Pasar al contenido principal

Chequeo Múltiple Chequeo Múltiple Chequeo Múltiple Chequeo Múltiple Chequeo Múltiple Chequeo Múltiple Chequeo Múltiple Chequeo Múltiple

Chequeo Múltiple

Viernes, 21 Enero 2022

Video difunde desinformación que niega existencia de la variante Ómicron

Por Paola Benjumea Brito

La desinformación tuvo su origen en el programa de televisión español ‘Vivir es salud’, emitido el 3 de diciembre de 2021. Las frases del video han sido compartidas en Facebook y Twitter.

“HASTA DONDE NOSOTROS SABEMOS, LA VARIANTE ÓMICRON NO EXISTE”, dice un mensaje compartido en Facebook, atribuido a Juan Zaragosa, identificado como divulgador científico, que niega la existencia de la variante de COVID-19. 

El mensaje menciona además que: “la variante Ómicron no se ha aislado ni purificado. Ni siquiera se ha intentado hacer esto”, “ha sido descubierta por un proceso de secuenciación a través de un ordenador”, “las propiedades clínicas no han sido estudiadas”, “no hay ningún test clínico autorizado”, “no hay ninguna publicación científica sobre esta variante” y “no se ha hecho ningún estudio y sin tener esta información se está alarmando a la población y se están tomando una serie de medidas que nunca se deberían haber tomado”.


En Colombiacheck hicimos una búsqueda avanzada en Google con las frases “la variante ómicron no existe” y “Juan Zaragosa” y nos arrojó que el origen de esta desinformación es un video que ha sido compartido en portales de Internet y cuentas de Twitter en el que reproducen la parte final de la intervención de Juan Zaragoza en el programa de televisión ‘Vivir con salud’, emitido el 3 de diciembre de 2021 en el canal español El Toro TV. 

En las publicaciones que circulan en redes sociales presentan a Juan Zaragoza como divulgador científico, pero en la página web del canal El Toro TV se refieren a él como ingeniero aeroespacial. En su página de LinkedIn se presenta como socio director de Greatnss Life Engineering S.L., una empresa del sector educativo. 

En el programa se debatió sobre si se debe temer o no a la variante Ómicron, que fue detectada por primera vez en Sudáfrica y clasificada a finales de noviembre de 2021 como “preocupante” por la Organización Mundial de la Salud (OMS). 

Esta desinformación ha sido verificada por nuestros colegas chequeadores de AFP Factual y Newtral.

A continuación, verificamos algunas de las frases mencionadas en el video:

“La variante Ómicron no existe y no ha sido aislada” 

Falso

En la publicación de Facebook, al igual que en el video que circula en redes sociales, afirman que la variante Ómicron “no se ha aislado ni purificado”, por lo que “no existe”. 

El médico Salvador Macip, investigador de la Universidad de Leicester, en Inglaterra, y profesor de Ciencias de la Salud de la Universitat Oberta de Catalunya (UOC), le dijo a AFP Factual que “la variante (Ómicron) existe” y que ya “ha sido aislada por centenares de virólogos”.

La publicación de AFP aclara que “aislar un virus supone extraerlo de un paciente infectado y propagarlo en un cultivo celular, para su estudio. La secuenciación, por su parte, es un proceso que permite descifrar su código genético para así identificar a qué cepa pertenece”.

Por su parte, la investigadora María Iglesias-Caballero, del Laboratorio de Virus Respiratorios del Centro Nacional de Microbiología (CNM-ISCIII), coincidió en sus declaraciones a Newtral que la variante Ómicron “sí se ha aislado” y agregó que “aislar una variante es necesario para hacer determinados estudios”.

En el video, Zaragoza afirma también que la variante Ómicron “ha sido descubierta por un proceso de secuenciación in silico, es decir, es un modelo informático que lo ha hecho un ordenador”. 

