Pasar al contenido principal

Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso Falso

Falso

Miércoles, 10 Junio 2020

No, tratamiento recomendado por médico homeópata no es la cura contra COVID-19

Por Ana María Saavedra

Raúl Salazar publicó un video en el que recomendó la automedicación con anticoagulantes, esteroides y antibióticos para curarse del coronavirus. Tenga cuidado, no se automedique, es un riesgo para su salud. 

En un video que se volvió viral en redes, un hombre, que se identifica como “Raúl Salazar, médico cirujano de la Universidad del Valle”, entrega una serie de recomendaciones de automedicación para que las personas se cuiden del COVID-19 pues, según él, ya se estudió y determinó “qué es lo que causa la muerte en el coronavirus”.

Salazar, cuyo nombre aparece en las páginas doc.fav.co y doctoralia.co, como médico general y terapeuta complementario, especialista en homeopatía, habla sobre el coronavirus y entrega recomendaciones de tratamientos durante 11 minutos en un video subido a su canal de Youtube y que ha sido compartido en cadenas de WhatsApp y Facebook.

Según él, “el problema son las complicaciones ocasionadas por todas las respuestas inflamatorias en el área de la coagulación todas las cascadas de citoquinas y todos los procesos que se dan en forma natural en el cuerpo como respuesta a un ataque”.

En el video también asegura que “hay unos múltiples coágulos, un proceso de descarga y de cascada coagulatoria, de coagulación masiva que ha llevado inclusive recientemente a que a un actor canadiense les tuvieron que amputar una pierna”.

Según el médico, el tratamiento del coronavirus se hace por un lado con anticoagulantes, es decir aspirinas, y por otro lado con antibióticos y esteroides (usados para el asma).

Como ya lo hemos explicado en varios chequeos publicados, incluyendo una verificación de un tratamiento recomendado por un médico ecuatoriano, por ahora no hay un tratamiento para el COVID-19, la enfermedad ocasionada por el virus SARS-CoV-2.

Así lo ha indicado la Organización Mundial de la Salud, OMS, al explicar que hasta el momento “no existe ningún medicamento autorizado para tratar o prevenir la COVID-19. Aunque están en marcha varios ensayos de medicamentos, hasta el momento no se ha demostrado que la hidroxicloroquina ni ningún otro fármaco puedan curar o prevenir la COVID-19”.

Fabricio Caballero, jefe del departamento de anestesia de la Universidad del Valle, miembro del equipo de Cuidado Intensivos del Hospital Universitario del Valle, HUV, y especialista en Medicina Critica y Cuidado Intensivo, nos explicó que aunque el médico caleño “utiliza términos que sí están en la fisiopatologías en el curso de la enfermedad, esto varía dependiendo el individuo”.

Caballero recalca que aún no hay un tratamiento aprobado y que apenas se están conociendo algunos indicios, pues no se han terminado los ensayos clínicos (pues son un proceso más lento) sino que solo se han realizado estudios observacionales.

El intensivista recalcó los peligros de la automedicación. Por ejemplo, explicó que el hecho de tomar un anticoagulante (aspirina) en pacientes que tengan dengue es un riesgo para la salud de ellos.

Otra de los datos engañosos dados por Salazar en su video es la recomendación de los antibióticos, ya que, como ya lo hemos dicho en otros chequeos, el Sars-CoV-2 es un virus y no una bacteria, por lo que no se debe tratar con estos medicamentos.

La OMS ya había descartado que se puedan usar antibióticos porque estos no son efectivos contra los virus en su sección de Preguntas y Respuestas.

Caballero nos explicó que en las unidades de Cuidados Intensivos han usado antibióticos en algunos casos porque los pacientes se han infectado con bacterias, pero que si se consumen por alguien que no los necesite, esto puede generar contraindicaciones y generar resistencia a estos.

Así que en Colombiacheck calificamos de falsas las recomendaciones de tratamientos para el coronavirus dadas por el homeópata caleño. Tenga cuidado, no se automedique, es un riesgo para su salud.

Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable Cuestionable

Cuestionable

Miércoles, 27 Enero 2021

Gráfico con errores sobre precios de vacunas aún causa malentendidos

Por José Felipe Sarmiento

De nuevo circula un diagrama que el diario La República tuvo que corregir y que ha sido utilizado para desinformar sobre la compra de vacunas contra el COVID-19 por parte de Colombia.

Con mensajes que aseguran que “Colombia comprará la vacuna [contra el COVID-19] a 10 veces su precio real” y otros cuestionamientos parecidos, circula en Facebook una gráfica en la que aparece el valor por dosis que algunos laboratorios supuestamente le han dado a “países que han publicado el precio de compra”.

