Pasar al contenido principal
Viernes, 05 Abril 2019

No hay cifras que respalden la afirmación de Trump sobre aumento de envíos de droga en el gobierno Duque

Por Ana María Saavedra

Donald Trump aseguró que hay más drogas saliendo de Colombia desde que Duque es presidente, pero no hay cifras que permitan verificar esta información.

Recientemente, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, dijo en una visita a Florida que "hay más drogas saliendo de Colombia ahora mismo que antes de que [Duque] fuera presidente. Él no ha hecho nada por nosotros”.

En Colombiacheck intentamos verificar si es cierto este señalamiento, pero a la fecha es una frase Inchequeable. Aquí le contamos por qué.

Iván Duque se posesionó el 7 de agosto del año pasado. Así que para analizar la aseveración de Trump, se deberían conocer las cifras de cultivos ilícitos producidos en Colombia, así como las cifras de drogas enviadas de Colombia a otros países antes y después de esa fecha.

Sin embargo, Daniel Rico, investigador en temas de narcotráfico y economías ilegales, quien fue asesor del Ministerio de Justicia y de la Vicepresidencia de Colombia en estos temas, le explicó a Colombiacheck que no hay datos públicos actualizados sobre cultivos ilícitos en Colobmia en los que se pueda sustentar la información de Trump. 

“El último corte de un censo realizado por el Simci (Sistema Integrado de Monitoreo de Cultivos de Usos Ilícito) fue en agosto”, explicó Rico, quien agregó que se trató de una muestra realizada por la Oficina de Naciones Unidas contra la Droga y el Delito (UNODC, por sus siglas en inglés), que no es publicada sino que se entrega al Ministerio de Justicia. 

Los datos públicos acerca de los monitoreos de cultivos ilícitos y la producción estimada de coca son revelados anualmente por dos fuentes diferentes, que realizan sus estudios con diferentes métodos y resultados: el Sistema Integrado de Monitoreo de Cultivos de Usos Ilícito (Simci) de la Oficina de Unodc y el realizado por el Departamento de Estado de EE.UU.

A este último se le suma el informe anual de la Administración para el Control de Drogas, DEA, el cual fue revelado en octubre pasado, pero con cifras hasta 2017.

dea

Los otros dos informes del Departamento de Estado y el Simci, con cifras diferentes, no han sido publicados este año. Es así como el último informe del Simci fue revelado en septiembre de 2018 con el monitoreo de cultivos, con corte a diciembre de 2017. 

En el caso del Departamento de Estado, el 28 de marzo pasado emitieron un comunicado en el que anunciaban que había sido presentado al Congreso de EE.UU. el Informe Internacional de Estrategia de Control de Narcóticos (INCSR). “Este informe de dos volúmenes, exigido por el Congreso, evalúa los esfuerzos de los gobiernos extranjeros para reducir la producción, el tráfico y el uso de drogas ilícitas, así como su trabajo para combatir el lavado de dinero relacionado con el tráfico de drogas. El INCSR se publicó por primera vez en 1986, y esta edición cubre el año 2018”, indicaba el comunicado.

En este documento se enlazaba el informe. Sin embargo, al revisar el Volumen I de Drogas y Control Químico y el Volumen II de Lavado de Dinero encontramos que las cifras de cultivos y producción de coca llegaban solo hasta 2017.

depar

Cómo se observa en la imagen, en el documento, incluso, se aclara que no se disponía de la información de las toneladas métricas para el 2018.

En el capítulo de Colombia todas las cifras son anteriores a 2018, excepto los datos entregados por el propio Gobierno colombiano a Estados Unidos en los que se indica que se tomaron “medidas iniciales para aumentar los esfuerzos para reducir la cocaína. Colombia informó haber incautado o ayudado con la incautación de más de 450 toneladas métricas pasta base y de cocaína. Los esfuerzos de erradicación de la coca aumentaron, particularmente desde el presidente Duque asumió el cargo. El gobierno colombiano informó haber erradicado aproximadamente 85,000 ha de coca”.

Así que, por ahora, es imposible saber tanto si los cultivos ilícitos en Colombia han aumentado, como si el envío de drogas de Colombia a otros países ha aumentado desde la posesión de Iván Duque, por lo que calificamos esta afirmación de Trump como Inchequeable.

*Foto César Carrión / Presidencia

Miércoles, 23 Enero 2019

La Primera Dama no ha tuiteado “soy colombiana pero de sangre europea”

Por Ana María Saavedra

Un portal reproduce supuestos trinos publicados por María Juliana Ruiz, pero ella no tiene cuenta en Twitter.

El portal Superefecto.info aseguró que María Juliana Ruiz Sandoval, esposa del actual presidente Iván Duque, escribió varios mensajes polémicos su cuenta de Twitter como, por ejemplo, “soy colombiana pero de sangre europea”.

El portal le atribuye a la Primera Dama otras frases como: “Sí el Centro Democratico fue corrupto y mentiroso, pero ya supérenlo no sean resentidos” (sic) y “Álvaro Uribe ha sido el mejor presidente de Colombia me consta” (sic). 

Pero el portal no menciona cuál es la supuesta cuenta en Twitter de Ruiz, ni agrega enlaces o pantallazos de los trinos que menciona. El portal lo justifica diciendo que Ruiz tiene protegida su cuenta y que ella decide quién puede leer sus trinos. El portal también asegura que Ruiz borró los mensajes.

Sin embargo, esta información es falsa. Ruiz no tiene cuenta de Twitter. Así se lo confirmó a Colombiacheck  la Presidencia de la República, a través de la oficina de prensa.

Pero, además, buscamos en Twitter por su nombre y no encontramos ninguna cuenta asociada a la Primera Dama, ni ninguna mención a una supuesta cuenta de ella. Varias cuentas del gobierno y varios medios de comunicación han trinado sobre Ruiz, pero en ningún caso se ha mencionado una cuenta en esta red social que le haya pertenecido.

Al buscar en Twitter por los supuestos trinos de los que se acusa a Ruiz, los únicos resultados son personas que los reproducen sin citar fuentes, o que citan a Superefecto como su fuente.

Al buscar en Google por los mismos supuestos trinos, de nuevo, los únicos resultados son la publicación de Superefecto y otras páginas que usan a Superefecto como su fuente.

Es decir que no hay ni rastro de que Ruiz haya tenido cuenta en Twitter, ni de que alguien haya trinado esos supuestos mensajes.

Las explicaciones de ese portal tampoco cuadran. Las cuentas de Twitter sí pueden ser protegidas para que sus trinos puedan ser vistos solo por sus seguidores. Pero esto no implica que las cuentas sean invisibles para quienes no las sigan, simplemente que sólo sus seguidores pueden acceder a los trinos.

Es decir, quienes no sean seguidores pueden acceder a una cuenta protegida, pero verán un mensaje como este:

twit

Sin embargo, como ya explicamos, no hay ninguna cuenta certificada (protegida o no) de la esposa del presidente. 

También es posible borrar una cuenta de Twitter, pero las menciones a esa cuenta hechas por otros usuarios no son borradas. El hecho de que no haya ninguna mención en Twitter a una supuesta cuenta de Ruiz confirma que la publicación de Superefecto está esparciendo una desinformación.