El término 'in silico' se refiere a modelos computacionales que investigan hipótesis farmacológicas utilizando métodos como bases de datos, herramientas de análisis de datos, minería de datos, modelos de homología, aprendizaje automático, farmacóforos, relaciones cuantitativas estructura-actividad y herramientas de análisis de redes. Por lo general, los métodos in silico se utilizan junto con los modelos in vitro.

Al respecto, Macip aseguró a AFP que en el caso de esta variante “se ha descubierto y secuenciado el ARN del virus directamente” y “que se hayan aplicado modelos informáticos para entender qué linaje tiene esta variante es otra cosa, pero la secuencia es real, no es una predicción”.

En Colombia, el Ministerio de Salud informó en diciembre de 2021 que el Instituto Nacional de Salud (INS), con base en los análisis realizados por la red genómica nacional, detectó tres casos de la variante Ómicron en el país.

Por todo lo anterior, concluimos que es falso que la variante Ómicron no exista y no haya sido aislada, al igual que el proceso de secuenciación se haya hecho a través de un ordenador. 

“Las propiedades clínicas no han sido estudiadas y no hay ninguna publicación científica sobre Ómicron”

Cuestionable
Zaragosa asegura que “las propiedades clínicas (de Ómicron) no han sido estudiadas”, es decir, la severidad de la enfermedad que produce esta variante. También dice que “no hay ninguna publicación científica sobre Ómicron”

Matilde Cañelles, inmunóloga e investigadora del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) de España, le dijo a AFP que antes de la emisión del programa ‘Vivir con salud’, el 3 de diciembre de 2021, se había publicado algún preprint, es decir, un artículo científico que aún no ha sido revisado por otros investigadores o pares, sobre “el panorama mutacional de la variante Ómicron del SARS-CoV-2 a través del modelado mecánico cuántico ab initio”, pero aclaró que posteriormente las autoridades sanitarias y los investigadores científicos sí experimentaron con Ómicron. 

Por su parte, Macip destacó que  “las propiedades clínicas han estado ampliamente estudiadas, especialmente en el Reino Unido, donde el 96% de las infecciones actuales son de Ómicron”, según los datos publicados por GISAID y CoVariants.org, una plataforma de datos que proporciona una descripción general de las variantes y mutaciones del SARS-CoV-2, iniciada por la investigadora del Instituto de Medicina Social y Preventiva de la Universidad de Berna (Suiza), Emma Hodcroft.

El cardiólogo e investigador estadounidense Eric Topol publicó un tuit con un listado de siete estudios (cinco modelos in vitro y dos de laboratorio) que aún no han sido revisados por pares, pero que se encuentran disponibles desde antes del 4 de enero de 2022 sobre la infecciosidad pulmonar, la carga viral, la inflamación y la patogenicidad general de Ómicron (1,2,3). 


Por lo anterior, calificamos como cuestionables las afirmaciones sobre que no se han estudiado las propiedades clínicas y no se han publicado estudios científicos sobre la variante Ómicron porque si existen preprint sobre el tema, solo que no han sido revisados por otros investigadores. 

“No hay ningún test clínico autorizado”

Falso
En el video, Zaragosa afirma que “no hay ningún test clínico autorizado” por lo que las pruebas PCR actuales no servirían para detectar la variante Omicron porque “teóricamente dan falsos positivos”. 

Sobre la eficacia de las pruebas actuales de PCR, la OMS ha dicho que “siguen detectando la infección por las distintas variantes del virus, incluida la Ómicron. Se está estudiando la eficacia con que otros tipos de pruebas, especialmente las de detección rápida de antígenos, pueden detectar esta variante”.

Carlos del Fresno, investigador en el Instituto de Investigación del Hospital La Paz y especialista en PCR cuantitativa, le dijo a Newtral que “en la variante Ómicron han cambiado 30 de las 30.000 pares de bases totales con respecto a la secuencia original del SARS-CoV-2. Pero esto no compromete la detección por PCR porque los cambios no están en las regiones que detecta la técnica”. 

