Pasar al contenido principal
Miércoles, 03 Abril 2019

La pelea entre Navarro y Petro en Twitter que nunca sucedió

Por José Felipe Sarmiento

En Facebook circula un montaje que muestra un falso intercambio de acusaciones entre el precandidato verde a la Alcaldía de Bogotá y el senador de Colombia Humana.

La página ‘Fuerza Democrática Colombia’ de la red social Facebook publicó una falsa “pelea política entre dos bandidos” protagonizada en Twitter por Antonio Navarro, precandidato de la Alianza Verde a la Alcaldía de Bogotá, y el senador de la coalición Colombia Humana, Gustavo Petro.

En el primer mensaje, pareciera que Navarro rechaza que el actual legislador apoye su candidatura por ser “un delincuente” y recordando el video en el que se ve al segundo recibiendo fajos de billetes. El exalcalde de la capital, supuestamente, le responde que “fueron muchos los delitos que cometimos juntos”, en referencia a la militancia de ambos en la guerrilla M-19 hasta su desmovilización en 1990, y le dice que “nunca será alcalde sin mi apoyo”.

Captura de pantalla de la publicación con el montaje en Facebook

Pero ambos mensajes son un montaje.

Ninguno de los dos trinos originales aparece en los perfiles verificados de Petro y Navarro. Tampoco hay alusiones, citas ni respuestas de otros usuarios a esa supuesta discusión en esa red social. La plataforma TweetDeck, que permite filtrar las búsquedas por cantidad de retuits, respuestas y ‘me gusta’ tampoco arrojó resultados coincidentes con los que se veían en la imagen.

Captura de pantalla de los resultados de las búsquedas en TweetDeck

De hecho, las menciones más recientes entre los dos políticos son más bien cordiales. El pasado 24 de marzo, el precandidato verde recordó que Petro “dijo hace semanas que apoyaría a quien ganara una consulta popular interpartidista”. El 5 de diciembre, en medio del escándalo por el mentado video, Navarro hizo una encuesta sobre la imagen del senador. Un día antes había afirmado que le creía sus explicaciones sobre la escena.

El senador, por su parte, recordó el pasado 29 de enero que el fundador de la Alianza Social Indígena, Jesús Piñacué, fue “nuestro candidato vicepresidencial con Navarro” (en 1994). Dos meses antes lo mencionó en medio de una se sus explicaciones sobre el caso de los billetes: “Yo apoyo a Navarro en ese momento a la Presidencia”. Antes de esto, no había hablado directamente de él desde junio del año pasado, cuando el entonces parlamentario hizo parte del sector verde que apoyó a Petro en la segunda vuelta presidencial.

La única “pelea” que los medios registran entre los dos data de 2012. En ese entonces se habló de un distanciamiento como una de las versiones para explicar la renuncia de Navarro a la Secretaría de Gobierno de Bogotá, en la que Petro lo había nombrado apenas tres meses antes.

Así que el tal agarrón que publica la página es mentira y los mensajes que presenta como prueba son montados. Todo es falso.

Miércoles, 10 Abril 2019

Claudia López usa cifras viejas de muertes por contaminación del aire

Por Luisa Fernanda Gómez Cruz

La precandidata dijo que en Bogotá se están muriendo tres veces más personas por enfermedades respiratorias que por armas de fuego y por armas blancas. Pero las cifras de contaminación que usó son de 2010 y las de homicidios de 2018.

En entrevista con RCN Radio el lunes de la semana pasada, Claudia López, exsenadora y actual precandidata a la Alcaldía de Bogotá dijo que “hoy en Bogotá se están muriendo tres veces más personas por enfermedades respiratorias que por armas de fuego y que por armas blancas”.

López replicó esta información a través de un trino en el que agrega que se trata de “una calamidad de salud pública y ambiental”, enlazando las propuestas que su campaña plantea para hacerle frente a dicha situación.

