus transferencias a la universidad en un monto insuficiente para compensar la situación. Fue un llamado de atención del rector, Ricardo García, lo que llevó a la aprobación en el Concejo de mayores recursos por parte de la ciudad para el ente educativo.

La calificación de ‘verdadera pero’ se debe, entonces, a que el presupuesto de la Universidad Distrital tiene diversas fuentes diferentes a la administración de la ciudad, aunque estos sean mayoría y el total sí haya aumentado desde 2015 en los montos que dice Uribe. Además, a que en el último año estuvo a punto de bajar por cuenta del proyecto de presupuesto que la Secretaría de Hacienda llevó al Concejo.

RedCheq

Jueves, 07 Noviembre 2019

Alcalde electo 'Julián Conrado' no tiene ocho órdenes de captura vigentes e investigaciones en la Fiscalía

Por Ana María Saavedra

El Nodo da información vieja acerca de Guillermo Enrique Torres, conocido como “Julián Conrado”, alcalde electo de Turbaco, Bolívar, y no aclara su situación legal actual.

En las elecciones del pasado 27 de octubre Guillermo Enrique Torres, conocido como “Julián Conrado” y “el cantante de las Farc”, fue elegido como alcalde del municipio de Turbaco, Bolívar. Tras su elección, el portal El Nodo publicó una nota en la que describe a Torres como "narcoterrorista del Estado Mayor de las Farc” y asegura que se han expedido ocho órdenes de captura en su contra en Colombia.

En el portal agrega que Julián Conrado tiene “investigaciones en su contra en la Fiscalía por terrorismo, desplazamiento forzado y reclutamiento de menores”. También dice que “se expediría una circular roja por parte de la Interpol y La DEA llegaría a ofrecer $2.5 millones de dólares por información sobre el terrorista ‘Conrado’, por los delitos de narcotráfico y conspiración”.

Esta información aparece en el perfil de Julián Conrado en Wikipedia, pero tanto la información de las órdenes de captura como de la recompensa ofrecida son datos viejos basados en publicaciones de los medios de comunicación de 2011, cuando Torres fue detenido en Venezuela

Aunque es verdad que había órdenes de captura y una circular en su contra, y una recompensa por su captura, tras el acuerdo de paz firmado en 2016, Torres (que fue uno de los negociadores de las Farc en La Habana) se acogió a la Jurisdicción Especial para la Paz, JEP, y por lo tanto está cobijado por su jurisdicción, que prevalece sobre la justicia ordinaria.

Contactamos a la JEP para preguntar sobre el proceso contra Torres y nos informaron que en la Sala de Reconocimiento figura la siguiente información:

“Por medio del Auto No. 002 de 4 julio de 2018, la Sala de Reconocimiento de Verdad, de Responsabilidad y de Determinación de los Hechos y Conductas avocó el conocimiento del Caso No. 01. En diligencia posterior – el 13 de julio del 2018 –, esta misma Sala notificó el inicio del referido caso a los 31 exintegrantes de las FARC-EP que fueron llamados inicialmente a comparecer dentro del caso, dentro de los que se encontraba el señor Guillermo Torres Cueter, conocido en la extinta guerrilla con el alias de Julián Conrado. 

“Con posterioridad a este llamado, por medio del Auto No. 02 del 17 de enero de 2019, la Sala de Reconocimiento le ordenó al señor Guillermo Torres Cueter, comparecer en diligencia de versión de voluntaria el 29 de abril de 2019. La versión voluntaria se realizó en la ciudad de Valledupar en la fecha programada, y en dicha diligencia el compareciente proporcionó información relacionada con su ingreso y trayectoria en la guerrilla, su rol en la adopción de decisiones de retener civiles, así como de las instrucciones y órdenes concretas dadas en materia del cautiverio.

“En tal sentido, el señor Torres Cueter ha cumplido con su compromiso de comparecer a los llamados en los que la Sala lo ha requerido, y ha venido realizando aportes a la verdad, de acuerdo con los deberes del Sistema Integral de Verdad, Justicia, Reparación y no Repetición”.

El abogado y exfiscal de Justicia y Paz Joaquín Arias explica que es posible que los crímenes que se le atribuyen sean ciertos, pero que “mientras [los desmovilizados de las Farc] cumplan con las condiciones y los compromisos de verdad, justicia y reparación que han asumido ante la JEP, en teoría no podrían hacerse efectivas capturas ni ningún otro requerimiento judicial, pues la JEP prevalece sobre las demás”.

Por otra parte, aunque El Nodo asegura en el texto de su nota que fue la DEA (Drug Enforcement Administration) la entidad que ofreció una millonaria recompensa por Torres, para probarlo incluyeron un pantallazo del portal del Departamento de Estado de Estados Unidos, otra entidad de ese país que sí ofreció el dinero.

El pantallazo sí corresponde a información publicada por el portal del Departamento de Estado, pero es una información publicada entre 2001 y 2009, y que está desactualizada. Al ingresar a la página y buscar la información el mismo portal lo advierte.

eeuu

Con todos elementos calificamos lo publicado por el portal El Nodo como cuestionable, pues aunque es cierto que se emitieron órdenes de captura y una circular roja en su contra, y que Estados Unidos ofreció una recompensa de 2,5 millones de dólares por su captura, todo esto es información vieja cuyo contexto cambia por completo tras la entrada de Torres a la JEP.