Agregó que “las PCR están diseñadas para detectar unas regiones del virus que no cambian. Estas partes estructurales son tan importantes que si variasen el virus dejaría de funcionar. Estas regiones no mutan. Así que las PCR pueden seguir detectando la variante Ómicron”.

Por su parte, el doctor Antonio Martínez-Murcia, profesor de Microbiología de la Universidad Miguel Hernández, España, y fundador de Genetic PCR Solutions, le dijo a AFP que los ensayos PCR de diagnóstico, en general, detectan el SARS-CoV-2 en todas sus variantes.

“Existen otro tipo de kits, como el que lanzó Genetic PCR Solutions, que sirve para identificar específicamente, únicamente, Ómicron. Una vez la muestra se ha diagnosticado como SARS-CoV-2, este kit específico permite identificar si es Ómicron o no lo es, sin la necesidad de secuenciar el genoma, que es un proceso más costoso y duradero. Por ello, con ese kit RUO (Research Use Only o, en español, solo para uso de investigación) la misma muestra extraída del paciente a través de un hisopado, se puede saber si es positivo o no, y en caso de serlo, si es de Ómicron en el mismo día de la prueba”, detalló Martínez-Murcia.

Actualmente, en Colombia la variante Ómicron es dominante, según el director de Epidemiología y Demografía del Ministerio de Salud y Protección Social, Julián Fernández Niño, quien aseguró el 14 de enero de 2022 que  "el 95 % de los aislamientos de vigilancia genómica corresponden a la variante Ómicron”.

Así lo muestra esta gráfica del Instituto Nacional de Salud (INS) del monitoreo semanal de la presencia de Ómicron en Colombia, en su sexta semana de circulación: 


El INS y su Red Nacional de Vigilancia Genómica mantienen la búsqueda activa de los casos de Ómicron en las muestras positivas para covid19 que son informadas diariamente al país, a través de pruebas PCR y de antígeno

El especialista y coordinador para la OMS en estudios COVID, Carlos Álvarez, manifestó en una entrevista en el programa Señal de la Mañana del Canal Institucional que los síntomas de Ómicron no son fáciles de diferenciar con los de un resfriado común, por lo que es importante continuar con la realización de las pruebas PCR.

“Cualquier síntoma que presentemos en este momento y esté asociado a congestión nasal, malestar general, tos, fiebre y otras características que consideremos como un simple resfriado, son suficientes para aislarnos y solicitar la realización de la prueba PCR”, destacó Álvarez.

Por lo anterior, concluimos que es falso que no exista test clínico autorizado para diagnosticar la variante Ómicron y que las pruebas PCR no sirvan. 
 

Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable

Cuestionable

Martes, 25 Mayo 2021

Hisopado nasofaríngeo es el aprobado en Colombia, estudios afirman que es más preciso que muestra en la saliva

Por Gloria Correa

Una publicación cuestiona la muestra de hisopado nasofaríngeo ante la de saliva, pero estudios que las han comparado muestran resultados variables para la saliva.

En una publicación que ha circulado por Facebook (1,2, 3 y 4), desde finales de abril de 2021, se lee: “A veces no me explico ¿por qué hacer un hisopado con una varita tan larga al fondo de tu nariz para encontrar ‘el virus’ cuando una sola gota de saliva supuestamente contagia a medio mundo? Es raro todo esto. ¿Usted no se lo pregunta?” (sic). La imagen ha sido compartida hasta 400 veces en algunas de esas publicaciones.

pantallazo de la publicación

Colegas verificadores de la International Fact Checking Network (IFCN), de la que hacemos parte, como Maldita de España y la agencia de noticias AFP, también verificaron publicaciones con contenido similar y señalaron que la técnica del hisopado permite recoger una muestra más exacta para el diagnóstico del nuevo coronavirus.

En chequeos previos sobre la PCR para el SARS-CoV-2 y el hisopado nasofaríngeo, Colombiacheck ha afirmado que es una técnica confiable y sí detecta el nuevo coronavirus, que las pruebas PCR no vienen marcadas con el resultado positivo y que la técnica del hisopado es segura y no puede perforar el cerebro.

