Pasar al contenido principal

Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso

Falso

Viernes, 06 Noviembre 2020

En EE.UU. ni hubo más votos que votantes registrados ni esto se debió al voto por correo, como dijo Cabal

Por Mónica Ospino Orozco

La senadora comparte la narrativa de fraude que ha impulsado el presidente estadounidense sin ninguna prueba. En ese país varios votantes pueden votar por correo. Y datos obsoletos se usaron como supuesta prueba del fraude.

La incertidumbre por conocer definitivamente quién ocupará la Casa Blanca a partir de enero de 2021 ha creado el perfecto cóctel para las desinformaciones que promueven fraudes y conspiraciones en el proceso electoral en Estados Unidos.

En redes sociales se ha afirmado que en algunos estados se han contado más votos que el número de votantes registrados y que este supuesto fraude se ha podido cometer gracias a votos por correspondencia. También se asegura que esto favorece al candidato demócrata, Joe Biden, en contra del republicano y actual presidente de Estados Unidos, Donald Trump.

Sin embargo, nos dimos a la tarea de verificar estas afirmaciones y encontramos que ambas son falsas, pues se basan en informaciones que se sustentan en datos erróneos o mal interpretados.

El supuesto fraude

Algunas publicaciones de Facebook se preguntan “¿Cómo es esto posible?” al mostrar unas tablas en las que, al parecer, en algunos estados se contaron más votos que el número de votantes registrados. Sin embargo, lo que muestran las tablas son registros electorales obsoletos.

La publicación fue marcada por Facebook con un aviso de seguridad que advierte que la misma fue chequeada por verificadores externos como falsa (Colombiacheck hace parte de este programa de verificadores externos).

Estas desinformaciones también se han movido dentro de la política colombiana. Por ejemplo, la senadora María Fernanda Cabal dijo en un trino, en el que responde a otro tuitero que reporta que Biden ha ganado el voto popular: “Claro, si le llegaron cientos de miles de ‘mailing ballots’ que superan los registros electorales. Más votos que personas registradas para votar, y cero abstención. Ni al ñoño ni a musa se les hubiera ocurrido”. Pero esto tampoco es cierto.

Estos dos ejemplos siguen la narrativa infundamentada de fraude que ha sido impulsada por el presidente Trump quien, al momento de esta publicación, perdía el conteo de votos.

Las tablas estadísticas

En Facebook, Aaron Houghton se volvió viral tras publicar una tablas estadísticas en las que aparentemente el número de votantes en Carolina del Norte llega al 104,41% de los votantes registrados y en Wisconsin al 103.56%. Pero esas tablas corresponden al registro electoral de 2018.

Así lo pudo verificar PolitiFact, en esta nota en la que precisa que “los números incorrectos de votantes registrados incluidos en el reclamo parecen provenir de estadísticas obsoletas de registro de votantes de 2018”.

También lo pudimos verificar al hacer una búsqueda en las páginas de la Comisión Electoral de Winsconsin y la Mesa Electoral de Carolina del Norte. En el caso de Wisconsin, los ciudadanos registrados para votar en 2020 fueron 3’684.726 y en el caso de Carolina del Norte fueron 7’361.219.

(En la publicación viral, la tabla mostraba 3’240.275 votantes registrados en Wisconsin y 5’160.000 en Carolina del Norte, ambas cifras por debajo de lo que las fuentes oficiales presentan para este año).

El voto por correspondencia

Los “mailing ballots” que menciona Cabal son unos tarjetones electorales que se envían por correo y que luego son contados como votos, una modalidad de voto común en Estados Unidos, pero que fue más popular este año debido a la pandemia por coronavirus. 

Pero Trump ha cuestionado el uso de este sistema, en particular en los estados de Wisconsin, Michigan y Carolina del Norte. En los primeros dos los conteos inicialmente le daban ventaja a Trump, pero Biden terminó conquistando sus votos electorales después de que se contaran los votos por correspondencia. En Carolina del Norte Trump lleva la ventaja al momento de esta publicación, pero aún no se ha declarado un ganador.

