Pasar al contenido principal

Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso

Falso

Lunes, 16 Mayo 2022

Este aviso de secuestradores de niños es falso y circula desde 2016

Por Sharon Mejía

La imagen con la cara de los supuestos secuestradores de niños y traficantes de órganos ha circulado por distintos países latinoamericanos.

Un collage con la fotografía de cuatro hombres ha sido compartida recientemente en Facebook, acusándolos de ser una peligrosa banda de secuestradores de niños y traficantes de órganos. 

Sin embargo, al verificar esta imagen encontramos que se trata de una información falsa que ha circulado desde hace seis años en diferentes redes sociales y de mensajería instantánea por varios países de Latinoamérica y que, además, ha sido desmentida por diferentes autoridades policiales.

En la publicación, los hombres son acusados de engañar y sedar a los padres de los niños, mientras aprovechan para raptar a los menores.

Las cuatro fotografías van acompañadas del texto: “Alerta. Estos hombres andan rondando las escuelas para robarse a los niños y visitando las casas disque a ofrecer perfumes y te duermen para robarse a los niños. Son traficantes de órganos. Tengan cuidado, háganlo viral, avisen a sus familiares y amigos. Comparte o también eres cómplice”.

La imagen ha sido publicada cerca de 212 veces por usuarios de Instagram y Facebook, acumulando a la fecha más de 500 mil visualizaciones desde los últimos cinco días, y en donde algunas publicaciones se han compartido más de 1000 veces.

Algunos usuarios de Facebook aseguran haber visto a los supuestos secuestradores (1, 2, 3, 4, 5) en diferentes zonas urbanas y rurales de Cundinamarca, Atlántico y Santander, supuestamente en actividades como venta de catálogos de distintos productos, manillas, medias, y hasta servicios funerarios. Incluso, algunos afirman haber identificado los carros en los que se transportan (1, 2).

Mucho cuidado con estos tipos llegan prestando el baño o vendiendo cualquier cosa para poder ver y llevarse al niño. Ojo Manatí,  Suan, Campo de la Cruz y sus alrededores. Mamitas alertas por el bien de nuestros pequeños

Comunidad, se verifica la veracidad de los comunicados, al parecer sí hay una banda de traficantes de órganos que está operando en el área metropolitana. Mucho cuidado con sus hijos. Información confirmada por la Policía Nacional”.

Carmen de Apicala S.O.S estos, al parecer están rondando el pueblo. Tengamos más cuidado con los niños (...)  Al parecer algunas personas los han visto por los lados del condominio el imperio”.

En Colombiacheck ya hemos verificado algunas desinformaciones relacionadas con supuestos “ladrones” de niñostráfico de órganos, así que también decidimos ponerle la lupa a estas publicaciones.

Realizamos una búsqueda de la imagen del panfleto con el rostro de los cuatro sujetos en herramientas como Google Lens, Yandex y Bing, y aunque no encontramos su origen o imágenes similares que ayudaran a identificar a los hombres, una  búsqueda inversa de imágenes de Google nos mostró que esta desinformación ha circulado desde hace varios años por distintos países de Latinoamérica, principalmente en Perú.

La desinformación ha viajado por Latinoamérica desde 2016

De acuerdo con diferentes artículos de prensa latinoamericana (1, 2, 3) esta desinformación  con la imagen de los cuatro sujetos viene rondando en cadenas de mensajes por lo menos desde el 2016, junto con el audio de un presunto policía que advierte sobre la presencia de los secuestradores.

No obstante, los mismos medios también aclaran que las autoridades policiales en sus países han desmentido (1, 2) la existencia de este supuesto grupo delincuencial, argumentando que no tienen denuncias sobre el secuestro de niños que puedan estar relacionados con los sujetos.

En Venezuela, el Observatorio Venezolano de Fake News indicó a través de un tuit en 2020, que la imagen circula, por lo menos, desde de 2018, y cita al director del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (CICPC), quien desmiente los reportes en ese país y niega haber alertado sobre el robo de niños y el tráfico de órganos.

Por su parte, la Policía Nacional de Colombia publicó en su cuenta oficial de Facebook, el 23 de octubre de 2018, que la información sobre estos cuatro supuestos secuestradores era falsa.  

Aunque esta publicación ha viajado por varios países de Latinoamérica, tuvo su mayor impacto en Perú. En 2016, muchos ciudadanos de ese país consideraron que se trataba de algo real, sobre todo en el distrito de Ate, donde el rumor creció a tal punto que varios vecinos confundieron a dos encuestadores en la zona de Huaycán y los acusaron de ser los traficantes de órganos humanos. 

Según reporta el medio Perú21, cientos de vecinos arremetieron contra los encuestadores y los policías que llegaron a socorrerlos. Esto llevó a que más de 20 policías tuvieran que utilizar bombas lacrimógenas y hacer disparos al aire para controlar a la turba, que destrozó vehículos policiales y particulares.

Fue tal el impacto que el propio ministro del Interior de ese entonces, Carlos Basombrío, tuvo que desmentir este falso rumor que tenía en alerta a los peruanos. 