Ahora verificamos la imagen que ha circulado recientemente en Facebook y encontramos que es cuestionable, pues transmite una idea verdadera mezclada con otra falsa para terminar desinformando. De la imagen se infiere la posibilidad del uso de saliva como muestra en los estudios diagnósticos del nuevo coronavirus frente al hisopado nasofaríngeo y al respecto ya se han hecho múltiples investigaciones con resultados variables. Además, algunos países ya han estandarizado la toma de muestras de saliva, sin embargo en Colombia sólo está validado el hisopado nasal u orofaríngeo. 

Pero en la publicación se equivocan al señalar que una gota de saliva “contagia a medio mundo”, pues el contagio del nuevo coronavirus se da a través de la exposición de las mucosas de una persona sana a múltiples gotículas expelidas por una persona infectada y la capacidad de propagación de la infección de quien ha contraído el nuevo coronavirus se ha estimado que puede alcanzar en promedio de una a tres personas.

El hisopado nasofaríngeo, la técnica validada en el país

En Colombia, los lineamientos del Ministerio de Salud para el uso de pruebas moleculares RT-PCR, pruebas de antígeno y serológicas para SARS-CoV-2, de agosto de 2020, señalan que tanto para la reacción en cadena de la polimerasa (PCR, por sus siglas en inglés) y para la prueba de antígeno, los test autorizados para el diagnóstico de infección por el nuevo coronavirus, las muestras deben obtenerse a través de hisopado nasofaríngeo, aunque para la PCR aclaran que también puede usarse el hisopado orofaríngeo, siendo esas las únicas técnicas validadas. 

Así también lo señala el Instructivo para la Vigilancia en Salud Pública intensificada de Infección Respiratoria Aguda y la Enfermedad asociada al nuevo coronavirus 2019, del Instituto Nacional de Salud de Colombia. Pero dentro de tales lineamientos no se incluyen las muestras con saliva. 

Fuente: Organización Panamericana de la Salud. 

José María Molero, médico de familia en la Comunidad de Madrid, España, y portavoz del grupo de trabajo en enfermedades infecciosas de la Sociedad Española de Medicina de Familia y Comunitaria, explicó sobre el hisopado nasofaríngeo a Maldita Ciencia

"La realización de la toma de muestra se puede hacer por la nariz tomando una muestra de la parte posterior de la faringe. Por eso se llama muestra nasofaríngea. Por la boca también se toma la muestra de la faringe. Lo que se busca es desprender células que tienen en su interior el virus, que están adheridas a la pared de la faringe. Por eso hay que introducir la torunda, tocar la pared de la faringe y hacer giros para arrastrar células que se quedan adheridas a la torunda". 

Entre las desventajas de la realización del hisopado nasofaríngeo se ha señalado que es una técnica molesta para quienes la experimentan por inducir dolor leve y disconfort como lo señaló un estudio publicado en la European Journal of Pain en abril de 2021, donde se evaluó el hisopado convencional frente al auto hisopado en un grupo de 190 jóvenes en Francia.

Por otra parte se ha planteado la posibilidad de riesgo de contagio para el personal de salud que toma la muestra, sin embargo una revisión publicada el 20 de marzo de 2021, en la revista British Medical Journal, señaló que los datos sobre la generación de aerosoles y el riesgo de transmisión con hisopos nasofaríngeos y orofaríngeos para la detección del SARS-CoV-2 son limitados o no publicados, por lo que no hay resultados concluyentes al respecto.

Investigaciones sobre muestras de saliva versus hisopado nasofaríngeo 

A medida que la pandemia fue avanzando y aumentó la necesidad de pruebas masivas y de muestreo frecuente a nivel mundial, se puso en evidencia la necesidad de muestras alternativas fáciles de tomar y sin necesidad de personal cualificado, por lo que se planteó el uso del hisopado nasal o la muestra de saliva. 