Como ya lo verificamos en este chequeo, en muchos estados los votos por correo son los últimos en contarse y por eso se esperaba que hubiera un incremento en los votos demócratas mientras se avanzaba en el conteo. El partido Demócrata estimuló el voto por correo, al contrario de sus rivales republicanos, tal y como lo registró hace unos meses en este reportaje el diario The New York Times. 

En abril, en una de sus conferencias de prensa matutinas, según cita el diario neoyorquino, “Trump dijo que creía que se había abusado del voto por correo para dañar a los republicanos, y dijo ‘no lo toleraré’, aunque admitió que las boletas por correo podrían ayudar a algunos votantes mayores, parte de su base de votantes. Fue una leve modulación que vino a instancias de sus asesores”.

Por otra parte, no hubo más votos que votantes registrados, como insinúa Cabal en su trino. En algunos estados, como lo contaron nuestros colegas de PolitiFact en este artículo, se permite el registro para votar hasta el mismo día de la votación. Ese es el caso, por ejemplo, de Wisconsin (explicaremos el caso de otros estados más abajo).

Además, no hubo “cero abstención”, como aseguró la senadora. En el artículo en el que PolitiFact desmintió la publicación de Houghton se aclara que solo el 74,6% de los votantes registrados votaron en Carolina del Norte y 71% en Wisconsin.

Así que es falso que en varios estados de Estados Unidos se hayan contado más votos que el número de votantes registrados, así como es falso que los votos por correspondencia hayan causado eso.

 

Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso

Falso

Viernes, 06 Noviembre 2020

Publicaciones que afirman que muertos votaron en Michigan son falsas

Por Ana María Saavedra

Portales y perfiles de redes sociales en Colombia aseguraron esto, pero realmente se trata de personas vivas que votaron y tienen tocayos que ya murieron.

El repunte de Joe Biden, el candidato demócrata en las elecciones presidenciales de Estados Unidos, aumentó la ola de desinformación sobre los comicios, respaldada por la narrativa del presidente y candidato republicano, Donald Trump, acerca de un supuesto fraude electoral.

Las desinformaciones que se han movido en Colombia se han enfocado en lo sucedido en estados como Wisconsin, Michigan y Pensilvania, zonas claves para obtener los votos electorales para llegar a la Casa Blanca, como lo hemos verificado en varias notas (1, 2, 3).

Una de estas desinformaciones circula desde el pasado jueves 5 de noviembre y asegura que se cometió un fraude electoral contando votos de personas muertas. 

Por ejemplo, la página Mr.capacho (la cual hemos desmentido varias veces y la cual fue mencionada ayer en un artículo del New York Times como uno de los focos de desinformación sobre las elecciones estadounidenses entre latinos) publicó en Facebook una imagen en la que aparece el texto: “resulta que William Bradley, de 118 años, votó a través de una boleta en ausencia en el condado de Wayne, Michigan. William Bradley murió en 1984. ¿Por cuánto tiempo ha estado sucediendo esto? Pruébelo usted mismo”. El mensaje incluye un enlace que no lleva a ninguna parte.

 

Pantallazo de publicación falsa de Mr capacho sobre fraude en elecciones en EE.UU.

 

Como se observa, el texto está acompañado de una imagen con un claro montaje en las cajas, a las que les agregaron la frase “emergency democrats votes” (“votos demócratas de emergencia”).

La desinformación también fue difundida en redes por personas y cuentas, como Latinos por Trump, que aseguraron que personas fallecidas votaron en Michigan y que el 8% de todos los votos emitidos fueron rechazados porque el votante estaba muerto.

No hay ninguna prueba de esta teoría. Sin embargo, la misma desde hace meses venía siendo difundida por personas cercanas al presidente, como su hijo Donald Trump Jr. En agosto, Trump Jr. retuiteó un artículo titulado "Michigan rechaza 846 votos por correo 'porque el votante estaba muerto'" y agregó la afirmación inexacta: "bueno, solo fueron el 8% de los votos enviados, lo que me imagino son cifras de aficionados para los demócratas en lugares como Michigan”.

