Pasar al contenido principal

Verdadero pero... Verdadero pero... Verdadero pero... Verdadero pero... Verdadero pero... Verdadero pero... Verdadero pero... Verdadero pero...

Verdadero pero...

Lunes, 10 Agosto 2020

“[Consolidamos] una de las tasas de homicidio más bajas en 40 años”

Por Ana María Saavedra

Este es uno de los chequeos de las afirmaciones del presidente Iván Duque en el discurso del 7 de agosto.

El presidente Duque resaltó como uno de sus logros que se ha “consolidado una de las tasas de homicidio más bajas en 40 años”. 

Para verificar si la cifra de Duque es cierta revisamos dos fuentes que manejan los datos de homicidios en el país: Medicina Legal y la Policía, los datos de estos últimos son en los que se basa el Ministerio de Defensa.

La investigadora en temas de seguridad Katherine Aguirre, del Instituto Igarapé de Brasil, recopiló las cifras de homicidios en Colombia entre 1946 y 2017, teniendo como fuentes la Policía y Medicina Legal. 

Al revisar los datos desde 1979 y actualizar las cifras de 2018 y 2019 con las publicaciones del Ministerio de Defensa, para el caso de los datos de la Policía, y del informe Forensis 2018 y de las cifras de lesiones de Causa externa 2019, para los datos de Medicina Legal, encontramos que efectivamente las tasas de homicidios del año pasado han sido una de las más bajas de los últimos 40 años.

Tabla de homicidios

Sin embargo, tanto en 2018 como 2019 (en las cifras absolutas y en la tasa) aumentaron el número de asesinatos con respecto a los años 2016 y 2017.

Tabla de homicidios 2

En un balance de los homicidios en 2019, realizado por el medio especializado en crimen organizado de América Latina Insight Crime, se indicó que “después de una constante disminución de los homicidios entre 2002 y 2017 y un pequeño repunte en 2018, las cifras en Colombia volvieron a caer en 2019, a pesar de que la criminalidad del país continúa en un proceso de adaptación tras la retirada de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (Farc)”.

En junio del año pasado, en un informe la Fundación Ideas para la Paz llamaba la atención ya que “el aumento de los homicidios durante el 2018, comparado con las cifras de los cuatro años anteriores, alertó sobre la necesidad de implementar medidas urgentes para controlar el incremento de la violencia letal en varios territorios del país. El nuevo gobierno inició su mandato sin una estrategia de seguridad clara y solo seis meses después, el Presidente Duque presentó su política de Defensa y Seguridad”.

En cuanto a las cifras de este año, según un documento del Ministerio de Defensa, los homicidios han disminuido en el país entre enero y junio. Mientras en el primer semestre de 2019, ocurrieron 6.367 homicidios, en el de este año la cifra es de 5.494.

Homicidios primer semestre 2020

Sin embargo, como lo indica Katherine Aguirre, hay que tener en cuenta que desde marzo hasta la fecha el país ha vivido una cuarentena, por lo que es una comparación que parte de una situación atípica, en la que todos los países de la región han experimentado reducciones en los homicidios, salvo México. “La reducción de los homicidios es una constante en varios países y es un comportamiento esperable ante la reducción de personas en circulación por el aislamiento, aunque en múltiples contextos ese impacto se agotó y retomó las dinámicas vistas en meses anteriores”.

Así que aunque sí es cierto que las tasas de 2018 y 2019 hacen parte de las más bajas en los últimos años, sí se presentó un quiebre de la tendencia de disminución que llevaba el país desde 2013, según las cifras de la Policía, y desde 2011, según Medicina Legal. Por esas razones, la afirmación de Duque acerca de sus logros en reducción de homicidios es “verdadera, pero”.

 

Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable

Cuestionable

Lunes, 10 Agosto 2020

Fondo de tierras no tendría hectáreas para repartir porque la mayoría ya tienen dueño

Por Sania Salazar

El presidente Iván Duque asegura que durante su gobierno se ha triplicado el número de hectáreas de este Fondo, pero hay dudas sobre la verdadera disponibilidad de tierra para entregar a quienes no tienen, como se pactó en La Habana.

El presidente Iván Duque aseguró en entrevista con El Espectador que “hemos cuadriplicado las hectáreas en el Banco de Tierras”. Ya en el discurso del 20 de julio había dicho que en lo que lleva de su gobierno había triplicado los indicadores heredados al incorporar más de 770.000 hectáreas al banco de tierras, ¿al fin qué?