Así se han realizado investigaciones para comparar la sensibilidad o capacidad de detección del nuevo coronavirus, a partir de ese otro tipo de muestras.

“En comparación con los métodos basados ​​en hisopos, la recolección de saliva es mínimamente invasiva, se puede recolectar de manera confiable sin personal capacitado y alivia la demanda de suministro de hisopos y elementos de protección personal”, señalan en una publicación de abril de 2021, en la revista The Lancet sobre este tema. 

“Pero a diferencia del muestreo con hisopos, los métodos de recolección y procesamiento de la saliva no están estandarizados en gran medida. Los estudios que evalúan la eficacia de las pruebas de SARS-CoV-2 basadas en saliva han sido contradictorios e inconmensurables, y a menudo poco claros o inconsistentes sobre los procedimientos de prueba y análisis. Lo que ha obstaculizado la autorización regulatoria y la adopción generalizada de las pruebas de saliva”, resaltan en la misma publicación en The Lancet

De ese modo, un estudio realizado por investigadores de la Universidad de Yale y publicado en la revista New England Journal of Medicine en septiembre de 2020, evaluó la utilidad de las muestras de saliva en el diagnóstico de infección por el nuevo coronavirus en 70 pacientes previamente diagnosticados con COVID-19 por hisopado nasofaríngeo. En el estudio detectaron más copias del virus en las muestras de saliva en comparación a las de hisopado nasofaríngeo. Además, un mayor porcentaje de muestras de saliva fueron positivas hasta diez días después del diagnóstico de COVID-19, por lo cual los autores sugirieron que se trataba de un precedente para realizar más investigaciones de este tipo. 

gráfico NEJM

Gráficos de positividad en muestras nasofaríngeas vs muestras de saliva en 70 pacientes con COVID-19 según días de diagnóstico. Fuente: https://www.nejm.org/doi/full/10.1056/nejmc2016359

Para noviembre de 2020, habían 58 estudios que evaluaron la detección del SARS-CoV-2 en la saliva. Sin embargo, las discrepancias metodológicas entre los mismos llevaron a tasas de detección muy variables entre la saliva y el hisopado nasofaríngeo, señalaron en  The Lancet.

Así mismo, una investigación publicada en la revista Annals of Internal Medicine, en abril de 2021, y que analizó 37 estudios con 7.332 muestras pareadas de saliva e hisopado nasofaríngeo para detectar el nuevo coronavirus, reportó que entre las personas con infección por SARS-CoV-2 previamente confirmada, la sensibilidad de la saliva fue 1,5 puntos porcentuales más alta que la de los hisopos nasofaríngeos, pero entre las personas sin un diagnóstico previo de SARS-CoV-2, la saliva fue 7,9 puntos porcentuales menos sensible. 

En dicho estudio recalcaron que una de las limitaciones es que los procedimientos de recolección de saliva variaban mucho, existiendo diferentes técnicas de obtención de la muestra, en algunos casos fue por escupitajo, en otros usando una torunda de algodón o por tos inducida. Sin embargo, concluyeron que la saliva puede ser una alternativa igualmente sensible y menos costosa que podría reemplazar los hisopados nasofaríngeos para la recolección de muestras clínicas en las pruebas de SARS-CoV-2.

Ante la discordancia en las investigaciones, se ha planteado la necesidad de estandarización de los métodos de recolección de saliva para mejorar las tasas de detección y resolver tales discrepancias.  

A pesar de los resultados poco uniformes, la toma de muestra de saliva se ha adoptado para detección de SARS-CoV-2 en países como Corea del Sur, Alemania y Japón, donde han estandarizado la técnica. Y en Estados Unidos también se ha usado para facilitar la reapertura de instituciones educativas, aunque los resultados del impacto de tales programas aún están en formato pre-impreso (1 y 2) . 