Felipe Jiménez, integrante de la campaña de López le dijo a Colombiacheck que sus datos de homicidios se basaban en información de la Dirección de Investigación Criminal e Interpol (Dijin) de la Policía, cuya estadística delictiva dice que “en 2018 hubo 1.041 homicidios en Bogotá. De esos, 536 fueron por armas de fuego y 452 por armas blancas”, dice Jiménez.

Para la cifra de muertes por enfermedades respiratorias se basaron en el estudio “Estimación de los beneficios económicos en salud asociados a la reducción de PM10en Bogotá”, publicado en 2012, que “estima que mueren 2.100 personas relacionadas con mala calidad por año”, según Jiménez. Además, el miembro de la campaña dijo que el Instituto Nacional de Salud (INS) “estima una cifra parecida de 2.000 al año”. Y concluye señalando: “Por eso decimos que la mala calidad del aire mata más de tres veces que las armas de fuego; 536 vs 2.000”.

Sin embargo, antes de revisar uno a uno los datos, es posible concluir que la información es cuestionable, en tanto que están comparando cifras de homicidios de 2018 con un estudio realizado en 2010 (aunque fue publicado en 2012).

Los datos de la información que nos pasó Jiménez sobre homicidios son correctos de acuerdo a la fuente que utilizaron (Dijin). La información relacionada a enfermedades respiratorias, no obstante, difiere dependiendo de la fuente.

Néstor Rojas, coautor del estudio que nos envió Jiménez sobre contaminación del aire, y quien además es profesor asociado de la Universidad Nacional en el departamento de ingeniería química y ambiental, le dijo a Colombiacheck que el estudio en mención fue realizado en 2010 como una proyección. La conclusión a la que llegaron es que en el periodo de 2010 a 2020 podrían evitarse 21.000 muertes para personas mayores de 30 años por enfermedades atribuibles a contaminación del aire. Es decir, 2.190 muertes anuales.

Y llegaron a dicha conclusión “tomando las diferentes datos de la red de monitoreo de Bogotá en 2010. Ese año se estaba sacando un plan de descontaminación del aire que iba a durar diez años, y la meta era llevar a toda la ciudad a cumplir la norma colombiana de calidad del aire”, explica Rojas. “Era una situación hipotética que iba a darse entre 2010 y 2020”.

Por otro lado, el Instituto Nacional de Salud, a través del Observatorio Nacional de Salud (ONS), realizó un informe que compara las muertes por violencia frente a las muertes por enfermedades respiratorias: el Informe Carga de Enfermedad Ambiental en Colombia.

De acuerdo con la información que le dio a Colombiacheck el INS, Bogotá registró, en 2016, 1.606 muertes por violencia. Según los análisis del ONS, 2.164 muertes son atribuibles a factores de riesgo ambiental, específicamente 1.963 por aire de mala calidad. Sin embargo, eso incluye enfermedades respiratorias (IRA -Infecciones Respiratorias Agudas-, EPOC -enfermedad pulmonar obstructiva crónica- y cáncer de pulmón) así como enfermedades cardiovasculares (EIC -enfermedad isquémica del corazón-, ACV -accidente cerebrovascular-). Solo por enfermedades respiratorias asociadas a contaminación de aire son 845 muertes.

La institución, además, fue clara en afirmar que las enfermedades respiratorias no se atribuyen de manera exclusiva a la mala calidad del aire, sino que se pueden dar también por los cambios bruscos de temperatura y el contagio de virus. “Lo que hace la contaminación en el aire es afectar la capacidad de defensa del organismo que se ocupa de limpiar por el aire contaminado”, nos dijeron en la entidad.

Consultamos a Rojas por la diferencia abismal que hay entre las muertes que prevee su estudio y las que registra el ONS, frente a lo cual señala que “no es tan extraño encontrar ese tipo de diferencias en estudios porque algunos pueden utilizar un factor mayor o menor para la relación entre contaminación y muerte”, todo depende de qué metodología se usó y cómo se usó. Y añadió que, en todo caso, actualmente no se cuenta con un estudio que permita analizar a hoy, como dice López, cuántas son las personas que mueren por enfermedades respiratorias que estén directamente relacionadas a la mala calidad del aire.