Entre los sitios donde ha aparecido, está el grupo ‘Claudia López, ¡te apoyamos!’, donde lo pusieron en un meme con un sello de ‘robledistas’ que lleva una ilustración del senador Jorge Robledo. También lo publicó el abogado ambientalista Juan Diego Medina, integrante del movimiento Activista. En otros perfiles, lo han puesto como captura de pantalla de un trino del senador del partido MAIS Gustavo Bolívar, que pertenece a la coalición Decentes, donde a la vez citaba uno de su colega Alexander López, del Polo Democrático.

Publicación en Facebook con gráfico erróneo sobre precios de vacunas

Publicación en Facebook con gráfico erróneo sobre precios de vacunas

Trino de Gustavo Bolívar con otro de Alexander López sobre precios de vacunas

Usuarios de la red social han reportado estos contenidos, que suman 1.789 compartidos hasta el 26 de enero, como posibles noticias falsas. Colombiacheck, que pertenece al programa de verificadores independientes de Facebook, encontró que son publicaciones cuestionables porque el gráfico tiene datos ciertos pero también contiene errores, incluyendo uno justamente en el precio que ha escandalizado a tantas personas.

Lo mismo habían indicado ya las secciones de verificación de la agencia AFP y el portal La Silla Vacía. Sin embargo, la desinformación sigue circulando.

El gráfico salió de un artículo publicado por el diario económico La República el 6 de enero de 2021, que incluso está enlazado junto a la imagen compartida por Medina. Sin embargo, la versión actual ya no es igual porque el medio tuvo que corregir la equivocación que cometió (y que quedó archivada) cuando puso que Colombia pagaría 21 dólares por dosis de la vacuna de la Universidad de Oxford y AstraZeneca junto a precios entre 2,19 y 4,5 dólares para otros países.

Para completar la confusión, junto al nombre del país había un asterisco de una anotación al pie en la que se decía que se estaban negociando “unas 10 millones de dosis” de la desarrollada por Pfizer y BioNTech. O sea que la supuesta aclaración se refería a un laboratorio distinto del que aparecía al lado del precio señalado.

Al pie de las dos versiones del diagrama se menciona como primera fuente al Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (Unicef, en inglés), que tiene datos recolectados de fuentes públicas sobre los precios por dosis. La mayoría de cifras coinciden con las del diagrama. No obstante, la misma página advierte que “esta vista podría no proveer una imagen precisa de los precios de las vacunas” y la reproducción de los datos para la de AstraZeneca tiene tres fallas:

  • En Filipinas, La República dice que son 2,5 dólares, pero es el doble.
  • En Bangladesh son 4, no 4,5 dólares.
  • Los 21 dólares de Colombia no tienen sustento porque el país ni siquiera aparece en ese listado de Unicef.

La otra fuente del diario es el sistema de medios públicos alemán, Deutsche Welle (DW). De acuerdo con una búsqueda avanzada de Google, su portal en español sacó una nota sobre la autorización de emergencia para la vacuna de Pfizer en Colombia el mismo día de la publicación de La República, en la que se recuerda el anuncio que había hecho Duque en diciembre de 2020 sobre la compra de 10 millones de dosis a ese laboratorio, otros 10 millones a AstraZeneca, 9 millones a Janssen y 20 millones a través de la alianza Covax de la Organización Mundial de la Salud. Nada sobre precios.

Finalmente, la infografía corregida (en la que siguen mal los precios de Filipinas y Bangladesh) pone a Colombia fuera del gráfico. “En el documento del Plan Nacional de Vacunación se estimó un costo del tratamiento de 21 dólares. El Gobierno aclaró que este es un modelo de costo-efectividad, usando precio estimado promedio”, dice.

La primera versión del plan, en la página 36, en efecto estima ese costo dentro de los parámetros para sacar cuentas. El valor no aparece atribuido a ningún laboratorio específico y, hasta el 27 de enero, una de las grandes incógnitas en el país es precisamente cuánto va a pagar el Estado por las dosis de cada una de las tres farmacéuticas con las que tiene acuerdos bilaterales.

Los datos de Unicef dan un rango de 2,19 a 44 dólares entre todas las opciones posibles (la más cara es la de Moderna, de la que Colombia no ha anunciado compras). El punto medio es 23,1 dólares.

Por tanto, la mayoría de los datos en el gráfico que circula por redes son correctos. Pero hay dos descaches con los precios de AstraZeneca para países asiáticos y una gran equivocación, que lleva a conclusiones falsas, en todo lo referente a los datos sobre Colombia. De ahí que su calificación sea cuestionable.