Una gota de saliva no contagia a medio mundo

La publicación que verificamos también intenta cuestionar el hisopado al señalar que “una sola gota de saliva supuestamente contagia a medio mundo”, pero se trata de una afirmación falsa, la propagación del virus requiere de varios factores como el contacto entre las gotículas expelidas por una personas infectada y las mucosas de una persona sana, lo cual a la vez es favorecido por ambientes concurridos y/o cerrados. 

Según la actualización más reciente de la Organización Mundial de la Salud (OMS) del 30 de abril de 2021, en su página web, el nuevo coronavirus “se propaga entre las personas de diferentes formas, desde la boca o la nariz de una persona infectada en pequeñas partículas líquidas cuando tose, estornuda, habla, canta o respira. Estas partículas varían desde gotitas respiratorias más grandes hasta aerosoles más pequeños”. Además añaden, según la evidencia científica disponible hasta la fecha:

 “La evidencia actual sugiere que el virus se propaga principalmente entre personas que están en contacto cercano entre sí, generalmente dentro de 1 metro (corto alcance). Una persona puede infectarse cuando se inhalan aerosoles o gotitas que contienen el virus o entran en contacto directo con los ojos, la nariz o la boca. También se puede propagar en entornos interiores mal ventilados y / o concurridos... Esto se debe a que los aerosoles que permanecen suspendidos en el aire viajan más de 1 metro (largo alcance). Las personas también pueden infectarse al tocar superficies que han sido contaminadas por el virus cuando se tocan los ojos, la nariz o la boca sin lavarse las manos”.

En el mismo sentido, Maria Ángeles González Martínez, médica de familia en el Centro de Atención Primaria (CAP) en Barcelona, explicó a AFP: “Para contagiarse es necesario que nuestras mucosas entren en contacto con una cantidad considerable de virus expulsados a través de las gotas emitidas por una persona infectada al toser, estornudar o hablar”.

Por esa razón, desde la OMS, han enfatizado la importancia de evitar las 3C: lugares Cerrados, espacios Concurridos y el Contacto cercano, como lo señala la infografía a continuación: 

infografía OMS

Fuente: https://www.paho.org/es/documentos/infografia-durante-flexibilizacion-medidas-evita-3-cs

Por otra parte, en epidemiología y salud pública existe una medida conocida como el R0, o número de reproducción básico, que en términos sencillos hace referencia al número promedio de casos que una persona infectada va a causar durante el período de contagio.  

Esta medida ha sido muy útil en contextos como la actual pandemia para definir la toma de medidas de bioseguridad. Sin embargo, no es un valor que está sujeto a diferentes factores y se altera cuando el comportamiento de las poblaciones cambia o se desarrolla inmunidad, aclaran desde la Organización Panamericana de la Salud.

Si el valor del R0 es inferior a 1, indica una escasa capacidad de extensión de la enfermedad infecciosa, mientras que valores superiores a 1 revelan que se requiere de medidas sanitarias para su control, señala un artículo de la revista Americana de Salud Pública

Para el nuevo coronavirus se han hecho estimaciones del R0 en distintas poblaciones, tanto en sintomáticos como en asintomáticos, estudios que se han reportado en revistas científicas (1, 2, 3, 4 y 5) a lo largo de la pandemia, se han obtenido valores de R0 que oscilan entre 1,5 y 3,5 personas contagiadas, poniendo en evidencia que una persona infectada no podría contagiar a “medio mundo” y mucho menos una gota de saliva.

Así concluimos que la publicación que verificamos es cuestionable pues mezcla una afirmación falsa con una verdadera transmitiendo desinformación, ya que es falso que una sola gota de saliva contagie a medio mundo, pero el uso de la saliva en lugar del hisopado nasofaríngeo es una posibilidad en estudio ya utilizada en algunos países, aunque no validada en Colombia.

Para más chequeos y publicaciones sobre el nuevo coronavirus y la pandemia, puede visitar nuestro especial Mentiras y verdades sobre el nuevo coronavirus en www.colombiacheck.com o seguirnos en nuestras redes sociales.