Colombiacheck califica la frase de Duque como cuestionable, porque aunque las cifras oficiales permitirían asegurar que triplicó las hectáreas disponibles en el Fondo de Tierras, la Procuraduría Delegada para el Seguimiento al Acuerdo de paz llamó la atención sobre la verdadera disponibilidad de esas tierras, pues la mayoría están ocupadas y por lo tanto no podrían ser asignadas a nuevos dueños sin tierra, que es el objetivo para el que fue creado ese Fondo en el Acuerdo Final entre el Gobierno y las antigua guerrilla de las Farc.

Le preguntamos en repetidas ocasiones al equipo de prensa de la Presidencia cuál era la fuente de la cifra citada por el presidente, pero hasta la publicación de esta nota no hemos recibido respuesta.

La Agencia Nacional de Tierras, ANT, informó el pasado 6 de agosto que el gobierno de Iván Duque ha ingresado 778.989 hectáreas al Fondo de tierras. Según esa entidad, el gobierno de Juan Manuel Santos aportó 226.830 hectáreas al Fondo, para un total de 1’005.820 hectáreas.

“Hasta la fecha (30/06/2020) se han entregado 30.360 hectáreas a través del Fondo de tierras, de las cuales el actual gobierno ha entregado 27.118 hectáreas”, le informó la ANT a Colombiacheck.

El cuarto informe sobre el estado de la implementación del Acuerdo Final del Instituto Kroc de Estudios Internacionales de Paz, indica que durante el periodo de estudio, (diciembre de 2018 a noviembre de 2019)  cerca de 700.000 hectáreas fueron ingresadas al Fondo de Tierras, para un total de casi 925.000 hectáreas, lo que coincide más o menos con las cifras de la ANT, pero el Instituto Kroc aclara que a la fecha del informe no tenía información sobre adjudicaciones de las tierras provenientes del Fondo.

Precisamente sobre la adjudicación de esas tierras llamó la atención la Representante a la Cámara por el Partido Verde, Juanita Goebertus, luego del discurso de Duque el 20 de julio.

Goebertus ya había llamado la atención sobre el asunto en un informe sobre la implementación (actualizado a 31 de diciembre de 2019): 

“Con respecto al Fondo de Tierras, la Consejería para la Estabilización y la Consolidación reporta que desde la firma del Acuerdo, en total se han ingresado 926.202 hectáreas al Fondo de Tierras, lo que representa un 30,8% respecto a la meta del Acuerdo. Estas hectáreas sólo hacen referencia a aquellas ingresadas al Fondo, sin embargo, a la fecha no se cuenta con un reporte del Gobierno de las hectáreas entregadas a través del Fondo de Tierras a nivel nacional, como debería hacerse de acuerdo a los indicadores del Plan Marco de Implementación”.

Sobre la verdadera disponibilidad de la tierra de ese Fondo se pronunció también la Procuradora Delegada para el Seguimiento de los Acuerdos de Paz, Elena Ambrosi, en la ‘Audiencia Pública por la Tierra, el Territorio y el Campesinado’ convocada por la Procuraduría General de la Nación y realizada el pasado 31 de julio. Ambrosi lamentó que solo un millón de hectáreas hayan sido ingresadas al Fondo de Tierras, frente a la meta establecida de siete millones por formalizar y tres millones por adjudicar.

“El avance de un millón de hectáreas en el fondo de tierras es importante, pero a juicio de la Procuraduría esto no constituye un avance del 30% de la meta establecida en el acuerdo, pues las hectáreas que hay en el fondo, según la propia caracterización que ha hecho la Agencia Nacional de Tierras, son hectáreas que están casi todas ocupadas. Luego, sobre ellas procedería la formalización y no la adjudicación", indicó la procuradora.

La formalización es la entrega de los títulos de propiedad de la tierra a quienes ya la tienen, mientras que la adjudicación es la entrega de tierra a quienes carecen de ella.

La creación del Fondo de tierras se pactó en el punto uno del Acuerdo Final, el de reforma rural integral, que pretende solucionar el problema de la concentración y la propiedad de la tierra en Colombia para cambiar las condiciones que han facilitado el conflicto armado en el país.

Este Fondo de tierras para la reforma rural integral se creó para “democratizar el acceso a la tierra en beneficio de los campesinos y de manera especial las campesinas sin tierra o con tierra insuficiente y de las comunidades rurales más afectadas por la miseria, el abandono y el conflicto, regularizando los derechos de propiedad y en consecuencia desconcentrando y promoviendo una distribución equitativa de la tierra”, dice el Acuerdo Final. 

El Fondo, que tiene un carácter permanente, repartirá tierra gratuitamente y se espera que en los primeros 12 años de creación disponga de tres millones de hectáreas.