En ese entonces, nuestros colegas de los medios AP y CNN publicaron verificaciones evidenciando la falsedad de la teoría compartida por el hijo de Trump.

Y esta semana, tanto Maldito Bulo, como PolitiFact y Logically desmintieron la historia de Bradley que compartió Mr.capacho.

Logically, un medio de fact-checking australiano, verificó que Bradley y otras dos personas mencionadas en desinformaciones en Twitter están vivos y “lo más probable es que sean parientes de personas nacidas a principios del siglo XX y que heredaron los nombres de sus parientes”.

Logically revisó las bases de datos de residentes de Michigan y de las páginas blancas y descubrió que las personas mencionadas están vivas.

“William Tarnley Bradley vive en Michigan y tiene 61 años. Su código postal es el mismo que el de su pariente fallecido, William Bradley, nacido en 1902. Donna Bridges vive en Michigan, Ludington, y tiene 75 años y June Aiken vive en Michigan y tiene 94 años”, indicaron en su verificación.

Por su parte, Maldito Bulo revisó el listado de votantes de Michigan y encontró a Bradley.

foto de Bradley

 

En PolitiFact entrevistaron a Daniel Baxter, uno de los consultores del Departamento de Elecciones de Detroit, Michigan, quien aseguró que “desde el Departamento … nunca se solicitó, recibió, ni contó ningún voto del señor Bradley, de 118 años. Un hombre con un nombre casi idéntico solicitó el voto, y votó correctamente tanto en las elecciones primarias como en las generales. Pero cuando su voto se registró inicialmente, fue atribuido de forma errónea a William Bradley, nacido hace 118 años por un problema administrativo”.

Las papeletas rechazadas

El artículo que compartió Trump Jr. en agosto hacía referencia a papeletas que los votantes de varios estados de Estados Unidos pueden enviar por correo para hacer contar como su voto. 

CNN explicó que el rechazo de 846 papeletas en Michigan “no fue un fraude electoral, sino un ejemplo de cómo el sistema funciona como se supone que debe hacerlo. Los procesos de verificación de votantes de Michigan identificaron las papeletas de las personas que habían muerto después de enviar su boleta. Los funcionarios electorales no contaron estas boletas, de acuerdo con las políticas del estado”.

Es decir, las papeletas fueron rechazadas pues quienes las enviaron habían muerto recientemente, no porque correspondieran a personas muertas a quienes se les intentaba robar la identidad para votar.

CNN citó un comunicado de prensa de la secretaria de estado de Michigan, Jocelyn Benson, quien explicó que las papeletas eran de “votantes que murieron después de enviar sus papeletas pero antes del día de las elecciones”. 

El medio estadounidense agregó que “esto no es inusual en Michigan. Tracy Wimmer, portavoz del secretario de estado, dijo al Detroit Free Press que, en 2016, más de 1.780 boletas enviadas por correo fueron rechazadas porque los votantes que las enviaron habían muerto desde entonces”.

Así que tanto las afirmaciones de Donald Trump Jr. como la de la página Mr.capacho son falsas.

Pero este no es un incidente aislado. Como dijimos, ya hemos desmentido varias veces a ese portal. Recientemente hemos publicado las notas ‘No es cierto que en EE.UU. no se ha ‘demostrado seguridad de vacunas’ por más de 30 años’, ‘New York Times no afirmó que ‘Soros y Clinton pagaron a mujeres para acusar a Trump’ y ‘Obama no ha sido acusado formalmente ‘por espiar a Donald Trump’.

 

Al revisar la página de Facebook de Mr.capacho también encontramos que otros colegas reportaron publicaciones compartidas por ese portal. Ese es el caso de este video, calificado por PolitiFact como “falta contexto” en la nota “Las acusaciones de fraude electoral de USPS en Michigan no se sostienen”.