Pasar al contenido principal

Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso

Falso

Martes, 10 Marzo 2020

Audio con recomendaciones sobre COVID-19 no es de voz de Rodolfo Llinás

Por Luisa Fernanda Gómez Cruz

El científico fue consultado por El Espectador y dijo que el audio “no tiene nada que ver conmigo”.

Desde el pasado sábado 7 de marzo comenzó a circular en Facebook un supuesto audio de Rodolfo Llinás, el científico colombiano reconocido por sus aportes a la neurociencia. Según el audio, Llinás estaría brindando algunas recomendaciones para saber “si tenemos la infección” del coronavirus Covid-19, de acuerdo con lo dicho por “los expertos de Taiwán” y “doctores japoneses”, como tomar aire profundamente y retenerlo por más de diez segundos, o mantener boca y garganta húmedas tomando sorbos de agua cada 15 minutos.


Pablo Correa, periodista científico de El Espectador, autor de la biografía sobre Llinás La pregunta difícil, publicó el día siguiente en su cuenta de Twitter que el científico había dicho “eso no tiene nada que ver conmigo”.

Ese mismo día en la noche, Correa publicó un artículo en El Espectador profundizando el tema y reseñando lo que sí puede hacerse frente a la epidemia. Y señala: “La voz claramente no coincide con la de Llinás. Sin embargo, y con el ánimo de despejar todas las dudas, El Espectador consultó directamente con el doctor Llinás y su respuesta fue la esperada: “eso no tiene nada que ver conmigo”. 

Revisamos varios videos de entrevistas que le han realizado a Llinás y, efectivamente, la voz del audio que está circulando en redes sociales no coincide con la del neurocientífico; la pronunciación de las eles y las erres es diferente y se asemeja a la de un nativo angloparlante, como se puede notar en esta entrevista de Noticias Caracol.

Por estas razones calificamos el supuesto audio que está circulando en redes con atribuido a Rodolfo Llinás, como falso. Las recomendaciones que aparecen en ese audio no han sido certificadas por profesionales de la salud. En cambio, como ya hemos publicado, las recomendaciones estándar de la Organización Mundial de la Salud para evitar la propagación de enfermedades se basan en la higiene de manos y respiratoria así como en la seguridad alimentaria:

  • Limpiar frecuentemente las manos utilizando un desinfectante para manos a base de alcohol o agua y jabón.

  • Al toser y estornudar, cubrirse la boca y la nariz con el codo doblado o con un pañuelo de papel. Tirar el pañuelo de papel inmediatamente y lávese las manos.

  • Evitar el contacto cercano con cualquier persona que tenga fiebre y tos.

  • Si tiene fiebre, tos y dificultad para respirar, busque atención médica a tiempo y comparta con el personal sanitario su historial de viajes.

  • Cuando visite mercados de animales vivos en áreas que actualmente experimentan casos del nuevo tipo de coronavirus, evite el contacto directo y sin protección con animales vivos y superficies en contacto con animales.

  • Se debe evitar el consumo de productos de origen animal crudos o poco cocinados. La carne, la leche o los órganos de origen animal crudos deberán manipularse con cuidado para evitar la contaminación cruzada con alimentos no cocinados, de conformidad con las buenas prácticas de inocuidad de los alimentos.

Especial mentiras y verdades sobre el coronavirus

Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable

Cuestionable

Miércoles, 29 Abril 2020

Diario alemán no demandó a China por el coronavirus, pero sí le exigió pagar por los daños

Por Adolfo Ochoa

En una editorial publicada el 15 de abril, BILD le pasa una factura al gobierno chino, enumerando deudas que, según el diario, tiene con Alemania por causa del virus.

Un video publicado en Facebook por la página Impacto TDN, que ha sido compartido más de 34.000 veces en esa red social, asegura que un periódico alemán “ha demandado a China”. Sin embargo, al verificar, encontramos que esta información es incorrecta.

Lo que es cierto es que el pasado 15 de abril el tabloide alemán BILD publicó una editorial, que hoy reposa en su página web y a la que se puede acceder con suscripción paga, en la que exigen al gobierno de Xi Jinping reparación económica para Alemania por los perjuicios que ha causado el COVID-19, que según expertos habría tenido su origen en la ciudad China de Wuhan.

Titulada ‘Lo que China nos debe’, la editorial detalla que la reparación costaría 160.000 millones de dólares, que equivaldrían a 29.300 millones para la industria del turismo, 7.820 millones para la industria del cine, 54.200 millones para los pequeños comercios alemanas y 1,09 millones de dólares por hora que pierde la aerolínea Lufthansa.

Pero BILD no ha presentado ninguna demanda en contra de China. De todas maneras, su publicación escaló una disputa con China.

La editorial de Bild llevó a una respuesta oficial del gobierno chino, que replicó que la exigencia del tabloide y de su director Julian Reichelt fomenta "el nacionalismo, los prejuicios y la xenofobia".

China, a través de su embajada en Berlín, contestó al artículo de Bild. La agencia de noticias oficial china Xinhua publicó la réplica del gobierno de Xi Jinping, en la que no solo rechazan la solicitud de reparación monetaria, sino que dice que Bild distrae sobre el hecho de que en varios países no se controló a tiempo el contagio del virus.

“Unos pocos políticos, expertos y representantes de medios recurren a las culpabilizaciones mutuas para distraer la atención de sus propios fallos y debilidades (en la contención de la enfermedad)", dice la carta, según cita Xinhua en su versión en español.

El director de Bild, a su vez, replicó la carta emitida por China y acusó al presidente Ji Xinping de ser presidente gracias a métodos de vigilancia a sus ciudadanos.

“Usted gobierna por vigilancia. No sería presidente sin vigilancia. Puede controlar todo, cada uno de sus ciudadanos, pero se niega a controlar los mercados de animales de alto riesgo en su país. Cualquier periódico o sitio web crítico lo cerrará, pero no los puestos que venden sopa de murciélago. No solo monitorea a su gente, sino que también la pone en peligro, y con ella al mundo entero”, dijo Reichelt en un video en el que se pregunta por qué en China no hay la misma seguridad en los mercados locales que en las prisiones y acusa a Xi Jinping de no haber revelado a tiempo que el virus se transmite de persona a persona.

Entonces, puesto que no es cierto que BILD haya demandado de manera oficial a China por los efectos del coronavirus en Alemania, pero sí es cierto que el periódico exigió una reparación económica, calificamos la información del video como cuestionable.