Han ocasionado una ola de pánico e inestabilidad. Es absolutamente falso. Son personas que están buscando crear una situación de conmoción. Es una cosa que se han inventado. La población está nerviosa por estos rumores que son falsos”, dijo el ministro al medio Perú21.

Con esta información, en Colombiacheck calificamos como falsa la imagen que advierte sobre la presencia de una supuesta banda de secuestradores de niños y traficantes de órganos, pues se trata de una desinformación que ha estado circulando en redes sociales de países latinoamericanos, por lo menos, desde 2016.

Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso

Falso

Jueves, 21 Marzo 2019

Herbin Hoyos usa foto vieja y fuera de contexto para señalar falsamente a indígenas del Cauca de guerrilleros

Por Ana María Saavedra

El periodista Herbin Hoyos compartió una foto para señalar a los indígenas del norte del Cauca de guerrilleros, pero la foto es de 2012 y retrata a indígenas escapando de enfrentamientos entre la guerrilla y el ejército.

El periodista y activista político Herbin Hoyos publicó en su Twitter la imagen de tres indígenas corriendo junto a una guerrillera con el mensaje: “En esta foto tomada en Caldono Cauca se ve a indígenas armados y a una mujer indigena con uniforme militar y fusil como guerrilleros. @FelicianoValen convocante del paro en el Cauca debe responderle a la justicia por su alianza con @PCatatumbo_FARC y grupo de indígenas armados”.

herbintrino

Hoyos hace referencia a la Minga Indígena, en la que la comunidad del norte del departamento del Cauca ha bloqueado la Vía Panamericana, en protesta por los incumplimientos del Gobierno. En estos hechos ha sido asesinado un policía y han resultado heridos uniformados e indígenas.

Luego de que Hoyos divulgara esta foto en su trino, que también ha sido replicada por usuarios como @VictorD73021427 con el mensaje “Amigo Campesino desmovilizate” o por José Felix Lafaurie, presidente de la Federación Nacional de Ganaderos, Fedegan, uno  de nuestros usuarios nos pidió a través de nuestra cuenta de Twitter @Colcheck  que verificáramos esta foto, pues le parecía un caso similar al que chequeamos el miércoles pasado de otra imagen con la que atacaban a la Minga.

lafaurie

Al recibir la foto, realizamos el mismo procedimiento, una búsqueda inversa en Google, y encontramos que la imagen original es del periódico El Colombiano. La foto apareció primero en un reportaje llamado “Indígenas no soportan más balas en sus resguardos”, publicado el 14 de julio de 2012.

El texto cuenta cómo los indígenas del cerro Tijeras, en Jambaló (no en Caldono, como dice Hoyos) huyen de los combates entre guerrilleros de las Farc con el Ejército.

“Tirado en el suelo, mientras suenan las ráfagas del Ejército y las Farc, José Domingo Manza, gobernador indígena del Resguardo Pioyá, con zozobra dice: ‘Esta es la dura realidad que sufrimos casi a diario en nuestros territorios invadidos, la guerrilla siempre ha controlado estas partes altas. Por eso la posición de nuestro pueblo de que mientras esté el Ejército, la guerrilla no va a desalojar nuestras tierras y al contrario será igual’”, es uno de los fragmentos de la historia relata por el periodista Juan Carlos Monroy, quien estuvo en el sitio de la foto.

Monroy le relató a Colombiacheck que se trató de una serie periodística que se llamó “Así es la guerra en el Cauca”. 

“Hicimos esos reportaje luego de la caída del Súper Tucano de la Fuerza Aérea en esa zona, el orden público se había afectado. Esa foto fue cuando la Cruz Roja acudió a recuperar los cuerpos de los pilotos del avión y se presentaron unos combates. Por estos días, también ocurrió que los indígenas acudieron a un cerro para sacar los militares de su territorio”, relató Monroy.

Asimismo, el reportero gráfico de El Colombiano, Manuel Saldarriaga, quien tomó la fotografía, explicó que la imagen la tomó cuando se presentó un combate en Jambaló. “Se estaban entregando los cuerpos de los pilotos por parte de la guerrilla a la Cruz Roja, pero íbamos a entrevistar a los guerrilleros, que estaban en un cerro y justo en ese momento se presentó un combate entre Ejército y guerrilleros. Se generó un caos, fueron 20 minutos de tiroteos y los guerrilleros empezaron a correr, a coger montaña hacia arriba. En la zona habían muchos indígenas”.

“Los indígenas estaban allí viendo lo del derribamiento de la avioneta y la entrega de la avioneta. Ese es su territorio, por eso estaban allí. Cuando los enfrentamientos ellos corrieron a resguardarse y los guerrilleros corrieron para retirarse del sitio hacia la montaña”, dijo Saldarriaga.

De otro lado, al analizar esta imagen no se observa lo que describe Hoyos cuando asegura que “se ve a indígenas armados” pues la única que va armada con fusil es la guerrillera uniformada, mientras a las otras tres personas no se les observa armas, solo el bastón de mando de la Guardia Indígena. 

Actualización: Luego de publicada esta nota en nuestro portal, Herbin Hoyos sacó este trino de rectificación: